Tecnología

La inteligencia artificial irrumpe en el cine para anticipar los gustos del público

  • La tecnología cognitiva ayudará a Warner Bros para elegir sus películas
  • Los algoritmos de Cinelytic condicionarán el trabajo creativo de Hoollywood
  • La plataforma Cinelytic colecciona éxitos y fiascos casi a partes iguales

Warner Bros ha convertido la inteligencia artificial (IA) en su nueva herramienta para elegir las películas de éxito y, de esa forma, asegurar la rentabilidad de sus inversiones con criterios cada vez más objetivos. En concreto, ha llegado a un acuerdo con Cinelytic para utilizar "los datos exhaustivos y el análisis predictivo del sistema para guiar la toma de decisiones en la fase de autorización". Entre otras variables, y según informa Hollywood Reporter, "la plataforma online puede evaluar el valor de una estrella en cualquier territorio y cuánto se espera que recaude una película en los cines y en otros soportes".

El tiempo determinará si la incorporación del 'big data' y la inteligencia artificial en la creación cinematográfica resulta positiva o, por el contrario, frena la creatividad y capacidad de innovación de los directores de películas y series de televisión. Posiblemente, con ese argumento -y sin la audacia de los genios que decidieron avanzar con todo en contra- muchos de los grandes títulos de la historia del cine nunca hubieran visto la luz. En este asunto, el gigante estadounidense parece decantarse por la inteligencia cognitiva antes que por el talento de los hombres y mujeres que alimentan de contenidos la industria. Sin ir más lejos, Netflix también utiliza ciertos patrones de IA para no confiar sus apuestas al olfato de sus responsables de contenidos. La selección de los actores y la fuerza narrativa en determinados minutos son denominador común en muchos de los títulos más celebrados.

En pocos segundos, los algoritmos de Cinelytic podrán anticipar si una película merece la pena producirla o si debe arrinconarse en un cajón

Según desvelan las mismas fuentes, Warner Bros ha puesto en marcha un sistema de inteligencia artificial para analizar las películas a producir. Entre otras variables, los algoritmos ponderarán en escasos segundos si un título tiene visos de llegar a las grandes audiencias o si la trama será capaz de enganchar a los espectadores desde la primera escena. Con esa cautela, posiblemente se hubieran evitado fiascos como The Kitchen, Shaft y Godzilla: King of the Monsters, aunque nunca se sabe si la exitosa Joker –con más de mil millones de dólares recaudados hasta el momento- hubiera superado el filtro de los súper ordenadores y podría haberse quedado en el cajón de los proyectos.

La publicación estadounidense también destaca que la IA "reducirá la cantidad de tiempo que los ejecutivos dedican a tareas repetitivas de bajo valor y, en su lugar, les proporcionará los mejores parámetros económicos para tomar las mejores decisiones de marketing y distribución, incluyendo las mejores fechas de lanzamiento". El sistema "puede calcular en segundos lo que antes tardaba días en ser evaluado por un ser humano cuando se trata de la evaluación general del paquete de películas o el presumible tirón comercial de una estrella", explica Tobias Queisser, fundador de Cinelytic, en declaraciones a Hollywood Reporter.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0