Opinión

El gobernador le pone retos a Sánchez

Pablo Hernández Cos. Efe.

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, ha dado su primer gran discurso durante su toma de posesión como miembro del Consejo de Estado. En el mismo, ha lanzado una serie de advertencias sobre los apoyos tanto fiscales como monetarios en los que se ha sustentado la recuperación económica que asegura tenderán a agotarse en los años venideros, de hecho, llega a calificar la política monetaria del BCE de "extraordinariamente expansiva".

El nuevo gobernador no ha dudado en dejar un diagnóstico claro para el Gobierno en este primer discurso. Pide que se vigile el elevado endeudamiento exterior, el nivel de deuda pública -cercano a su máximo histórico- y la tasa de desempleo que duplica los niveles de nuestros socios europeos. Para Hernández de Cos, la economía española deberá afrontar el impacto del fenómeno del envejecimiento poblacional y el problema estructural de la baja productividad, además de hacer frente a los retos de la unión bancaria con la creación de un fondo único de resolución y de un sistema europeo de garantía de depósitos.

A lo largo de estas últimas semanas, algunas de las principales entidades financieras españolas han realizado un profundo esfuerzo de venta de sus carteras de créditos fallidos (los llamados NPL, por sus siglas en inglés). Con este tipo de operaciones se busca conseguir un doble objetivo, por un lado desbloquear la creación del fondo europeo de garantía de depósitos al cumplir con las exigencias de los países del norte y limpiar los balances de las entidades antes de comenzar a aportar capital a este fondo europeo (EDIS).

La solución adoptada por el Banco Sabadell permite además que el subgobernador, Javier Alonso, pueda ya tomar la decisión de abandonar el cargo después del verano.

Con los deberes hechos, Javier Alonso, tendrá más sencilla su salida a partir de este momento ya que la solución alcanzada en la venta de carteras de la antigua CAM se ha realizado sin que el Fondo de Garantía de Depósitos tenga la necesidad de entrar en números rojos.

Con este escenario, y tras una llegada tranquila de Hernández de Cos, todo parece listo para que pueda llevarse a cabo la esperada sucesión previsiblemente después del Ecofin de principios de octubre pero la decisión está únicamente en sus manos puesto que todavía tiene mandato en vigor.

Curiosamente, el gobernador no hace alusión en ningún momento en su discurso a los riesgos ambientales para la economía y eso que desde el Gobierno se está pensando ya en pedir informes concretos a su organismo para evaluarlos a partir de la aprobación de la futura Ley de Transición Energética y Cambio Climático, una de las prioridades del nuevo ejecutivo de Pedro Sánchez.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado