Tecnología

Google lanza su VPN en España para proteger nuestra conexión a Internet

  • El servicio de VPN se expande por primera vez
  • Permite cifrar todos nuestros datos y pasarlos por un servidor privado

El servicio de VPN de Google One ha sido ampliado a cinco países más, entre ellos España, como una alternativa más para mejorar la privacidad mientras navegamos.

Google One lleva ya años ofreciendo servicios de VPN en Estados Unidos, y a partir de hoy estarán disponibles en España, Canadá, Francia, Alemania, Italia, y México. No se ofrece como servicio independiente, sino como parte del servicio de suscripción Google One que nos ofrecerá varias ventajas.

La VPN de Google sólo está disponible en el plan más caro de Google One, que cuesta 9,99 euros al mes o 99,99 euros al año; a cambio, contamos con 2 TB de almacenamiento en la nube con Google Drive, además de ventajas como ayuda de expertos y la posibilidad de añadir miembros de la familia. Existen planes más baratos de Google One, pero no nos permitirán usar la VPN.

Por el momento, la VPN de Google sólo está disponible en dispositivos Android, usando la aplicación Google One; sin embargo, la compañía promete que próximamente la ofrecerá en iOS, Windows y Mac.

Los servicios de VPN funcionan realizando una conexión cifrada a través de un servidor externo; en vez de conectarnos directamente a la página o servicio que queramos usar, todos nuestros datos pasan por ese servidor y son redirigidos a la dirección final. La gran ventaja está en la privacidad: de esta manera podemos ocultar nuestra dirección IP y datos relacionados con nuestra conexión. Además, como la conexión está cifrada, es una gran ventaja si usamos redes Wi-Fi públicas, donde otros usuarios podrían interceptar nuestros datos. Por último, muchos servicios de VPN ofrecen conexiones en otros países, permitiéndonos saltarnos bloqueos y limitaciones en nuestro país.

La VPN de Google se centra en la facilidad de uso; podemos activarla sólo con un toque, y a partir de entonces todos los datos de nuestro móvil Android pasarán por un servidor protegidos con un sistema de cifrado. Google promete alta velocidad para no afectar a la experiencia sin importar el tipo de conexión que tenemos.

El gran inconveniente de las VPN es que todos nuestros datos pasarán por los servidores de otra compañía; en este caso, Google promete que nunca usará la conexión VPN para registrar nuestros datos ni rastrearnos. Además, cuentan con un sistema de seguridad avanzada que evita que se pueda relacionar nuestra actividad online con nuestra identidad. Para respaldar estas promesas, Google ha liberado las librerías usadas como código abierto, para que cualquiera pueda usarlas y encontrar posibles problemas.

Para conseguir la VPN de Google, sólo tenemos que entrar en la página de Google One y adquirir las sucripción de 2 TB.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin