Infraestructuras y Servicios

El Gobierno no rescata Abengoa y deja su salvación en el convenio concursal

  • La compañía aún tiene margen en los próximos días para evitar la liquidación

"Pendiente de resolución" estaba pasado el mediodía de ayer el rescate de Abengoa por parte de la Sepi, en palabras de la ministra portavoz, Isabel Rodríguez. "El órgano que lo tramita está informando su resolución. Las solicitudes se rigen por criterios técnicos", precisó Rodríguez en rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, en la que dio cuenta de media docena de ayudas sí concedidas por valor de 721 millones de euros. La de Abengoa no estaba en la lista. En la práctica, es un no a la petición de 249 millones de euros de la multinacional sevillana, pues aunque Sepi resuelva ahora positivamente -algo en lo que ya prácticamente nadie confía- sería necesario otro Consejo de Ministros antes del día 30 para dar formalidad a la ayuda. Y no hay otro consejo antes del jueves.

Con esta opción pierde fuerza la operación para salvar la empresa a través del fondo americano Terramar, que partía de los 249 millones del rescate Sepi a las sociedades operativas de Abenewco1, 200 del fondo (que pasará a tener el 70% de Abeweco1) y 300 en avales.

Por el contrario, gana enteros la opción defendida por Clemente Fernández, presidente de Abengoa SA, de presentar un convenio al juez que lleva el concurso de la matriz antes del 1 de julio con importantes quitas a los acreedores. Se confía en conseguir avales e inyectar dinero nuevo con una ampliación de capital para mantener la empresa a flote. Los acreedores tendrían hasta el 30 de septiembre para adherirse al convenio. Se va a solicitar al juez una prórroga. La última opción es la liquidación.

El presidente de Abengoa ha señalado que hay que trabajar en una "nueva estructura para salvaguardar las unidades de negocio" y en vías alternativas de solución. Tendrá que haber preconcursos y concursos de acreedores para las diferentes sociedades.

Fernández ha explicado que los concursos serían para aquellas partes en que no hay actividad de negocio, mientras que las otras podrían ser preconcursadas, con lo que se ganaría para éstas cuatro meses de tiempo para buscarles una salida en ese tiempo.

Además, ha dicho que existen otras vías, además del Fondo de Solvencia, para que el Estado pueda apoyar a la viabilidad de Abengoa, donde ha recordado que es el segundo accionista, con un 3,152 % que tiene la Secretaria de Estado de Comercio.

Clemente Fernández ha dicho que el apoyo pueden ser avales a través de la compañía de reaseguramiento Cesce y ha afirmado que los "avales son la clave de la supervivencia".

En esta semana, se reunirá el consejo de administración de Abengoa S.A y también el de Abenewco, en el que están los tres consejeros que integran el consejo de Abengoa, según Fernández, que ha dicho que habrá que tomar decisiones.

"Un palo"

La negativa al rescate fue recibida ayer como "un palo" por los comités de empresa de Abengoa Agua, Abengoa Energía, Solúcar, Inabensa y Abenewco1 CPA, sociedades derivadas de Abengoa, aunque se agarran a las palabras de la ministra de que el expediente no está cerrado y, formalmente, no hay una negativa definitiva.

Los trabajadores de Abengoa, que ayer lunes se habían concentrado ante la delegación del Gobierno en Sevilla en demanda de una "solución", decían sentirse "abandonados" por el Ejecutivo, considerando que es "intolerable" que aún no haya decisión definitiva sobre su petición de rescate, lo que aumenta su sensación de "agonía".

El alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz (PSOE), ignoró ayer que la Junta de Andalucía no tiene líneas para ayudar a empresas en crisis, y el Estado gestiona un fondo con 10.000 millones para ello del que va a dejar sin gastar más de la mitad, para pedir una "solución de última hora" que evite la liquidación de la multinacional sevillana Abengoa, solicitando a la administración andaluza" que se "implique un poquito más", tal y cómo él también pide a Madrid.

comentarios3WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 3

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Ivan
A Favor
En Contra

López bravo cuando dejará de chupar del bote?. Cuando deberá marcharse?. Seguirá en Abengoa de parásito?. Si alguien sabe algo que nos informe. Gracias..

Puntuación 6
#1
Usuario validado en Google+
Repac 9528
A Favor
En Contra

Abengoa lleva muerta desde que Javier Garcia-Carranza y Banco Santander pensaron que se la podían quedar echando al cerebro y presidente de los últimos 35 años, al que entendía el negocio, y el que la llevo a ser líder mundial en seis sectores renovables de una forma tan transversal. La historia es de sobra conocida: La crea Javier Benjumea padre, la transforma Felipe su hijo hasta llevarla a líder mundial donde la consolida. En 2015, su sobrino Javier Garcia-Carranza apoyado por uno de los bancos que va a realizar la ampliación de capital aprovechan este evento para chantajearle y quedarse con la presidencia “o te vas o no realizo la ampliación”. Todo esto minutos antes de firmarse la misma y después de retrasar meses algo que duraba un mes hasta dejarla sin liquidez. El mercado reacciona de manera fulminante al despido y la acción se desploma. La compañía colapsa ya que Abengoa sin Felipe no consigue credibilidad en el mercado, y es mantenida de manera artificial por el banco Santander para tapar su comportamiento con restructuraciones falsas, estafa a inversores, ocultación de información, salidas de miles de millones de la caja sin aclaraciones, pago de comisiones, y venta de activos a precios bajísimos a fondos relacionados con el banco Santander. En ese interim (2015-22), donde la empresa está muerta, y se van vendiendo todos los activos también hay fuga y caza de directivos afines a Felipe. Todo esto se encuentra en los tribunales, donde Felipe tiene una demanda de 1.000 millones contra Banco Santander en el tribunal supremo (habiendo perdido las dos primeras instancias por “prescripción”). Benjumea también tiene una querella penal contra Gonzalo Urquijo (el títere de Javier Garcia-Carranza durante el periodo 2016-2021) y su consejo de administración por falsedad contable, estafa a inversores, y otras muchas cosas. Esta querella estima que banco Santander se llevó hasta 5.000 millones de Abengoa entre 2016-2021.

Puntuación 5
#2
Ruben
A Favor
En Contra

Hacía años que no veía a unos sindicatos ir contra los intereses de los trabajadores y como los han engañado. ¿Dónde estaban durante estos años de expolio de la compañía?

Puntuación 3
#3