Energía

Reganosa operará el primer terminal de gas licuado de Cerdeña

  • La compañía gallega gestionará así tres plantas internacionales
Un buque metanero

Reganosa operará y mantendrá la primera terminal de gas natural licuado de Cerdeña (Italia), cuya construcción en el puerto de Oristano, al oeste de la isla, se encuentra en su fase final. De esta manera, la compañía gallega se convertirá en la única del mundo que gestiona hasta tres plantas de GNL propiedad de terceros, además de la que posee en Mugardos (A Coruña).

Higas ha adjudicado a Reganosa el contrato de operación y mantenimiento integral de la nueva terminal de importación, almacenamiento y distribución de Oristano. Se espera que las instalaciones entren en funcionamiento durante el primer semestre de 2021.

La planta de Higas cuenta con un muelle capaz de recibir barcos de hasta 20.000 metros cúbicos, un brazo de descarga, seis tanques criogénicos horizontales de almacenamiento (de 1.500 metros cúbicos cada uno), dos bahías de carga de cisternas y un sistema integrado de generación eléctrica con gas natural. El complejo cuenta con capacidad para abastecer hasta 8.000 camiones de GNL cada año (unas 180.000 toneladas), para su posterior distribución a estaciones satélite más pequeñas en toda la isla.

Cerdeña carece actualmente de un sistema de acceso al gas natural y sólo un pequeño número de clientes industriales recibe cisternas de GNL que llegan a la isla vía ferry. La terminal dotará al territorio de un suministro de gas limpio, asequible y fiable.

Este proyecto apuntala el proceso de crecimiento de Reganosa, iniciado en 2015 con la constitución de Reganosa Servicios para aportar el conocimiento y experiencia del grupo en estudios, diseños de proyectos, consultoría, ingeniería y gestión de activos.

A lo largo del último cuatrienio, el grupo ha prestado servicios de diverso tipo en 15 países de cuatro continentes: Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Alemania, España, Francia, Malta, Ghana, Mozambique, India, Japón, Kuwait, Pakistán e Italia. Con su intervención en esos territorios, ha cubierto todas las fases de desarrollo de un proyecto, desde el estudio de viabilidad hasta la operación comercial.

Al tiempo que prosigue creciendo en España y diversificando su negocio, apostando por una economía verde y digital, Reganosa ha reforzado en los últimos meses su proceso de internacionalización. En breve iniciará también la operación y mantenimiento de una planta única en el África subsahariana.

En virtud de ese proceso de crecimiento sostenido y constante adaptación, Reganosa prácticamente ha triplicado su plantilla en el último lustro. La compañía, asimismo, se ha consolidado como referente mundial en el O&M de infraestructuras energéticas de terceros.

El grupo gestiona ya o bien va a gestionar de manera inminente tres tipos de terminales de GNL: totalmente a flote, la de Tema (Ghana); completamente en tierra, las de Mugardos y Oristano; y mixta, la de Delimara (Malta). Son instalaciones, además, con un amplio rango de almacenamiento: desde los 9.000 hasta los 300.000 metros cúbicos.

Con la de Cerdeña, Reganosa también se estrena a nivel internacional en el segmento de las soluciones de pequeña escala. Lo hace de la mano de Higas, cuyo accionariado pertenece a dos socios italianos (Gas & Hit y CPL Concordia) y a Avenir LNG.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin