Empresas y finanzas

KKR, Carlyle, Permira y Bain pujan por Bimba y Lola por 400 millones

  • Morgan Stanley, el asesor, espera las ofertas no vinculantes hoy

La cadena textil Bimba y Lola da el pistoletazo de salida a su venta. Tal y como ha podido saber elEconomista, al menos cuatro fondos pujarán por este activo, valorado en una horquilla de entre 400 y 450 millones de euros. Según fuentes financieras, los interesados por la cadena de las hermanas Domínguez -sobrinas de Adolfo Domínguez- son los grandes fondos de inversión internacionales: KKR, Carlyle, Permira y Bain Capital.

El proceso se remonta hace unos meses atrás, cuando María y Uxía Domínguez contrataron a Morgan Stanley para que elaborara el cuaderno de venta y buscara a potenciales compradores. Este documento ha circulado ya por los despachos de los grandes fondos de capital riesgo españoles e internacionales, aunque finalmente el número de ofertantes se ha reducido por el precio que piden por activo, según las fuentes consultadas.

Otro de los nombres que más sonaron para hacerse con Bimba y Lola fueron CVC y Pai, pero los números no les cuadraron al optar por una colocación en bolsa de Cortefiel, por lo que finalmente se han caído del proceso, según las fuentes consultadas. Además, también se rumorea en el mercado que podrían estar mirando la cadena textil los fondos Tower Brook (exSoros) y BC Partners (el nuevo dueño de Pronovias).

Con todo, el plazo para presentar las ofertas no vinculantes finaliza hoy. Posteriormente, comenzará la fase de due diligence y las ofertas vinculantes llegarán en abril. El proceso, previsiblemente, se resolverá durante el primer semestre de este año 2018.

Esta transacción es una de las más esperadas de los últimos años por la calidad del activo y su gran potencial de internacionalización.

La 'niña bonita' del sector

De hecho, los fondos llevan estudiando su evolución desde hace varios años, como fue el caso de L Capital -el brazo inversor de LVMH-. Sin embargo, las hermanas Domínguez siempre han sido reticentes a desprenderse de la compañía y perder el control de la niña bonita del sector. Es más, en un primer momento el proceso no contemplaba la venta de una participación mayoritaria hasta que se decidieron a poner en venta el 70% de la compañía para agilizar la búsqueda de un socio que les otorgara pulmón financiero para poder desarrollar su plan de expansión internacional. En la actualidad, Bimba y Lola está presente en una veintena de países y cuenta con más de 222 puntos de venta. Para este año, su objetivo es poner en marcha veinte nuevos establecimientos con su marca.

Según los últimos resultados disponibles (correspondientes al ejercicio de 2016-2017), su beneficio neto en 16,4 millones, al tiempo que registró un resultado bruto de explotación (ebitda) de 21,6 millones (un 14,2% de las ventas). En términos de facturación, cerró ese ejercicio con un incremento del 32%, hasta 152,4 millones, motivado por el aumento de ventas en superficie comparable en España y el fuerte tirón de sus ingresos internacionales.

Un ambicioso plan

Dentro del ambicioso plan de la cadena textil -el 26% de sus ventas ya corresponden al negocio internacional-, dos de sus países estratégicos son Francia y Reino Unido, que en el último ejercicio registraron crecimientos del 60 y el 50%, respectivamente.

En este sentido, la cadena gallega ha firmado acuerdos con importantes y reconocidos grandes almacenes internacionales, como es el caso de Galerías Laffayete. Además, hace unos días inauguró su nuevo establecimiento londinense en Bromton Road, en la misma calle donde se ubican los grandes almacenes Harrods.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

toner en Gijón
A Favor
En Contra

No sabí­a que iba también Bimba...

Puntuación 1
#1