Actualidad

Los supermercados de Reino Unido están utilizando recortes de cartón para tapar los huecos por la falta de productos

Foto: Patrick Dalton

La crisis de suministros está azotando a gran parte del planeta. Reino Unido es uno de los países que más se está viendo afectado por este problema. La escasez de productos es notable al pasear por los supermercados, y la incertidumbre está asolando a la sociedad británica.

Esto ha provocado que, en un casi intento de paliar el impacto de esta crisis sobre la imagen de marca de los supermercados, las tiendas se hayan visto obligados a tapar los huecos provocados por la escasez con alimentos impresos en recortes de cartón.

Tesco, cadena de supermercados con sede en el Reino Unido, ha comenzado a usar imágenes de espárragos, zanahorias, naranjas y uvas en sus pasillos de productos frescos, tal y como ha informado The Guardian.

El problema se ha extendido por gran parte del país

Según el medio británico, los consumidores del país vecino han visto zanahorias falsas en Fakenham, espárragos de cartón en Londres, imágenes de naranjas y uvas en Milton Keynes, así como botellas de lavavajillas impresas en 2D en Cambridge.

La crisis se agrava aún más cuando se atiende a que la crisis de suministros no solo responde a los problemas globales que azotan a medio mundo, si no que en Reino Unido se suma una alarmante falta de mano de obra.

El país no cuenta ni con recolectores ni con empacadores, y las granjas y las plantas de procesamiento de alimentos no cuentan con plantilla suficiente para responder a la creciente demanda.

A esto se suma la crisis del transporte que asola a la isla. Reino Unido se ha visto obligado a dejar entrar camiones extranjeros sin limitaciones para paliar la crisis de suministros, en un intento de salvar, por lo menos, la campaña de Navidad.

Bryan Roberts, un analista minorista de Shopfloor Insights, por su parte, esgrimió una causa alternativa a esta iniciativa de los supermercados de colocar recortes de cartón: "Se ha vuelto bastante común. No se debe solo a la escasez, sino a que muchas de las tiendas más grandes ahora son simplemente demasiado grandes", dice Roberts al medio británico.

Además, esta parece ser solo una de las tácticas que utilizan los minoristas para solucionar este problema, según el analista. Los supermercados como Tesco también llevan a cabo otras prácticas como llenar las neveras de carne con botellas de salsa de tomate o mayonesa, distribuir los paquetes de cerveza en pasillos enteros y colocar grandes carteles u otro material de marketing.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud