Tecnología

Así puedes proteger tus redes sociales de los cibercriminales

  • Estas son 4 recomendaciones para añadir una capa extra de seguridad a tus perfiles
  • Son simples y rápidas de activar y pueden salvarte de sufrir un ataque

Millones de usuarios se conectan y utilizan las redes sociales cada día, en ellas publican fotos, mensajes y comentarios que relevan mucha información personal que puede ser útil para los cibercriminales para diferentes objetivos. Por eso hoy te vamos a dar una serie de recomendaciones para que hagas tu perfil más seguro.

Instagram (24 millones de usuarios), Facebook (21,7 millones de usuarios) y TikTok (15,5 millones de usuarios) fueron las redes con más seguidores en 2021, según The Social Media Family. Estas cantidades de usuarios hacen que los hackers y cibercriminales tengan una gran variedad de perfiles para atacar, siendo las cuentas menos protegidas su objetivo principal.

Está en tus manos proteger tu perfil, y como consecuencia tu información personal, en cualquiera de estas plataformas por eso la compañía especializada en ciberseguridad ESET recoge cuatro puntos importantes a tener en cuenta para mantenerse a salvo.

1.Configuración de privacidad

Todas estas plataformas tienen una serie de elementos de privacidad para que cada usuario marque los niveles seguridad que quiera en su perfil. Normalmente al registrarte en una de estas plataformas tienes que rellenar tus preferencias, sí quieres tener una cuenta privada, quién puede comentar tus publicaciones o restringir el acceso a determinadas personas.

En el caso de que nunca hayas rellenado la configuración de privacidad, te recomendamos que lo hagas ya que solo tardarás unos minutos y puedes proteger de que alguien no deseado acceda a tu información.

2. Comentarios

Los comentarios se inventaron para promocionar la interacción entre perfiles, por eso es importante que tú establezcas los límites y tengas el control sobre ellos. Al configurar este apartado podrás restringir y bloquear comentarios ofensivos, violentos o abusivos para evitar el acoso digital o el bullying.

Además, estas apps tienes herramientas como los filtros de contenido, en el caso de que detecten palabras denunciadas o hirientes para eliminarlas directamente.

3.Mensajes

A pesar de que tu cuenta sea privada, todavía te pueden llegar mensajes de personas desconocidas, entre las que se puede encontrar un cibercriminal disfrazado de otra cosa, para evitar caer en las redes de estos, otra opción recomendable es ir y establecer tus preferencias en los Controles de Mensajes.

En el caso de TikTok, está prohibido enviar mensajes privados a menores de 16 años, pero cualquier cuenta puede establecer y configurar los parámetros de privacidad que quiere.

4. Etiquetado y menciones

Otro aspecto importante a tener en cuenta para evitar que personas no deseadas acceden e interactúen con nuestro perfil es el de configurar el etiquetado y las menciones. Por ejemplo, en Instagram puedes restringir quien te puede etiquetar y quien no, lo mismo ocurre con las menciones.

Todas estas recomendaciones son pequeñas ayudas para que tu perfil sea un poco más seguro, no son complicadas de activar y sirven como una capa extra de protección, ya que en Internet nunca sabes por donde te van a atacar.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.