Comunidad Valenciana

Bankia descarta fusiones a corto plazo y se centra en cerrar su privatización

(Fotografía de Guillermo Lucas).

"No me he sentado con ningún colega, ni español ni extranjero, para negociar una fusión", afirmó el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, que zanjó los rumores sobre una posible integración con BBVA o con el Sabadell, que tildó de "leyenda urbana". El ejecutivo negó, asimismo, presiones del Gobierno -propietario del 60 por ciento del capital, a través del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria, Frob- para abordar un proceso de concentración. No obstante, admitió que, como ocurre con el resto de entidades cotizadas en el mercado, "uno nunca sabe lo que puede a pasar a medio y largo plazo".

Goirigolzarri explicó con detalle como transcurrió la entrevista con Financial Times que disparó los rumores de su compra por parte de BBVA -apoyados, también, por la elección de Román Escolano, que trabajó en este banco, como ministro de Economía, en sustitución de Luis de Guindos-. Negó que se refierese a una operación en concreto, aunque sí admitió que dijo que "hoy por hoy, Bankia es la mejor opción para cualquiera cuando alguien hace análisis de operaciones corporativas". Además, aseguró que "ni el actual ministro ni el anterior" le dieron instrucciones en este sentido.

"No necesariamente es mejor vender todo el banco para recuperar más dinero. En el plan estratégico hay una retribución en metálico al accionista -de 2.500 millones en tres años-, muy valorada", apuntó.

El presidente de Bankia afirmó que, en el corto plazo, se centrará en cumplir con el plan estratégico hasta 2020 -que presentó en febrero y que someterá mañana a la aprobación de la junta general ordinaria de accionistas, en el Palacio de Congresos de Valencia-, en el que no están contemplados procesos de integració o venta. Asimismo, apuntó que trabaja con el escenario de la privatización total del banco antes del fin de 2019, con la prioridad de "optimizar" su valor, para "maximizar el nivel de ayudas que recupere el contribuyente". Goirigolzarri destacó que Bankia ha devuelto ya 2.800 millones, "más que ninguna otra" de las entidades que recibieron fondos estatales.

Respecto a este proceso, eludió pronunciarse sobre la mejor fórmula para que el Frob lo ejecute. "Como gestores, tenemos que trabajar, dar resultados y generar valor, y los accionistas decidirán cuándo, cómo y a qué precio venden", indicó. No obstante, admitió que, tras los ajustes del sector bancario en bolsa en las últimas semanas, "no es el mejor momento para hacer operaciones".

"Ventanas de oportunidad siempre va a haber" y el Frob podría aprovecharlas para colocar "paquetes más amplios" que los que ha vendido hasta ahora -de hasta el 7,5 por ciento del capital-, lo que podría "acelerar el proceso", indicó.

No obstante, Goirigolzarri recordó que, si no se dan esas circunstancias, el Gobierno podría ampliar la fecha final para concluir la privatización, como ya hizo en 2017.

Por su parte, el consejero delegado de Bankia, José Sevilla, dijo que hay gran interés en el valor de inversores institucionales, que buscan paquetes "de entre el 0,3 por ciento y el 0,5 por ciento del capital".

Solución rápida para Cataluña

José Ignacio Goirigolzarri aseguró que la banca opera en Cataluña "con total normalidad", pero urge una solución a la inestabilidad política en esta comunidad. "Cualquier solución debe pasar por el respeto al Estado de Derecho, a la Constitución y a la ley. Cuanto antes se logre la normalización, en ese marco, mejor para todos, para Cataluña y para toda España. Las situaciones de incertidumbre son muy malas y, cuanto más se alargue, tendrá mayor impacto y más imprecedible".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin