Tecnología

Facebook lanzará su 'Libra' en 2020 para reinar en los pagos por Internet

Facebook desvela su proyecto de criptomonedas, bautizado Libra, diseñada en colaboración con 27 grupos y que servirá para mucho más que las compras en las plataformas del grupo, que también incluye Whatsapp, Messenger e Instagram, entre otros. Tras más de un año de trabajo, el libro blanco de su futura divisa criptomoneda despeja muchos de los interrogantes antes de su lanzamiento en 2020.

¿Dónde y cómo se comprará?

La libra es una criptomoneda. Lógicamente, debería estar disponible para su compra en plataformas crypto. Entre los 27 principales socios de Facebook se encuentra la American Coinbase, la segunda bolsa de Bitcoins más grande del mundo. La libra también debería estar disponible en todas las carteras criptográficas que la distribuyan. Otros socios del proyecto también pueden comprarlos en sus sitios. Grupos como Visa y PayPal también podrían negociar puntos de compra física (dinero en efectivo), especialmente para llegar a las poblaciones "no bancarizadas".

¿Dónde y cómo se utilizará?

La futura Libra estará disponible para su uso en el entorno de aplicación de Facebook. Primero en Messenger y WhatsApp, luego en Instagram. Gracias a una aplicación dedicada, los 2.100 millones de usuarios de la red social podrán intercambiar libros y comprar productos de socios (Lyft, Iliad, etc.), así como de empresas ajenas al proyecto que lo acepten. Para los 27 socios de Facebook, las situaciones varían. Al aceptar Libra, eBay, Uber y Spotify deberían disfrutar de un acceso privilegiado a la enorme base de usuarios de la red social. Por su parte, empresas como MasterCard o Stripe deberían optar por ofrecer a las empresas servicios financieros basados en el ecosistema libra.

¿Cuánto valdrá la 'Libra'?

Imposible por el momento saberlo. Lo que es seguro es que la Libra será indexada a una cesta de monedas, según el principio '1 a 1'. ¿El objetivo? Que evite fluctuaciones como las observadas con otras criptomonedas. Para garantizar esta estabilidad, Facebook y sus socios han decidido tomar las monedas consideradas más fuertes: el dólar, el euro, la libra esterlina y el yen. A largo plazo, se podría añadir el yuan. A medida que los usuarios compren libras, los 28 socios acumularán divisas en una reserva gestionada por la fundación suiza Libra.

¿Quién podría regular la 'Libra'?

Es sin duda una de las mayores incógnitas del proyecto, ya que Libra es un OVNI financiero. Facebook y sus socios han consultado ampliamente con los reguladores y han discutido con los bancos centrales, incluidos aquellos cuyas monedas se espera que alimenten la canasta de reservas (Reserva Federal de EEUU, Banco Central Europeo, Banco de Inglaterra y Banco de Japón). Hasta ahora no se ha filtrado nada. Lo que sí sabemos es que la libra no estará directamente controlada por Facebook y sus 27 socios. La fundación suiza Libra será responsable de ello. Para monetizar la Libra, es probable que Facebook, Uber y otros gigantes lancen aplicaciones y productos financieros basados en el ecosistema libra. La red social cuenta con una licencia de entidad de dinero electrónico emitida en julio de 2018 por el Bank of Ireland, que le permite ofrecer el servicio en todo el Espacio Económico Europeo.

¿Cómo ganarán dinero Facebook y sus socios?

Casi no se ha filtrado información sobre el tema. Pero el proyecto obviamente no es filantrópico. Si bien el uso del libro debería ser gratuito en cuanto a las monedas tradicionales, aunque solo sea para facilitar su adopción, Facebook y sus socios deberían beneficiarse de este ecosistema. Facebook debería tener diferentes fuentes de ingresos: en primer lugar, el aumento de sus ingresos publicitarios gracias a un mercado (2.100 millones de usuarios) que es especialmente atractivo para las empresas. El grupo tiene una relación con 90 millones de empresas que estarán encantadas de mostrar sus productos que los usuarios pueden comprar directamente en aplicaciones de redes sociales.

¿Cómo protegerá los datos?

Es un asunto capital. Para que otros gigantes hayan decidido unirse a Mark Zuckerberg es porque tenían garantías. La fundación en Suiza no debe ser ajena a ella: es esta estructura la que debe gestionar la Libra y, por lo tanto, los datos de usuarios vinculados a ella. En teoría, ninguno de los grupos asociados debería tener acceso a los datos financieros de los usuarios de Libra.

Muy diferente a los 'bitcoins'

La Libra sólo se parece al Bitcoin en que ambas son criptomonedas. Todo lo demás son diferencias. El tipo de cadena de bloqueo del Bitcoin es pública, es decir, abierta y descentralizada, en la Libra es "privada", en la que solo los actores autorizados -los 27 socios- pueden conectarse. Las transacciones de 10 minutos del bitcoin contrastan con la inmediatez de la Libra, más fácil con una cadena de bloqueo privada. El tamaño asimismo es distinto: frente a los 30 millones de propietarios de Bitcoin, la Libra podría ser comprada y utilizada por 2.100 millones de usuarios.

© Raphaël Bloch / Les Echos.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2
forum Comentarios 2
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

de nada
A Favor
En Contra

¿¿¿ "cadena de bloqueo" ????

Digan al becario que "block chain" se traduce como "Cadena de BLOQUES".

Puntuación 2
#1
un ciudadano
A Favor
En Contra

Es curioso que en el Economista no estén anunciando por ningún lado que el bitcoin ha pasado en apenas tres meses de valer 3.200 $ a 11.300$ y sigue subiendo...

Puntuación 0
#2