Internacional

Boris Johnson pone fin a sus vacaciones tras descubrirse que acampaba en un terreno privado sin pagar al dueño

  • El Gobierno está metido en una crisis por la Selectividad
Boris Johnson. Foto: Reuters

Reino Unido ha vivido una nueva crisis política esta semana, con miles de estudiantes afectados y peticiones de dimisión al ministro de Eduación por su manejo desastroso de la selectividad. Mientras todo eso pasaba, el primer ministro, Boris Johnson, estaba de vacaciones, acampando en Escocia. Pero hasta eso le ha salido mal: Johnson ha tenido que poner fin a sus vacaciones y volver a Downing Street tras descubrirse que su carpa estaba en un terreno privado y que no tenía permiso para estar allí.

Durante la semana, todos los medios del país se lanzaron a la búsqueda del desaparecido Johnson, hasta descubrir que estaba en Escocia. Y el tabloide Daily Mail logró encontrar la zona exacta y entrevistar al dueño del terreno, que les informó de que el mandatario no le había pedido permiso para acampar en su propiedad ni había pagado las 1.500 libras semanales que cuesta hacerlo. Por si fuera poco, el dueño, el pastor Kenny Cameron, denunció al medio que Johnson y su mujer habían hecho una hoguera en una zona protegida sin autorización, y que habían trepado sobre la valla que protegía la zona en vez de usar la puerta normal.

En declaraciones a los medios, el equipo del primer ministro explicó que pensaban que era un terreno libre y aseguraron que limpiarán la zona de basura antes de irse.

Todo esto ocurre solo días después de que el Gobierno ha tenido que dar marcha atrás a su plan de dejar que un algoritmo decidiera las notas de selectividad de los estudiantes en base a los resultados de los años anteriores, en vez de usar las notas del curso académico ante la imposibilidad de realizar exámenes. Esta medida dejó a decenas de miles de alumnos sin las notas que esperaban, afectando especialmente a alumnos de menores recursos. Tras el cambio, ahora son las universidades las que tienen que decidir qué hacer con las solicitudes que están siendo modificadas o canceladas.

El viaje a Escocia es parte del plan de Johnson de acercar el Gobierno al estado norteño, donde los independentistas están creciendo de forma constante en las encuestas y los partidos separatistas superan el 55% de intención de voto para las elecciones autonómicas del próximo mes de mayo. El primer ministro quiere poner en valor "los beneficios de la Unión", aunque su popularidad (apoyo menos rechazo) es de un -40, frente al +60 que recibe la primera ministra escocesa, la independentista Nicola Sturgeon.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Mr Bear
A Favor
En Contra

Esto le pasa por no irse de vacaciones a un palacio estatal. Verás como aquí no pasa.

Puntuación 9
#1