Energía

Enel: "Es una locura depender del gas. Cuanto antes salgamos, mejor"

  • Abandonará paulatinamente su negocio de gas natural antes de 2040
  • En su plan estratégico ha establecido una hoja de ruta de descarbonización
  • Espera que toda la electricidad vendida para 2040 provenga de fuentes renovables
Foto: Dreamstime.

El consejero delegado de Enel, Francesco Starace, ha defendido el giro estratégico dado por el grupo, matriz de la española Endesa, de abandonar paulatinamente todo su negocio de gas natural, con un horizonte final en 2040, en el objetivo de conseguir poner fin cuanto antes a la dependencia de Europa de esta energía.

"Es una locura depender del gas. Cuanto antes salgamos, mejor", aseguró Starace en rueda de prensa en referencia a la espiral alcista en los precios de la electricidad que se está viviendo en Europa este año debido al gas natural.

"En dos décadas va a haber muy pocos europeos que seguirán utilizando el gas, ya que se habrán pasado a la electricidad. No hay ninguna prisa, nosotros seguiremos dándole gas hasta que entiendan también que es mejor pasar a la electricidad, pero será un cambio paulatino", dijo.

Este miércoles, Enel ha lanzado, dentro de la actualización de su plan estratégico, una nueva 'hoja de ruta' de descarbonización que incluye un adelanto de una década en su objetivo de ser una compañía cero emisiones, de 2050 a 2040, y poner, así, fin a todo su negocio de carbón dentro de dos décadas.

Así, Enel, que se convierte de esta manera en la primera gran 'utility' en Europa que da el paso de poner una fecha de fin para sus activos de gas natural, espera que toda la electricidad vendida para 2040 provenga de fuentes renovables y, para el mismo año, el grupo saldrá de su negocio minorista de gas.

Esto supone que Endesa se deberá desprender de aquí a 2040 de sus activos en gas natural, que suman entre España y Portugal un total de 3.824 megavatios (MW) en ciclos combinados. En concreto, la eléctrica cuenta con los ciclos combinados de San Roque (Cádiz), de 408 MW; los de Bésos 3 y 5 en Barcelona, de 419 y 873 MW respectivamente; Colón en Huelva, de 398 MW; y As Pontes en A Coruña, de 870 MW. Además, en Portugal suma otros 855 MW.

Asimismo, el grupo energético dirigido por José Bogas posee a día de hoy con una cartera de 1,6 millones de clientes de gas natural (familias y empresas), siendo el segundo mayor distribuidor de España, tan solo por detrás de Naturgy.

Starace reconoce que el gas será "necesario" en las dos próximas décadas, aunque su papel será menor

Starace reconoció que el gas natural será "necesario" durante las dos próximas décadas, aunque señaló que su papel será "paulatinamente" menor debido al peso que irán ganando progresivamente las renovables.

"Lo que significa que serán objeto de amortización en el tiempo y cada vez se utilizará menos", indicó, considerando que el final de los ciclos de gas será similar al de las centrales de carbón, aunque en los países donde sea posible se tratar "de cristalizar su valor".

Descarta la eólica marina

Por otra parte, el ejecutivo de Enel descartó por completo la entrada del grupo en el negocio de eólica marina (offshore), ya que "necesita más inversión para llegar a la misma producción" que la terrestre.

"No digo que no sea un mercado competitivo", aseguró al respecto, subrayando que es un negocio en el que están entrando también competidores como las petroleras, "que son agresivas y deseosas de aprovechar su conocimiento en el ámbito 'offshore'". "No es un contexto que nos interesa, ni en Italia", aseveró.

Respecto al hidrógeno verde, consideró que es una tecnología a la que hay que dar un plazo de tres o cinco años para ver "si mantiene lo prometido y es competitiva". "Vamos a ver dónde nos lleva la tecnología y si logramos ser competitivos, entonces decidiremos. Estamos en una etapa de exploración", añadió.

Cierre de As Pontes: "No hay paso atrás"

El consejero delegado ha asegurado también que la puesta en marcha de la central térmica de As Pontes, propiedad de Endesa y la de mayor potencia de España, responde a la "anormal" situación del mercado eléctrico en un contexto de altos precios de la electricidad, y ha subrayado que no hay "ningún paso atrás" en la decisión de cerrar toda su generación de carbón.

En este sentido, Starace ha afirmado que "no se puede creer que debido a los precios locos de ahora la central va a volver a actuar como en el pasado".

Endesa, participada en un 70% por Enel, ha reactivado excepcionalmente esta semana la central térmica gallega ante el contexto de auge de precios de la electricidad y las bajadas de temperaturas, que provocan un aumento del consumo energético. No obstante, la planta de Endesa se encuentra en trámites para su cierre definitivo desde finales de 2019.

comentarios6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

k
A Favor
En Contra

No saben hacer su trabajo, lo cobran del estado (dinero conseguido a punta de pistola a desarmados) y lo dicen bien alto. VIVA ETA.

Puntuación -10
#1
carlosjsellers
A Favor
En Contra

El problema del buenismo y querer aparentar progresismo de toda Europa impide potenciar la única solución suficientemente potente, independiente del sol, climatología (viento, lluvia), de países políticamente inestables, etc. La energía nuclear moderna, incide sobre una menor superficie que cualquier renovable, sin necesidad de inundar valles y pueblos, llenar el campo de aluminio de las placas solares, de materiales nocivos y ruido ambiental como la eólica, etc. Los resíduos se pueden almacenar en sitios seguros que ocupan y cuestan mucho menos que cualquier otra planta de generación.

Puntuación 13
#2
Usuario validado en Google+
AC/DC
A Favor
En Contra

Y qué le parece a Endesa si antes de dejar el gas, nos factura a los ciudadanos españoles, nos regulariza las lecturas, nos manda las facturas y nos atiende desde su canal telefónico de una manera adecuada y competente...es mucho pedir????

Puntuación 15
#3
MENTIRA Y MANIPULACIÓN EL NUEVO ORDEN MUNDIAL
A Favor
En Contra

Si si vamos a dejar todo y nos quedamos con el juguetito de las renovables. Habrá que gastarse la pasta en velas y linternas.

Puntuación 2
#4
Cortal
A Favor
En Contra

Yo si fuera productor de gas o crudo les metía un subidon de precios acojonante y cuando se quejarán les diría... Pero no ibais a funcionar con las renovables y las demás las ibais a tirar a la basura?

Puntuación 4
#5
Manuel
A Favor
En Contra

Para eso hay una cosa que se llama previsión.

Puntuación 2
#6