Sanidad

España 'cura' a todos los pacientes de hepatitis C tras gastar 1.800 millones en tres años

  • Es el país que más invirtió en los fármacos, pero ahorró el triple
Enfermos de la Plataforma de afectados por la hepatitis C concentrados a las puertas del hospital de Santiago. EFE

Es una historia de éxito. La enfermedad de la hepatitis C inundó hace tres años la actualidad informativa en España. Un nuevo medicamento, del laboratorio estadounidense Gilead, llegó a nuestro país prometiendo curar a los infectados por este virus con una eficacia del 95%. El problema era su elevado precio, casi 50.000 euros en ese primer momento. Los pacientes salieron a la calle para pedir al Gobierno que se las arreglara para que el tratamiento llegara a todos.

El Gobierno accedió y negoció con la farmacéutica una sustancial rebaja del precio al comprar un gran volumen. El resultado: hoy todos los pacientes con hepatitis C que tomaron los nuevos medicamentos se han curado y el Estado finalmente va a gastar 1.800 millones de euros, siendo el país del mundo que más invertirá per capita para actuar contra esta enfermedad.

Ahora, tres años después, un estudio de tres investigadores españoles ha analizado el efecto económico de esa inversión. El informe, elaborado por Juan Turnes, del Complejo Hospitalario Universitario de Pontevedra, y Raquel Domínguez-Hernández y Miguel Ángel Casado, del Pharmacoeconomics & Outcomes Research Iberia, ha llegado a la conclusión que del gasto dedicado en estos años se ha recuperado al menos el triple de lo invertido. "El retorno generado se encuentra entre los 4.679 millones y los 7.018 millones de euros", señala el estudio.

Para obtener estos datos, los investigadores han tenido en cuenta el coste por año de vida ajustado por calidad, que han situado entre los 20.000 y los 30.000 euros. El informe señala que, tras aplicar los nuevos fármacos a los pacientes, se ha experimentado una reducción significativa de los eventos clínicos asociados a la enfermedad, así como del coste derivado de su manejo. El jefe de la Unidad de Aparato Digestivo de la Fundación Hospital Alcorcón, Conrado Fernández, añade que la estrategia aplicada en España con estos pacientes ha conseguido reducir la mortalidad por enfermedades de hígado en un 82%, las cirrosis en un 87%, los carcinomas de hígado hasta un 74% y los trasplantes en un 84%.

Plan adoptado por la OMS

El estudio cifra en 66.777 los pacientes tratados sólo entre 2015 y 2016 y sitúa en 24.167 euros el coste medio del tratamiento para cada paciente. En concreto, hay que recordar que el Ministerio de Sanidad invirtió en el plan de abordaje de la hepatitis C unos 1.000 millones de euros en 2015, 600 millones de euros en 2016 y para el año 2017 está previsto un presupuesto de, aproximadamente, 200 millones de euros. Al final, desde la puesta en marcha del plan nacional, cerca de 80.000 pacientes van a ser tratados.

Con estos datos encima de la mesa, hasta la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha alabado el plan español y espera que en 2030 la hepatitis C sea una enfermedad muy poco frecuente. En España, los expertos creen que se conseguirá mucho antes. Los médicos de la Sociedad Española de Patología Digestiva ya han considerado "muy probable" que en cinco años la eliminación total de la hepatitis C pueda ser una realidad.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum3
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado

pensante
A Favor
En Contra

Es un dinero bien invertido se ahorra mucho mas curando, el tratamiento a largo plazo de estos pacientes podría haber multiplicado hasta casi por 5 esa cifra y de camino muchos habrían muerto.

Puntuación 49
#1
jose
A Favor
En Contra

Hola.

Otro ejemplo más de lo que es tener una Sanidad Pública. Luchemos por ella para que nuestros hijos, nietos y demás puedan seguir disfrutando de ella y para que la diferencia entre la vida y la muerte sea tener o no tener dinero para pagarte un tratamiento

Puntuación 39
#2
miguel
A Favor
En Contra

Es una muy buena inversión que el tratamiento entre en la sanidad pública.

Puntuación 23
#3