Actualidad

La borrasca Mónica regala un fin de semana de lluvia, nieve, viento intenso y mala mar

  • Llevará este fin de semana un tiempo desapacible e invernal a muchas zonas de España
Madridicon-related

La borrasca profunda de gran impacto Mónica, nombrada este sábado por el servicio meteorológico francés (Météo-France), llevará este fin de semana un tiempo desapacible e invernal a muchas zonas de España, con lluvias generalizadas; nieve no solo en las montañas, sino también a cotas bajas de unos 600 metros; rachas fuertes de 90 km/h y olas de cerca de siete metros en Galicia.

"El tiempo de este fin de semana estará marcado por la presencia de una borrasca, que va a dar lugar a un episodio de tiempo adverso, con lluvia, nieve, viento y temporal marítimo en nuestro país", según Rubén del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Del Campo subrayó que "las precipitaciones van a ser generalizadas y abundantes". "La nieve va a hacer acto de presencia no solo en zonas de montaña, sino también en áreas más bajas y, aunque el viento no será el factor más adverso, también va a provocar mal estado de la mar y va a soplar con intensidad, incrementando la sensación de tiempo desapacible".

"Todo esto, acompañado de una bajada de las temperaturas que va a dejar un ambiente frío para la época del año, especialmente en las temperaturas diurnas, que, en muchos puntos del interior peninsular estarán entre 5 y 10 grados por debajo de lo normal para esta época del año", resumió.

La predicción de la Aemet, recogida por Servimedia, indica que las capitales más frías durante el día serán Ávila este sábado (6) y Ávila, Segovia y Soria el domingo (9). En general, muchas zonas de Castilla y León estarán por debajo de los 10 grados.

En cambio, hará más calor en la península este sábado en Murcia (20) y el domingo en Castellón de la Plana y Murcia (21). Las capitales canarias -Las Palmas de Gran Canaria y Santa Cruz de Tenerife- llegarán a entre 21 y 24 grados.

Sábado

La borrasca está este sábado en el golfo de Vizcaya. "Será una jornada de precipitaciones, que podrán caer en prácticamente cualquier punto de la península y Baleares", indicó Del Campo. Con menor intensidad, lo harán en puntos del área levantina y del Cantábrico oriental.

Lloverá sobre todo en el oeste y el centro de la península, así como en Andalucía central y oriental, el este de Castilla-La Mancha, el extremo sur de Aragón y el área pirenaica.

"De nuevo, en las montañas podrán acumularse entre 10 y 20 centímetros de nieve nueva y fuera de las áreas montañosas también nevará, no tanto, pero a una cota que podrá bajar hasta unos 600 o 700 metros en el noroeste, entre 800 y 1.000 metros en el resto de la mitad norte y zona centro, y hasta unos 1.000 a 1.200 metros en la mitad sur", apostilló Del Campo.

Las temperaturas diurnas bajarán un poco más. "Aunque las heladas quedarán restringidas a zonas de montaña, será un día frío", recalcó el portavoz de la Aemet.

Habrá rachas de viento intensas, que podrán alcanzar los 80 km/h en áreas litorales del norte y en montañas.

El oleaje en Galicia podrá alcanzar alturas superiores a los siete metros, lo que también se espera para este viernes.

Domingo

El domingo continuará la influencia de la borrasca, aunque se irá debilitando. Así, aparecerán lluvias generalizadas, menos abundantes que en días anteriores.

Los mayores acumulados se darán en el Cantábrico, mientras que en la zona levantina y Baleares apenas lloverá.

"Seguirá nevando en las montañas, sobre todo en las del centro y norte, con una cota de nieve que subirá desde los 900 metros al principio en la mitad norte y zona centro hasta unos 1.000 o 1.400 metros. Esa misma cota de 1.000 a 1.400 metros estará en la mitad sur, aunque allí subirá en las horas centrales del día", indicó Del Campo.

Las temperaturas subirán claramente en buena parte del país, aunque continuará el ambiente frío para la época del año en el interior peninsular. A orillas del Mediterráneo se superarán ya los 18 o 20 grados.

Canarias

En cuanto a Canarias, se esperan vientos de componente norte, cielos nubosos, especialmente en el norte de las islas de mayor relieve, y lluvias débiles en esa zona.

Las temperaturas subirán este sábado y apenas variarán el domingo.

Próxima semana

La próxima semana comenzará con una tendencia a la estabilización del tiempo, con menos nubes y lluvias, aunque el lunes lloverá en zonas del norte y nevará por encima de 1.000 a 1.200 metros.

El martes será una jornada más tranquila. A partir del miércoles, nuevas borrascas atlánticas llegarán a España, con lluvias abundantes en el oeste y el centro peninsular.

"Todo esto con unas temperaturas que, en general, subirán a lo largo de la semana para alcanzar primero valores normales y después, de cara al próximo fin de semana, probablemente temperaturas más altas de lo habitual para la época", concluyó Del Campo.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud