Bolsa, mercados y cotizaciones

Steven Major (HSBC): "La calificación de España podría igualarse a la de Francia en 3 a 5 años"

En la imagen, Steven Major, jefe de investigación de renta fija en HSBC. Foto: Nacho Martín.

Steven Major lidera el equipo de renta fija del gigante HSBC. Con más de 25 años de experiencia en el análisis del mercado de deuda, Steven ingresó en las filas del banco británico en 2001. En los últimos cuatro años, su equipo ha sido nombrado el número uno en el análisis de deuda soberana, según la encuesta que Euromoney elabora a más de 1.500 inversores. Ahora, Steven es una de las pocas voces que avisa de que Estados Unidos está inmersa en un proceso de desinflación, y señala que el Banco Central Europeo ha perdido ya la oportunidad de subir los tipos en este ciclo.

En el contexto actual, ¿considera la renta fija un activo adecuado para inversores conservadores?

Sí, totalmente. Recuerda que el objetivo de invertir en bonos es preservar el capital, mantener tu dinero, aceptando rentabilidades inferiores que en cualquier otro activo. Si construyes una cartera de renta fija global hoy, debes ser capaz de conseguir rentabilidades bajas de simple dígito sin demasiados problemas. La parte corta de la curva en EEUU está dando el 3%. Las rentabilidades a largo plazo de los bonos españoles están cerca del 3%.

Si combinas estos bonos soberanos con algo de crédito con grado de inversión, podrías estar hablando de rentabilidades de entre el 3% y el 5% sin tomar riesgo excesivo. Parte del problema es que la gente pretende conseguir 10% ó 20% cada año, algo que han sido capaces de alcanzar en renta variable durante la mayor parte de los últimos 5 ó 6 años. Pero mi opinión es que esto se ha producido por el QE, y si la dirección del QE está cambiando, también lo hará la recomendación de inversión.

¿Dónde ve ahora oportunidades en el mercado?

Recientemente hemos reducido el peso del crédito con grado de inversión en Europa, mientras aumentábamos la duración, buscando más calidad, que son los títulos de EEUU, Canadá y Australia. En cierto punto incluiremos España, porque vemos cómo las rentabilidades han aguantado refrenadas muy bien durante 2018. De hecho, las rentabilidades son más bajas de lo que eran en 2017, lo mismo que ha pasado en Alemania.

¿Qué ve en España para que esté dentro de este grupo de alta calidad?

El indicador 5y5y [se utiliza para conocer las perspectivas del mercado a 10 años] sobre los tipos en España está ahora por debajo del nivel que tenía a principios de 2018, como también le ha ocurrido al alemán. Sin embargo, el italiano está muy por encima. Se puede ver cómo se ha producido una desconexión entre España y la periferia. España se ha comportado más como Alemania, según esa medida. Tenemos recomendaciones más a largo plazo, los forward de 10y10y, en los que favorecemos a España por delante de Francia. Si miras la migración del crédito más a largo plazo, Francia está en un camino negativo. Potencialmente España podría estar en el mismo rating que Francia en los próximos 3 a 5 años.

¿Cree que el mercado puede haber exagerado la situación política en España, con las pretensiones de independencia de ciertos políticos y ciudadanos catalanes?

Hace un año era la fuerza más importante que movía los bonos a largo plazo de España y también de Italia. Creo que hoy, si lo pones en contexto de lo que está pasando en Europa, el reto de Cataluña no puede ser tan alto. Mientras atravesábamos todo el periodo de incertidumbre por Cataluña, estudié la proporción de deuda española de la que era responsable la región de Cataluña, e hice un análisis similar al que ya había hecho para Escocia con Reino Unido, y mi conclusión fue que no era una grandísima amenaza para el crédito. Estas cosas vienen y van. Como inversores tenemos que intentar mirar a través de ello, y tener una visión más a largo plazo de las cosas.

En su último informe menciona que la desinflación es una tendencia ahora en EEUU.

Es verdad. Todo el mundo habla de la inflación, pero yo miro a los datos, y puedo probar que es lo contrario. Yo miro el dato de inflación 5y5y, y ahí se ve cómo ha ido hacia abajo en los últimos meses. Y las expectativas de ahora apuntan a que continuará cayendo, por el precio de la gasolina. En Asia vemos grandes señales de desinflación. En Latinoamérica también lo vemos. Sí que vemos algo de inflación en Europa central y del Este, Polonia, Hungría, República Checa... Pero eso es una pequeña parte. No creo que vayamos a conseguir la inflación en Europa de la que habla el señor Draghi.

En la última reunión parecía muy optimista.

Sí. Habló de "vigor", pero yo no veo las evidencias.

¿Espera que el BCE pueda subir los tipos a finales de 2019 o podrían llegar problemas antes?

Creemos que han perdido la oportunidad de endurecer su política en este ciclo. Podría haber una subida técnica de la facilidad de depósito, incrementándose desde el -0,4% hacia el -0,25%. Quizá puedan incrementar la facilidad depósito dos veces, pero nuestra previsión es que va a ser muy difícil para ellos el poder aumentar los tipos de refinanciación. Y la razón es que los datos macroeconómicos han sido peores durante todo el año 2018. Los PMI han caído. El PIB de Alemania en el tercer trimestre se redujo... Cuando miramos a todo esto, me sorprende que la rentabilidad implícita en los futuros sobre el eonia estén tan elevados. Y ¿qué va a pasar con Italia? ¿Y con Reino Unido? Si sumo todo esto, creo que ya es muy tarde para ellos.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.