Firmas

¿Puede solamente el Banco Central Europeo reanimar la economía?

  • Bajar tipos no basta para reactivar un continente que crece a varias velocidades
Foto: Archivo.

Nuevamente la preocupación sobre la situación económica ha saltado del escrutinio de los que seguimos los indicadores macroeconómicos a ser toda una preocupación para los bancos centrales. Tanto la Reserva Federal como el BCE, especialmente este último, parecen decididos definitivamente a tomar medidas. Si nos centramos en la economía europea el problema es la atonía, la actividad sigue sin revitalizarse. Es más, la actividad que se detecta puede estar insuflada por el anticipo de las empresas a los posibles problemas que generen problemas de abastecimiento ante el Brexit y la guerra comercial en la que estamos inmersos de hoz y coz.

Esta situación, la de demanda impulsada por miedo al desabastecimiento, deja vislumbrar la posibilidad de un panorama aún más sombrío a medio plazo, el de recesión. Ya que ha salido la palabra maldita, recesión, conviene tener presente que hay zonas que están ya en recesión o bien en una alarmante situación de posible entrada. Como sabemos además no existe ninguna presión en los precios, es más ese objetivo de una variación positiva de crecimiento modesto y controlado de los mismos, 2% anual, que tanto buscan los bancos centrales parece muy lejos de lograrse.

En una situación donde intervienen los políticos, todo girará a peor en la mayor parte de los casos

No es de extrañar, por tanto, que nuestro banco central comience ya a pensar en medidas para revertir la situación, ahora bien la cuestión surge desde el primer momento: ¿conseguirá sus objetivos? Lo primero es tener presente que estamos ante una situación que se ha visto agravada por incertidumbres políticas: Brexit y guerra comercial, como comentaba anteriormente. Como suelo decir en mis clases, en una situación donde intervienen los políticos, todo girará a peor en la mayor parte de los casos. Pero volviendo a nuestro análisis, el contexto antes de los problemas políticos ya dejaba entrever una situación complicada. La crisis no la dejamos atrás, lo que estamos viendo siguen siendo las consecuencias de la crisis, esas consecuencias no son otra cosa que la precariedad, véase la situación española.

Paremos un momento y reflexionemos. La mayor parte de las personas tomamos decisiones de consumo e inversión en base a nuestra situación laboral. Una aseveración lógica ya que la renta principal y preponderante depende de los salarios y la situación laboral. En un continente que envejece aceleradamente, especialmente preocupante es el caso español, donde además los jóvenes obtienen unos salarios tremendamente bajos y en muchos casos sus trabajos están en condiciones muy frágiles. ¿Es posible impulsar la demanda?

Son unas sociedades, a excepción de Alemania y sus países satélites o adyacentes donde además no se ha reducido el endeudamiento acumulado, tan solo se ha trasladado desde el ámbito privado a lo público. ¿Pueden salir de la crisis solo con medidas monetarias? Estas son las reflexiones que una y otra vez vienen a mi cabeza al pensar en la papeleta que tiene nuestro banco central ante la actual situación.

¿Cuál va a ser el papel de los bancos? ¿Van a incrementar el crédito?

La política monetaria es más o menos potente en cuanto a la consecución de sus objetivos de reanimar una economía. Eso sí, siempre tiene un alcance corto placista. Las medidas monetarias son un punto de apoyo para que la palanca de otro tipos de medidas, por ejemplo la fiscal o la de llevar a cabo medidas de reconducción de situaciones, tengan mayor impacto. Con esta idea y observando el panorama europeo, ¿se han tomado las medidas oportunas y las políticas económicas adecuadas? Esa cuestión es cuanto menos muy dubitativa. En algunos países mi visión es tremendamente negativa; incluso desde el punto de vista de las medidas al haberse realizado por parte de las instituciones centrales. ¿Qué tal ya la creación de un Tesoro Publico para el euro, por ejemplo?

