Vivienda - Inmobiliario

¿Hasta qué edad máxima pueden los bancos conceder una hipoteca?

  • La edad es uno de los factores clave al pedir una hipoteca
  • No siempre los mejores préstamos son para los más mayores
Pr?stamo hipotecario. / Foto: iStock

La concesión de una hipoteca para comprar la primera vivienda es un trámite difícil en el que surgen muchas dudas. De hecho, una de las primeras preguntas que hacen los bancos a los clientes que acuden a ellos para solicitar una hipoteca con el fin de adquirir una vivienda es su edad o su fecha de nacimiento.

La importancia de este dato radica en que, en función de la edad que tenga el futuro hipotecado, el préstamo podría tener unas características diferentes, tal y como explican los expertos de iAhorro.

Además, pese a que podríamos pensar que, a mayor edad, las ofertas de los bancos también serán mejores porque la estabilidad tanto laboral y económica como personal del cliente será también mejor, no siempre es así. Las entidades financieras lo único que buscan es asegurarse de que el hipotecado podrá devolver, en el plazo inicialmente establecido, su deuda. Por este motivo, como norma general, no fijan una edad mínima a la que pedir la hipoteca (solamente que sea mayor de edad), pero sí tienen fijada una edad máxima para evitar que el riesgo de impago se dispare.

Simone Colombelli, director de Hipotecas del comparador y asesor hipotecario iAhorro explica que esa edad máxima "no está establecida por ley" pero "uno de los requisitos de los bancos al conceder la hipoteca que termines de pagar el préstamo antes de que cumplas 70 o 75 años", aunque hay alguno que lo alarga hasta los 80 años.

La edad, clave para fijar el plazo de amortización de la hipoteca

La edad en lo que más influye es en el plazo de amortización de la hipoteca: cuantos más años tengas, el plazo que te permitirá contratar el banco será más corto. Por ejemplo, una persona que tenga entre 18 y 30 años en el momento de contratar la hipoteca podría optar fácilmente a plazos de amortización de 30 o incluso 40 años, en función de la entidad financiera porque, como mucho, terminaría de devolver su deuda a los 70 años. Es a partir de los 45, sobre todo, cuando los plazos van disminuyendo y el banco solo concedería hipotecas a 20, 15 o incluso 10 años.

Si bien es cierto que hay personas que a los 50 años deciden hipotecarse, según los datos recopilados por el comparador hipotecario, el porcentaje de usuarios de entre 46 y 55 años que han firmado su hipoteca con iAhorro en lo que va de 2023 (de enero a mayo) no supera el 20% del total. Y, si nos fijamos en aquellos que tienen más de 56 años, ese porcentaje cae en picado hasta el 5%.

¿Cuál es el motivo? Simone Colombelli asegura "a partir de esas edades, sobre todo a partir de los 60 años, comienza a ser más probable que el titular de la hipoteca cobre una pensión o que esté jubilado. Y el riesgo de padecer una enfermedad o de fallecer aumenta, por lo que los bancos no quieren cargar con deudas impagadas".

¿Qué bancos conceden hipotecas hasta los 80 años?

No existen muchas entidades financieras que amplíen hasta los 80 años el límite de edad de sus clientes para terminar de pagar la hipoteca. Solamente el Banco Santander podría conceder hipotecas a clientes que tengan unos 50 años con un plazo de amortización de 30 años, que es el máximo que aplica. Así, el hipotecado tendría hasta los 80 años para pagar su deuda.

Por su parte, entidades como Caixabank, Ibercaja, Kutxabank, Bankinter o Banco Sabadell marcan su límite de edad máxima en 75 años, mientras que en BBVA los hipotecados no pueden llegar a superar los 70 años. Para conocer el límite de cada banco, lo mejor es preguntar y no guiarse por lo que publican en sus aplicaciones o páginas web porque, en función del perfil del cliente, pueden hacer o no la vista gorda.

¿Qué pasa si mi pareja es mucho más mayor?

Otra cosa importante que hay que tener en cuenta que, asegura el director de Hipotecas de iAhorro "si el préstamo lo piden dos o más personas, siempre se tiene en cuenta la edad de la más pequeña a la hora de marcar los límites, por lo que esto también beneficia a quienes piden una hipoteca en pareja o con amigos o familiares". Por ejemplo, si en un matrimonio uno de los miembros tiene 49 años y otro 55, se tomará como referencia la edad del más joven y el Banco Santander podría conceder la hipoteca a 30 años, hasta los 79 años de uno y los 85 de otro si cumplen con el resto de las condiciones de la entidad.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud