Vivienda - Inmobiliario

Obras de Madrid cambia de sede, de imagen y pasa a llamarse Planifica Madrid

  • Unifica sus oficinas y se traslada a Edgar Naville con 1.700 m2
  • Hasta la fecha estaba en un edificio de Generali y en Gran Vía 20
Carlos Izquierdo, consejero de Administración Local y Digitalización

Obras de Madrid, empresa pública que gestiona el suelo de la Comunidad de Madrid, cambia de nombre, de imagen y de sede.

Según ha podido saber elEconomista.es, la CAM ha dado un nuevo impulso a la reactivación de la empresa pública como medio propio, dotándola de una nueva denominación social e imagen corporativa y ha sido rebautizada como Planifica Madrid, con el objetivo de consolidarse como uno de los organismos para la planificación y ejecución de proyectos más potentes de la región.

Además, han decidido trasladar su sede a uno de los once edificios que tiene en propiedad Planifica Madrid, en la calle Edgar Neville, 3-5, para unificar a todos sus empleados. De este modo, el organismo deja sus oficinas actuales que estaban repartidas entre el número 30 de Gran Vía, donde ocupaban una planta que también era de su propiedad, y en Alcalá 21. Este último es un edificio propiedad de Generali y en el que ocupaban tres planas bajo contrato de arrendamiento.

De este modo, la sede social consolida su patrimoniom, un cambio que supondrá un importante ahorro en el gasto corriente del organismo. Estas nuevas oficinas disponen de más de 1.700 metros cuadrados lo que permite mejorar el espacio para su personal y la distribución pues se pasa a estar distribuidos en dos plantas en lugar de las hasta cuatro en las que se encontraban.

El consejero de Administración Local y Digitalización, Carlos Izquierdo, quien presidió ayer el consejo de administración de esta entidad, subrayó que "este importante cambio busca consolidar la revitalización estratégica de su actividad que se ha llevado a cabo a lo largo de esta legislatura, así como su vocación de servicio, aprovechando, además, el talento de un equipo de profesionales especializados con demostrada experiencia".

Planifica Madrid se encarga de la gestión y urbanización de suelo para toda clase de usos (industrial, logístico, comercial, oficinas, residencial) con el objetivo de la puesta en el mercado de parcelas urbanizadas. Igualmente, acomete las tareas de redacción de proyectos y la ejecución de obras para la construcción de edificios o infraestructuras, encargadas por las distintas consejerías del Gobierno regional. Además, a estas labores ha incorporado este año la redacción de proyectos y ejecución de las actuaciones de carácter supramunicipal de los Programas de Inversión Regional.

En periodos anteriores Planifica Madrid ha llevado a cabo la construcción y rehabilitación de numerosos edificios autonómicos, alguno muy emblemático como la construcción la sede de Telemadrid, los Teatros del Canal, la Maternidad de O'Donnell, el Palacio de los Deportes o el Archivo y la Biblioteca Regional.

Asimismo, ha intervenido en la ampliación de Metro de Madrid entre los años 1995-99 y ha protagonizado desarrollos urbanísticos en numerosos municipios de la región como, el parque eumpresarial de Las Rozas, Arroyo Culebro en Pinto, Getafe, Parla, Fuenlabrada y Leganés, Soto del Henares en Torrejón de Ardoz o Parque Oeste Alcorcón, entre otros.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.