Motor

Las empresas proveedoras de la automoción experimentan incrementos en sus costes de hasta el 40%

Valladolid

El cluster de automoción de Castilla y León (FaCyL) ha alertado de que las compañías del sector han experimentado desde 2019, año anterior a la pandemia, subidas de costes de hasta el 40 por ciento.

Además, un 15 por ciento de las empresas consultadas ha reseñado que la subida alcanza hasta el 30 por ciento y más de la mitad ha comprobado un incremento de costes por encima del 11 por ciento.

Estos datos son el resultado de una encuesta que han realizado clústeres de automoción españoles entre sus asociados y que pone el foco en los costes de energía, especialmente electricidad y gas, los costes laborales y los costes de las materias primas, han señalado fuentes de FaCyL en un comunicado.

Esta encuesta refleja la situación de 750 compañías que reúnen toda la cadena de valor del sector de automoción nacional y que aglutina a más de 136.000 empleos en todo el país.

En el apartado de energía destaca que algunas compañías han experimentado un alza de más del 300 por ciento y el 37 por ciento de las empresas ha sufrido un incremento en sus costes cercano al 50 por ciento. Estas subidas se han producido en el intervalo entre 2019 y 2022.

En cuanto a los costes laborales, las empresas encuestadas han declarado que también se han producido subidas: un 15 por ciento de empresas afirma que sus costes se han disparado más de un 21 por ciento y el 30 por ciento de las encuestadas asegura que sus costes laborales se han incrementado entre un 6 y un 10 por ciento.

Las materias primas son otro de los factores que está provocando en los proveedores de automoción graves tensiones de costes. Así, desde 2019, año que se ha tomado como referencia, el 32 por ciento de las empresas ha experimentado una subida de entre el 21 y el 50 por ciento en los precios de los materiales que posteriormente son transformados en sus factorías. Otro 32 por ciento afirma que su subida de costes de materias primas oscila entre el 1 y el 20 por ciento.

"Estos incrementos son los que han provocado que los proveedores de automoción hayan manifestado en varias ocasiones la necesidad de trasladar parte de esta subida de costes a los fabricantes de vehículos, dada la situación actual", han señalado desde FaCyL, cluster que ha advertido de que en este escenario "muchos proveedores comenzarán a trabajar por debajo del umbral de la rentabilidad para las mismas". En caso de no buscar una solución negociada entre proveedores y clientes se podría ver comprometida la viabilidad de las compañías afectadas", han señalado.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
arrow-comments