Pero es más, el Banco Central Europeo está intentando poner los bueyes a la carreta pero ¿los está poniendo delante de la misma? Viene esta señal de alerta pues el BCE va a imprimir nuevamente una cantidad ingente de billetes de euros. Ahora bien, no es el BCE el que da esos créditos, son los bancos. Cuestión ésta, la de que la morosidad que soportan los bancos, que vuelve a demandar atención. En una situación donde, como ejemplo el Banco de España está avisando sobre una posible burbuja en el crédito bancario al consumo, donde el propio BCE alerta de una cierta burbuja inmobiliaria, ¿cuál va a ser el papel de los bancos? ¿Van a incrementar el crédito cuando no hay apetito por la demanda por la preocupación de familias y empresas? ¿Lo van a hacer ante un panorama futuro preocupante?

¿La política monetaria, las medidas a adoptar por el BCE, tienen visos de ser útiles y definitivas?

Como ven y sin querer cargar las tintas en los aspectos más dudosos y controvertidos de la actual situación, realmente ¿la política monetaria, las medidas a adoptar por el BCE, tienen visos de ser útiles y definitivas? Es cierto que aquellas palabras de Draghi, sobre el euro y su sentencia de hacer todo lo posible..., fue definitiva para salvar el euro; sin embargo ¿puede ser un banco central suficiente para reactivar un área económica que crece a diferentes velocidades, con coyunturas diversas y muy variadas, donde los problemas políticos complican tremendamente una situación ya delicada?

Como ven muchas y variadas dudas sobre los resultados de esas medidas. El BCE puede bajar aún más los tipos de interés, puede poner a disposición de la sociedad mayor dinero para consumo o inversión. Pero, ¿tan solo eso es suficiente para animar a la demanda y a los inversores sin más?

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum8

¿¿¿¿quedara economia ??
A Favor
En Contra

¿¿¿ quedara alguna economia cuando salga guinditos y su panda ??? si arrasan la caja como su compi rodriguito raterito..... " Ya se sabe ,,..."las buenas yuntas ,, se crian juntas y ya mangan todo ellas solitas ""..

Puntuación 0
#1
Usuario validado en elEconomista.es
Valcam
A Favor
En Contra

Groucho Marx: “La política es el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnostico falso y aplicar después los remedios equivocados.”

Puntuación 17
#2
Carmen
A Favor
En Contra

Es que el crédito al que hace referencia el BCE no creo que sea precisamente el crédito al consumo de los particulares, que no deberían verse en la necesidad de pedir créditos para consumir, sino a empresas para sus negocios. Es ese el problema? No confían las empresas en el futuro para pedir préstamos? Los piden por necesidades urgentes por ir mal el negocio?

El meollo está en los sueldos. En el trabajo.

Puntuación 5
#3
A Favor
En Contra

A los políticos hay que encomerdarles tareas aparentemente importantes pero que sean irrelevantes para que estén entretenidos alimentando su ego y dejen de joder al resto de mortales

Puntuación 12
#4
dragui marran0o
A Favor
En Contra

proxima medida de mario, el que no gaste los ahorros sera sodomizado descuartizado y quemado en la hoguera,pablo iglesias contento jjajajjja.como es un envidioso del que tiene algo en propiedad,bien para el,jjajja

Puntuación 15
#5
dragui marran0o
A Favor
En Contra

mari0 por fin se va , payaso vete ya

Puntuación 4
#6
luis
A Favor
En Contra

Lo que no es de recibo es que tengamos 28 tratamientos fiscales en la UE. Partiendo de esa premisa se da la paradoja que en España el alcohol y tabaco tiene una fiscalidad diferente a la mayor parte de la UE. ¡Ningún gobierno, ni el anterior del inútil, es capaz de meter mano a esto porque ¡Somos un país turístico! y tienen que venir loa europeos a emborracharse. El tabaco se llevan todo el que pueden y en Francia cruzan la frontera para aprovisionarse, si no revenderlo. ¡Verguernza!

Puntuación -4
#7
Usuario validado en elEconomista.es
Valcam
A Favor
En Contra

Las tecnologías se aplican en creschendo y la economía se transforma en otra cosa , ya no valen los adjetivos que se aplican. El oro se aprecia y si lo pusieran a 10.000 dólares onza solucionado el problema de las deudas públicas mundiales y solo han de quererlo cuatro que manejan.

Puntuación 0
#8