Tecnología

Google Chrome ahora detecta si estás prestando atención, y se lo chiva a las páginas que usas

  • Una nueva función detecta la inactividad del usuario
  • Mozilla acusa a Google de crear una "herramienta de vigilancia"

La nueva versión de Chrome cuenta con una polémica funcionalidad que es capaz de registrar la actividad del usuario y compartirla con páginas web.

Se trata de una nueva API, un conjunto de instrucciones que los desarrolladores pueden usar para sus aplicaciones web, llamada "detección de inactividad"; como su nombre indica, es capaz de saber si el usuario está inactivo aunque mantenga la página abierta, algo que hasta ahora, no se podía saber con seguridad.

La parte polémica es que, para saber si el usuario realmente está atento a lo que se muestra en pantalla, Chrome recopilará muchos datos de su comportamiento, incluyendo: "falta de interacción con el teclado, el ratón, la pantalla, activación del salvapantallas, bloqueo de la pantalla, o cambio de pantalla". En otras palabras, Chrome será capaz de conocer pequeños detalles de nuestro comportamiento en directo, y lo hará accesible por otros.

Google afirma que el objetivo de esta nueva API es ayudar a "aplicaciones colaborativas" a saber si el usuario está inactivo; por ejemplo, puede ser muy útil para aplicaciones para teletrabajo, como Slack, que ahora podrán saber si uno de los trabajadores no está prestando atención a la reunión, o a programas como Google Docs, que podrá saber si uno de los participantes en el documento no está pendiente.

A diferencia de muchas otras novedades en la API de Chrome, esta ha recibido muchas críticas de los creadores de otros navegadores web. La propia Google ha reconocido que los desarrolladores de Firefox consideran la función "dañina", y los desarrolladores de Safari la consideran "negativa"; sin embargo, Google afirma que ha recibido un consenso "positivo" de los desarrolladores de páginas web, sin especificar a quiénes se refiere.

Las críticas de Mozilla, desarrolladora de Firefox, son especialmente duras, afirmando que se trata de una "herramienta de vigilancia y control del usuario", que puede ser abusada para invadir la privacidad física del usuario, y usar esos datos para manipularlos. Mozilla ha presentado un rechazo formal a la funcionalidad, al mismo tiempo que ha pedido que no se convierta en un estándar para la Web. Por su parte, Apple también ha negado que lo vaya a implementar en Safari, pero en su caso es porque no ve casos "suficientemente fuertes", ni las medidas de seguridad son "adecuadas", aunque abre la puerta a adoptar la tecnología si sus cuestiones son respondidas.

Microsoft no ha realizado declaración alguna; Edge se basa en el código de Chromium, el mismo que Chrome y, por lo tanto, también adoptará esta función si Microsoft no decide eliminarla de su código.

Cómo desactivarlo

Pese a todas las críticas, Google ha seguido adelante, y a partir de la versión 94 de Chrome la detección está activada por defecto, y puede ser usada por las páginas web que visitemos. Al menos, hay una manera de desactivarla, aunque está oculta junto con el resto de permisos de la plataforma, y Chrome no nos avisará cuando actualicemos el navegador de que se ha activado la función.

Para desactivarla, debemos abrir el menú de Chrome y entrar en "Ajustes". Aquí buscamos "Configuración de sitios", y veremos los permisos que pueden usar las páginas web; debemos pulsar en "Permisos adicionales", y buscar la opción "Uso de tu dispositivo". Si pulsamos, podremos desactivarla y hacer que las páginas no puedan saber si estamos usando el dispositivo; aunque probablemente empezarán a aparecer páginas que obligarán a activar la función.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin