Retail - Consumo

Guisantes ecológicos con venta y precio garantizados para el agricultor

El proyecto ECOPEAS promueve la producción de un guisante 100% bio
Zaragoza

La demanda de guisante está creciendo. Un auge ante el que se está trabajando para aumentar su producción y para que, además, sea ecológica y con garantías para el agricultor.

Esta línea de trabajo es la que se está llevando a cabo dentro del proyecto ECOPEAS, de tres años de duración, en la comarca de las Cinco Villas, en la comunidad aragonesa. La iniciativa surge ante el interés creciente por el guisante por parte del consumidor.

Además, "es un cultivo que encaja muy bien en la zona", que tiene predominancia cerealista, pero en la que se da la opción de implantar una leguminosa, afirma Juan de Dios Escolar, director Agronómico de Saar Originia Foods, compañía del grupo SAMCA que actúa de motor del proyecto, a elEconomista

No obstante, ECOPEAS va un paso más allá de promocionar el guisante en la zona, ya que también se apuesta por un cultivo ecológico. Asimismo, "el precio de venta es muy interesante".

El guisante a su vez ha sido elegido para la siembra en esta zona aragonesa porque tiene "grandes ventajas en la rotación de cultivos y por su aportación de nitrógeno, un elemento fertilizante que, en el último año, ha triplicado su precio". Otro factor positivo es que es un cultivo 100% mecanizado.

ECOPEAS se puso en marcha el año pasado, período en el que se comenzó con la selección de las variedades de guisante y su cultivo de manera comparativa en dos fincas de las localidades zaragozanas de Ejea de los Caballeros y Tauste. En este segundo año, se han seleccionado seis de las que mostraron mejores cualidades en este primer ensayo.

El proyecto está trabajando así con las variedades de guisante Oasis, Simcoe, Logan, SV0893QF, Griffin y Prometheus. Una elección que se ha realizado atendiendo a distintos factores como la rusticidad, producción de kilos por hectárea y la evolución tenderométrica (medida de dureza del guisante). Esta última es especialmente importante porque una plantación de guisante, con altas temperaturas y viento seco, puede pasar en 48 horas de una calidad A (premium) a ser un guisante solo válido para la alimentación animal.

Todas estas variedades se han sembrado ya a principios de febrero de este año en cada campo de estudio -seis en Tauste y seis en Ejea-, quedando distribuidas entre las filas de aspersores. En total, la siembra se ha realizado en una superficie de aproximadamente 4.000 metros cuadrados. Hasta su cosecha, el trabajo del proyecto se centrará en observar cómo evolucionan los parámetros agronómicos a lo largo de todo el ciclo de cultivo, además de analizar cómo pueden afectar estas medidas al terreno agroindustrial.

En esta segunda fase, ya se han empezado también a aplicar métodos de producción ecológica, que se implementarán de forma progresiva con el objetivo de finalizar cultivando un guisante que será 100% Bio. Este manejo solo será suspendido "de forma puntual con condiciones meteorológicas adversas o fuertes ataques de algún patógeno", añade Juan de Dios Escolar. De este modo, la previsión es que en el tercer año, es decir en 2023, el manejo sea completamente ecológico. En este mismo ejercicio, el proyecto contempla a su vez el cultivo en dos puntos diferentes de esta zona de la provincia zaragozana.

De momento, el volumen del ensayo es pequeño, "pero la importancia de ECOPEAS reside en obtener un buen know how y su divulgación. En unos años, en las parcelas productivas se espera cosechar un total de ocho millones de kilos al año", añade el director Agronómico.

Venta y precio garantizado

La producción de guisante será adquirida por Saar Originia Foods, cuya fábrica está próxima a las localidades de Ejea de los Caballeros y Tauste, que también han sido elegidas para el proyecto por esta cercanía y no solo por ser zona cerealista.

"El objetivo es poder conseguir la mayor cantidad de producción posible lo más cerca de la fábrica. Es decir, potenciar el cultivo en la comarca de las Cinco Villas", explica Juan de Dios Escolar, quien señala que se espera a su vez "desarrollar las técnicas más adecuadas para el correcto desarrollo del cultivo y seleccionar la genética que mejor responda" a estas tierras.

El proyecto contempla los contratos presiembra de guisante, de manera que los agricultores tienen garantizada la venta del 100% de la producción a Saar Originia Foods. Este tipo de contratación permite además que los productores conozcan la cantidad económica que van a percibir por su producto antes de sembrar. Los agricultores cuentan a su vez con el asesoramiento técnico de la empresa, que se encarga del seguimiento del cultivo, siempre de la mano del productor, quien prepara los campos mediante laboreo.

ECOPEAS es un proyecto de cooperación entre empresas aragonesas. Además de Saar Originia Foods, participan como socios las cooperativas Virgen de la Oliva y San Miguel. También se cuenta con el FITA (Fundación de Innovación y Transferencia Agroalimentaria de Aragón), CITA (Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón) y SOFEJEA, agencia de desarrollo local de Ejea de los Caballeros. Esta iniciativa está cofinanciada por los Programas de Desarrollo Rural, que tienen el amparo de la Unión Europea y del Gobierno de Aragón.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin