Pymes y Emprendedores

Fixme: "Contratamos empleados propios en vez de actuar como intermediarios"

  • "Ofrecemos servicios de bienestar conectando oferta y demanda"
  • "Hay mucha precariedad, informalidad y los convenios son terribles"
Maria Luke y Xandra Etxabe Cofundadoras de la startup de bienestar Fixme.
Madrid

Fixme es una startup que ofrece servicios de bienestar a demanda (entrenamiento personal, fisioterapia o masaje tailandés), conectando a los profesionales de su propio equipo (todos ellos contratados ya que no trabajan con autónomos) con clientes desde su plataforma web y en menos de una hora.

De esta forma, Maria, una de las co-fundadoras de Fixme, decidió emprender el camino cuando trabajaba en el sector del entrenamiento personal y fisioterapia y vivía los problemas que tiene este mercado (informalidad, intrusismo, precariedad...).

Vio que había una gran oportunidad para comenzar a hacer las cosas de otra forma y aportar más valor tanto a profesionales que se dedican a ello como a los clientes, por lo que contactó con Xandra, la otra cofundadora (en ese momento trabajaba en una startup del sector salud), ya que necesitaba un apoyo y contar con alguien con experiencia en startups dentro del equipo.

¿Cómo funciona Fixme?

Solicitar servicio es sencillo. Accedes a la web www.fixme.es, seleccionas el servicio que deseas, el día y la hora (los profesionales de Fixme acuden al lugar en el que tú estás) y la forma de pago (puedes comprar sesiones sueltas o bonos de sesiones y pagar con tarjeta o en efectivo) y Fixme se encarga de enviarte al profesional que más se adapte a tus necesidades. Si quieres pedir servicio una segunda vez, puedes solicitar que sea con el profesional que te atendió la primera vez.

¿Con cuántos clientes cuentan actualmente?

Por Fixme han pasado más de 4.000 clientes en el año que lleva operando entre Madrid y Bogotá, y actualmente cuenta con unos 2.000 clientes activos que solicitan servicios cada mes.

Según señalan, se caracterizan por ser una empresa que genera empleo de calidad. ¿Por qué?

Principalmente porque somos una de las pocas startups del sector que contrata a sus prestadores de servicio con contratos indefinidos y les ofrece la posibilidad de desarrollar su carrera profesional dentro de la compañía. Al analizar durante años las ofertas de empleo del sector del bienestar la mayoría siguen sin solucionar el índice de precariedad laboral, los intensivos horarios de trabajo y las condiciones de contratación, en el 80 por ciento de los casos como autónomo. Por ello, trabajamos cada día con nuestro equipo en busca de mejorar más y más la manera en la que trabajamos y el valor que les damos como marca, empresa y equipo, ya que esto influye directamente en la calidad del servicio que damos al cliente, y esta tiene que ser excelente.

¿Qué les diferencia de la competencia?

La gran diferencia es el hecho de contratar la oferta. Descubrimos que ser un mero intermediario tecnológico no aportaba suficiente valor a la parte profesional y estos seguían teniendo los mismos problemas de informalidad, precariedad e intrusismo y esto nos generaba un embudo de crecimiento enorme. Con la contratación conseguimos darles estabilidad y una posibilidad de desarrollarse en su carrera profesional. De cara al negocio y crecimiento de la startup asumimos también el alto riesgo de tener una nómina pesada, pero gracias a la tecnología que estamos desarrollando y nuestro algoritmo de control de oferta y demanda conseguimos sacar rentabilidad desde el minuto 1 bajando el riesgo y consiguiendo altas tasas de retención de nuestros clientes.

¿Cómo se encuentra el sector del bienestar?

El sector viene creciendo muy fuerte, los hábitos de consumos de servicios de bienestar se están poniendo de moda y a la gente le empieza a gustar cuidarse. Eso genera inmensas posibilidades de negocio y crecimiento para las empresas que estamos trabajando en el sector. Paralelamente y mirando al lado más empresarial, creo que tenemos mucho trabajo que hacer en cuidar a los profesionales que se dedican a este sector. Hay mucha informalidad, mucha precariedad y los convenios son terribles. Si queremos dar el mejor servicio a nuestros clientes, comencemos por cuidar a nuestros empleados.

¿Qué cree que es necesario para fomentar el crecimiento de las startups?

Esta es una pregunta complicada... Emprender es durísimo y aunque inicialmente no se necesiten tantos recursos económicos para comenzar, claramente en una fase de crecimiento las necesidades financieras de las startups son tremendas.

Analizando nuestra propia experiencia yo diría que lo primero que habría que revisar son las cuotas de autónomas societarias que pagamos desde el inicio, eso merma mucho las posibilidades de invertir más en otros recursos (contratación, marketing...) y por tanto tiene relación directa en el crecimiento.

Por otro lado, creo que las startups deberíamos poner más el foco en aportar valor a nuestro equipo y clientes y buscar cuanto antes la manera de monetizar nuestras ideas de negocio, enfocándonos así en ventas y facturación y no tanto (aunque a veces no es posible) en levantar rondas y rondas de inversión.

¿Qué perspectivas de futuro tienen?

Nuestro objetivo es seguir aportando el máximo valor a los clientes y profesionales del sector del bienestar y crecer principalmente en países de habla hispana. Actualmente estamos presentes en Madrid y Bogotá y este cuarto trimestre queremos consolidar nuestro negocio creciendo en otras ciudades de ambos países.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin