País Vasco

Rechazo sindical unánime a la rebaja salarial general que pide Confebask

  • Quiere reducir costes para mantener la actividad y el máximo empleo
Eduardo Zubiaurre, presidente de Confebask, e Idoia Mendia, consejera de Trabajo y Empleo. IREKIA
Bilbao

Tras las primeras reuniones mantenidas durante la pasada semana entre Idoia Mendia, vicelehendakari del Gobierno vasco y consejera de Trabajo y Empleo, y los agentes sociales vascos para analizar la crisis económica y plantear propuestas, se ha sacado una primera gran conclusión: el rechazo frontal de toda la fuerza sindical a la petición de dotar de flexibilidad interna a las empresas, propuesta por Confebask.

Su presidente, Eduardo Zubiaurre, aseguró que las organizaciones empresariales trabajan para evitar cierres y para que la pérdida de empleo sea "la menor posible", en un momento en que el PIB de Euskadi ha experimentado una caída interanual cercana al 21% en los seis primeros meses del año.

En este contexto, la patronal vasca plantea que las compañías que sufren fuerte bajada de ingresos puedan reducir gastos, incluidos salarios, para evitar "medidas más drásticas y asegurar la viabilidad", explicó Zubiaurre.

Negociación por empresa

UGT estaría dispuesto a aceptarlo siempre que haya garantía de que se mantendrán el 100% de los puestos de trabajo de la empresa y que cuando termine la crisis los trabajadores recuperen lo perdido. Por su parte, CCOO rechaza aceptar propuestas generales de descensos de salarios y apuesta por negociaciones empresa por empresa.

Mientras, los sindicatos con mayor representación en Euskadi ELA y LAB exigen un cambio drástico en las políticas fiscales y económicas para evitar más recortes presupuestarios y salariales.

Incluso la propia Idoia Mendia aseguró en unas declaraciones en los medios de comunicación, que la salida de la crisis no puede venir de la devaluación salarial. "Eso ya lo probamos en la anterior crisis y no funcionó", dijo.

Otras peticiones de Confebask al Gobierno vasco fueron el mantenimiento de medidas para facilitar liquidez, aplazar el pago de impuestos, y mejorar las condiciones de los Ertes, entre otras. Los representantes sindicales comparten con la patronal vasca la necesidad de la prórroga del complemento al Erte.

Además, el secretario general de UGT-Euskadi, Raúl Arza, reclamó a Mendia, la reforma integral del Servicio vasco de Empleo-Lanbide, "para que deje de ser un organismo centrado en la gestión de la RGI y se dedique a la orientación y formación de los trabajadores".

Sociedades y Patrimonio

El secretario general de ELA, Mitxel Lakuntza, presentó a la consejera un documento con 24 medidas "imprescindibles" y le agradeció su disposición a dialogar con todos. Esta primera ronda con los agentes sociales se cerrará hoy lunes con la reunión con LAB.

Tanto ELA como LAB consideran necesario un "giro absoluto a las políticas fiscales y económicas del Gobierno vasco" para afrontar la recuperación. De hecho, entre las 24 medidas planteadas al Ejecutivo por parte de ELA se recoge el aumento de los ingresos públicos mediante recargos en los impuestos de Sociedades y de Patrimonio, lo que permitiría obtener unos 4.000 millones de euros más al año, según el sindicato mayoritario vasco. LAB exigirá también una nueva política fiscal "que recaude más dinero y de forma más progresiva".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin