Firmas

¿Cuánto tiene que facturar un autónomo para sobrevivir? Siendo mileurista incurre en pérdidas

  • "El empresario tiene una mala imagen por culpa de determinados políticos"
Imagen de Istock

El mejor consejo que un padre le puede dar a un hijo en edad postuniversitaria y que no tenga intención de emigrar de España es intentar trabajar para el Estado mediante la fórmula tradicional existente en nuestro país. Es decir, a través de la preparación de una oposición que, a ser posible, sea legal y despolitizada.

También es cierto que existe otro camino, mucho más accesible aunque también más tenebroso, para conseguir tal objetivo. Y acercarse a un partido político tradicional o a un sindicato de clase. Y vivir subvencionadamente y a costa de los impuestos de los españoles.

Por el contrario, el peor consejo que cualquier vástago español puede recibir de un padre irresponsable y ajeno a la realidad económico-política de nuestro país, no es otro que establecerse laboralmente por cuenta propia. En otras palabras, darse de alta como autónomo y, por tanto, fundar una pyme, emprender un negocio, actuar en calidad de freelance, ejercer una profesión liberal...

Esclavos del Estado

Porque los autónomos que viven en la España de la corrupción, de la malversación de caudales públicos, del despilfarro y del desempleo son los esclavos laborales y fiscales de nuestro expoliador Estado, que actúa únicamente al servicio de la casta político-sindical, de los monopolios energético-gasísticos y de un élite financiera liderada por determinados lobbys procedentes del Ibex 35.

Además, otro hándicap de perfil social que tienen los autónomos radica en la deficiente imagen que tiene el empresario en España. Los causantes de tal injusticia son determinados políticos españoles, que de forma interesada se han encargado de demonizar esta figura, culpabilizando a los empresarios de todos los males de tipo económico que sufre nuestro país.

El denominado "capitalismo de amiguetes" del PP-PSOE y la corrupta conexión entre economía y política han sido los causantes de la crisis que vive España. Igualmente, los pseudo-empresarios del BOE (amigos del poder y de la subvención) han dañado aún más la reputación de los verdaderos empresarios que se juegan su dinero y su prestigio sin subvenciones ni conexiones políticas.

Promoción del emprendedor

La mayor prueba de todo ello es la actual promoción del término "emprendedor" con el fin de difuminar esta deteriorada imagen del empresario ante la opinión pública. Ciertamente, y aunque existen diferencias puntuales, emprendedor y empresario son términos sinónimos.

Sin embargo, en España es vital cambiar de mentalidad. Tanto es así que los autónomos pueden convertirse en una fuerza laboral numerosa y, por ende, poderosa y capaz de presionar al Estado para lograr que dicho colectivo se libere de las cadenas laborales y fiscales que actualmente les aprisionan. Y equiparse tanto en derechos sociales como laborales, por ejemplo, a los funcionarios.

Pero hasta que este desequilibrio socio-económico y profesional se solucione, a los autónomos no les queda más remedio que recorrer un arduo camino empresarial para poder sobrevivir económicamente.

¿Cuánto se lleva el Estado?

A modo de ejemplo, ¿de cada factura que emite un autónomo por importe de 1.000 euros, cuánto dinero se lleva el Estado?

- Las retenciones del IRPF, que después de la reciente reforma se ha quedado en el 19%, por tanto, 190 euros. (Pueden ser devueltos por Hacienda después de presentar la correspondiente declaración.

- El IVA. 21%. Exceptuando al sector sanitario y educacional.

- La cuota mensual que debe abonar a la Seguridad Social, por importe mínimo de 264 euros, según la base de cotización básica. (Para aquellos autónomos que hayan sobrepasado la tarifa plana o no les afecte la misma).

- El alquiler de una oficina estándar, que como mínimo ascenderá a 400 euros.

- Los costes energéticos, los gastos de gestión del día a día... Los impuestos de todo tipo, tanto autonómicos como locales... Sin contar que para muchos servicios es necesario subcontratar a otro autónomo.

Resultado demoledor

El resultado es económicamente demoledor para el autónomo, puesto que de estos 1.000 euros facturados el Estado se lo queda casi todo. Incluso, el autónomo incurre en pérdidas con una facturación mensual de 1.000 euros.

Tal y como está la situación económica en España, ¿cuántas facturas de 1.000 euros debe emitir un autónomo mensualmente para poder alimentar a su familia y vivir dignamente? Basta ya de demonizar a los autónomos.

Los españoles deben conocer que la mayoría de ellos están subsistiendo económicamente, en concurso o que directamente han cerrado sus negocios.

Lucio A. Muñoz, socio director de Eurogroup Human Resources

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud