Empresas y finanzas

La CNMC quiere poner en valor las plantas de regasificación

  • Se usan al 25% de su capacidad y sólo cubren un 63% de los costes

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha lanzado una consulta pública para cambiar la regulación de las plantas de regasificación de Gas Natural Licuado (GNL) y potenciar su actividad.

España es el primer importador del GNL de Europa -el 34% en 2017- y el que más capacidad de regasificación tiene a su disposición, pero la mala regulación nos impide sacarle mayor provecho y estamos perdiendo cuota frente a otras plantas europeas; la CNMC apunta que los servicios de recarga de buques han "huido" por los mayores costes que soportan aquí.

Las seis instalaciones existentes, más una hibernada -todas, menos la gallega Reganosa, en manos de Enagás- no cubren sus costes: en 2017 ingresaron 283 millones de euros, pero exigieron 446 millones a los consumidores.

Utilización descompensada

Las plantas, además, sólo usan el 25% de su capacidad y de un modo descompensado, lo que satura la de Barcelona y tiene ociosas durante meses las de Murgados o Cartagena.

Entre los problemas detectados está una mala estructura de peajes y de servicios; por ejemplo, los peajes penalizan a los buques pequeños y el almacenamiento de GNL no está separado de la regasificación contratada.

Para paliarlo, la CNMC plantea una regulación diferente, que permita ofertar servicios de almacenamiento y regasificación deslocalizadamente -siempre que sea posible- y que sea Enagás, en tanto que Gestor Técnico del Sistema, el que case las ofertas y demandas de los agentes, asumiendo responsabilidades que ahora corresponden a los operadores de las plantas y los comercializadores.

Con ello, sostiene la CNMC, "se ha de favorecer la liquidez del mercado gasista y, por ende, potenciar la competencia, beneficiando al consumidor final".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0