Tecnología

Ex empleada de Facebook revela documentos internos: el odio y la ira son mejores para su negocio

  • Los documentos internos revelan que se fomenta contenido de odio
  • Algoritmos más 'seguros' lo evitarían, pero generarían menos ingresos

Una antigua empleada de Facebook se ha desenmascarado como la responsable de las últimas filtraciones sobre el funcionamiento de la red social.

Los documentos internos, publicados por el Wall Street Journal, fueron obtenidos por Frances Haugen el pasado mes de mayo, cuando abandonó Facebook después de darse cuenta de "cómo sería su futuro" si continuaba en la compañía.

Haugen es una científica de datos que formó parte de Civic Integrity, una unidad de Facebook dedicada a luchar contra la desinformación política en la plataforma; Facebook cerró el grupo después de las elecciones estadounidenses de 2020, justo cuando las conspiraciones de fraude electoral se dispararon, terminando en el asalto al Capitolio para evitar el nombramiento de Joe Biden como nuevo presidente. Que Facebook haya tenido un papel en los eventos de aquel día es "ridículo", según el representante de Facebook, y vice primer ministro británico hasta 2015, Nick Clegg.

Sin embargo, Haugen afirmó en una entrevista al programa estadounidense 60 Minutes que el algoritmo de Facebook elige contenido que enfada a los usuarios, porque sabe que eso es lo que genera más reacciones o 'engagement'; y las publicaciones con más participación de los usuarios son las que más dinero ingresan, por la publicidad relacionada.

Según los documentos filtrados, las propias investigaciones internas de Facebook revelan que el contenido odioso y divisivo inspira más ira que otras emociones; el algoritmo tiene en cuenta 'miles' de factores, pero Facebook habría elegido aquellos que generan más reacciones. Hauger llega a afirmar que Facebook se ha dado cuenta de que podría hacer un algoritmo "más seguro", pero en ese caso la gente pasaría menos tiempo en Facebook, pulsaría en menos anuncios, y ganaría menos dinero.

Esto no afecta sólo a los EEUU: los efectos del algoritmo ya se están notando en Europa. Los partidos políticos europeos se habrían visto obligados a contratar anuncios más negativos para conseguir 'engagement' en Facebook y según Haugen, los partidos están tomando posiciones con las que no están a gusto, porque si no, no ganarían en redes sociales.

El papel de Instagram ha recibido una atención especial, concretamente en su efecto en los menores. Según una investigación interna de Facebook, un 13,5% de las adolescentes creen que Instagram fomenta pensamientos sobre suicidio, y un 17% cree que empeora sus trastornos alimenticios.

La respuesta de Facebook ante estas publicaciones y revelaciones de Haugen se ha centrado en recordar que estos estudios son internos y eso demuestra un interés de la compañía por mejorar. Facebook afirma que, si uno de los estudios hubiese identificado una solución a estos "complejos desafíos", toda la sociedad ya la habría implementado, y que pese a eso, ya ha conseguido mejoras importantes contra la desinformación y el contenido dañino. Por último, sugerir que fomenta ese tipo de mal contenido simplemente no es cierto, según representantes de la compañía.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin