Bolsa, mercados y cotizaciones

RSC.- La defensa de Medio Ambiente y la seguridad alimentaria, ejes de la Memoria de RSC 2005 del Grupo Leche Pascual

Unas 20.000 personas participaron el pasado año en diversos programas de educación nutricional puestos en marcha por la empresa burgalesa

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

La Memoria de Responsabilidad Social Corporativa 2005 del Grupo Leche Pascual, la primera que la compañía edita, se define como una "herramienta de transmisión de su actividad empresarial comprometida con la calidad, la salud, el Medio Ambiente y la sociedad en general", por lo que aspectos como el desarrollo del medio rural, la mejora del entorno o la seguridad alimentaria son algunos de sus puntos más destacados.

En su carta de presentación, el presidente del Grupo, Tomás Pascual Gómez-Cuétara, afirma que el concepto de RSC supone "un aliciente para recuperar una forma de hacer negocios basada en unos principios éticos consustanciales a la naturaleza humana". En la misiva, el presidente espera "reeditar la Memoria en los próximos ejercicios, con un contenido superior tanto en acciones realizadas como en la calidad de las mismas".

La Memoria asegura que, a partir de la actividad agropecuaria, industrial y comercial del grupo, se genera "un valor añadido" para los grupos de interés, entendidos como consumidores, clientes, empresas, etc. De este modo, el documento analiza la actividad del Grupo en seis capítulos: Buen Gobierno, Respeto Medioambiental, Contribución a la Comunidad Local, Relación con el Sector Primario, Seguridad Alimentaria y Política de Empleo y Recursos Humanos.

En el apartado de Buen Gobierno, en 2005 la compañía puso en marcha un Código de Conducta Empresarial en el que se recogen una serie de conductas éticas exigibles a nivel interno (empleados, consejeros, directivos) y externo (colaboradores, proveedores y clientes). Asimismo, se elaboró un Manual de Gestión de Crisis que establece qué pautas de actuación se deben poner en marcha para atajar situaciones de crisis.

Por último, a lo largo del año pasado, la compañía se adhirió a una serie de códigos de autoconducta que afectaron a diversos ámbitos de su desarrollo empresarial como la comunicación on-line, el control de la calidad, la seguridad alimentaria o el fomento de los hábitos de consumo saludables, entre otros aspectos.

AHORRO ENERGETICO

En el apartado medioambiental, la compañía cuenta con un Sistema de Gestión Medioambiental (SGMA) basado en la ISO 14001. Su actuación en este campo ha provocado la obtención de varios premios como el concedido por el Instituto de Sostenibilidad de los Recursos a la 'Mejor Empresa con el Proyecto de Sostenibilidad'.

La Memoria destaca que el gas natural constituye el 90% del volumen de combustible primario de la compañía, un combustible exento de óxido de azufre y con una baja proporción de elementos contaminantes. Además, el Grupo apuesta por la cogeneración como fuente de energía sostenible y señala que, durante 2005, el ahorro de energía primaria motivado por el uso de plantas de cogeneración supuso una reducción de emisiones de CO2 a la atmósfera de 22.000 toneladas.

El interés por las renovables se traduce en la constitución de la sociedad conjunta 'Peache Energías Renovables' para el desarrollo de parques eólicos, formado por el accionariado de Biovent (vinculado a Iberdrola) y el Grupo Leche Pascual.

La compañía, que cuenta con una Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR), está desarrollando en la actualidad un proyecto de ampliación de la capacidad de tratamiento de las aguas residuales. Pero, sin duda, uno de los aspectos más novedosos en materia de residuos se lleva a cabo en la fábrica de Zumos Pascual, ubicada en Palma de Río (Córdoba).

Esta planta procesa más de 100.000 toneladas anuales de naranja para producir zumo recién exprimido. Para minimizar el impacto ambiental de los residuos, el Grupo ha desarrollado un proceso innovador que los convierte en un subproducto susceptible de poder ser empleado en la alimentación animal.

La Memoria recuerda que la empresa fue pionera en España en la utilización de material reciclable para el gran consumo, el brik, y enfatiza el compromiso del Grupo en garantizar a sus clientes que sus productos no contienen organismos modificados genéticamente.

EDUCACION NUTRICIONAL

En el capítulo de Contribución a la Comunidad Local, el documento enumera el apoyo de Pascual al desarrollo de la actividad deportiva (el Grupo es socio patrocinador del ciclo olímpico Pekín 2005-2008 y patrocina el Plan de Ayuda al Deporte Paralímpico Español, ADOP); el desarrollo de programas de educación nutricional (que en el año pasado contó con la participación de 20.000 personas en 175 actos en toda España); el fomento de la investigación en el campo de la nutrición (entre otros, destaca la puesta en marcha de la Fundación para la Investigación Biomédica del Hospital Universitario Ramón y Cajal) y el desarrollo de productos sanos de "altísima calidad".

En este sentido, la Memoria indica que, a lo largo de este año, se ha reducido progresivamente el aporte calórico de los postres lácteos entre el 8 y el 15 por ciento.

En el apartado de Relaciones con el Sector Primario, el Grupo establece una doble vertiente: sus relaciones con los ganaderos y con los agricultores.

En el primer punto, la Memoria constata que diariamente se recogen más de dos millones de litros a través de una red de 2.300 ganaderos, por lo que se desarrollan programas de ayuda y se ofrecen incentivos para el desarrollo de las instalaciones. La relación con este sector se traduce en la mejora de la calidad de la leche, la creación de empleos, el aumento de la renta de los ganaderos, el respeto medioambiental y una mayor seguridad alimentaria.

El capítulo de Seguridad Alimentaria recuerda la implantación del Programa de Seguridad Alimentaria (PSA) que analiza y previene los riesgos existentes en las explotaciones ganaderas. Para asegurar la trazabilidad de la materia prima, el grupo utiliza modernos sistemas tecnológicos como la localización de camiones cisterna por GPS o la transmisión de datos de recogida de la leche por radio de onda corta, entre otros. El proceso de calidad también afecta a la post-producción ya que, antes de salir a la venta, los productos envasados se someten a nuevos controles.

La preocupación por la calidad se traduce no sólo en la obtención de ISO 9000 sino en otros reconocimientos como el hecho de que el Grupo haya sido la primera empresa española certificada por la UE para la comercialización de leche en todo el territorio de la Unión.

Además, la Memoria recuerda que, en 1999, la compañía obtuvo la homologación 'Grado A' por la Administración de Estados Unidos que le permite ser la primera empresa láctea del mundo que puede exportar yogures a dicho país.

Por último, en cuanto a Recursos Humanos, el documento destaca el compromiso social de la compañía, que ha duplicado su plantilla en los últimos cinco años hasta alcanzar los 4.400 puestos de trabajo directos y más de 7.000 indirectos, se ha visto acompañado históricamente de una especial atención a la formación, desarrollo y capacitación de los recursos humanos. El pasado año, Leche Pascual invirtió 2,5 millones de euros en más de 50.000 horas de formación de sus empleados.

Asimismo, el Grupo mantiene su patrocinio con la Fundación Integra gracias a la cual colabora en la inserción sociolaboral de personas excluidas.

El Grupo Leche Pascual es una empresa familiar de capital español, que inició su andadura en 1969 y cuenta ya con una gama de más de 300 productos, 22 plantas y más de 4.400 empleados.

Su principal actividad es la preparación y el envasado de leche, yogures y otros derivados lácteos, zumos, agua mineral, bebidas y otros productos a base de soja, cereales para el desayuno, refrescos, huevo líquido ultra-pasteurizado, tortillas y piensos compuestos para ganado y animales de compañía.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin