Energía

Iberdrola prepara un plan de venta de activos por 2.000 millones en EEUU

  • La eléctrica ha utilizado el dinero de la ampliación de capital para comprar PNM
El parque eólico marino East Anglia One (Iberdrola) - Europa Press

Avangrid, la filial de Iberdrola en Estados Unidos, prepara un plan de desinversiones de 2.000 millones. La compañía ha anunciado que revisará activo por activo para tratar de maximizar los recursos que tiene para invertir y reforzarse en el área de negocios regulados, principalmente, en redes.

La eléctrica estadounidense ha decidido lanzar este plan de ventas para mantener el músculo necesario para las potenciales inversiones en crecimiento que requerirá en el futuro.

A lo largo de esta año, Avangrid ha decidido utilizar parte de los 4.000 millones de la ampliación de capital que realizó en mayo de 2021 para la compra de PNM Resources para financiar las inversiones que ha estado llevando a cabo en renovables y redes.

Por ese motivo, la empresa se plantea realizar una nueva ampliación de capital por cerca de 1.900 millones de euros si la operación de PNM Resources sale adelante. En caso contrario, el consejero delegado de la compañía, Pedro Azagra, considera que sería innecesario llevarlo a cabo porque la empresa contaría con una capacidad más que suficiente para seguir financiando su crecimiento

Garantía de Iberdrola

Entretanto, Iberdrola ha otorgado a Avangrid una carta de garantía por 4.300 millones para poder mantener la operación de compra de la compañía de Nuevo México mientras se resuelve la batalla judicial por el rechazo de la operación por parte de la Comisión reguladora del estado.

PNM requerirá 4.000 millones para la operación de compra y 2.000 millones adicionales para financiar sus planes de inversión hasta 2025. Estas cantidades se incluyen en el plan de 14.300 millones anunciado a finales de octubre en Estados Unidos, de ahí que la empresa esté dispuesta a poner en marcha este plan de rotación de activos como ha hecho el grupo en el pasado.

Avangrid buscará socios para algunos de los proyectos que está llevando a cabo tanto en eólica y fotovoltaica como en eólica marina. En algún proyecto, asegura su primer ejecutivo en el país, se venderán por completo, otros se mantendrán por completo y en otros casos se buscará alianzas en las que se puede asumir que la compañía mantendrá un 40% y se desprenderá del resto o participaciones al 50%.

La eléctrica además da pistas y asegura que con el incremento de capacidad de las turbinas puede desprenderse de parte de los proyectos sin alterar su objetivo inicial de producción de electricidad como podría ser el caso de Kitty Hawk que la compañía ya ha anunciado que incrementará su capacidad desde los 2.500 a los 3.500 MW o simplenmente ceder parte del territorio sobre el que tienen firmados los arrendamientos.

La compañía espera instalar renovables a un ritmo de 1.300 MW pero con el esquema de asociación al que aspira se apuntaría únicamente 700 MW anuales.

Avangrid tiene en estos momentos 600 MW de renovables en construcción y quiere seguir reforzando el peso del negocio regulado en su cuenta de resultados. Commonwealth y Park City podrían también incorporar socios.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud