Opinión

Expropiación acelerada en la costa

  • El Gobierno trabaja en un nuevo Reglamento de costas que le permitirá quedarse con pisos a cambio de la cesión del uso

El Ministerio de Transición Ecológica avanza en la modificación del Reglamento General de Costas para paliar el impacto por la subida del nivel del mar. El nuevo texto posibilitará al Gobiernoexpropiar apartamentos, hoteles o chiringuitos en primera línea de playa a sus propietarios. Pero permitirá a los dueños que disfruten del uso del activo durante 30 años y, en determinados casos, se ampliará el plazo otros 30 años más. Una medida que permitirá al Ejecutivo quedarse con los inmuebles sin pagar nada a cambio. Lejos de lo que pueda parecer, el Tribunal Constitucional ya se pronunció hace años y dictó que estaba dentro de la Carta Magna que la indemnización consistiera en una concesión. Pero eso no quiere decir que las expropiaciones no vayan a generar litigiosidad. Así lo adelantan los abogados que avisan de que la ley dará lugar a supuestos que pueden reclamarse en los que el mar no ha avanzado lo suficiente y, sin embargo, hay un cambio de criterio y el dueño pierde la casa. Es evidente que el impacto del cambio climático en las costas requiere de medidas a medio plazo y que los modelos urbanísticos pasados no son ahora lógicos.

Pero sorprende que el Gobierno haya tardado un mes desde que el Supremo tumbara el primer texto por un defecto durante su tramitación, para volver a impulsar el Reglamento. Una rapidez que no replica con otras medidas y que contrasta con los mayores tiempos a los que se recurre en otros países europeos para cambiar sus respectivas normativas de costas. La aplicación de la ley de manera tajante puede suponer un grave perjuicio para la propiedad privada. Es por ello necesario que su uso se reduzca a lo mínimo posible y se limite solo a los casos en los que el inmueble está en grave riesgo de ser absorbido por el mar.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud