Empresas y finanzas

La gran banca retorna a los beneficios en España, con 2.158 millones en 2014

España dejó de ser el pasado año foco de gran preocupación de la banca para convertirse en uno de los mercados donde afinan la estrategia comercial persuadidos de que el potencial de reactivación convertirá al país, en términos de oportunidades de negocio, en uno de los más prometedores.

El resultado de las cinco mayores entidades (Banco Santander, BBVA, Caixabank, Popular y Sabadell, a falta de conocer los números de Bankia) ascendió a 2.158 millones de euros y pasa página de una etapa condicionada por la sangría del empacho inmobiliario y requerimientos incesantes de capital.

En la última línea supone retornar a beneficios tras encajar números rojos de 9 millones el año previo de forma retroactiva. Y es que la contabilidad internacional obligó al sector a cargar en 2013 las aportaciones efectuadas al Fondo de Garantía para comprar las preferentes de Novagalicia y CatalunyaCaixa.

Sólo esta partida sume la cuenta en terreno negativo al drenar 700,9 millones del beneficio reportado antes por los bancos analizados. Santander, por ejemplo, habría ganado 95 millones, sin detraer 195 millones por una aportación que drena 144 millones a BBVA ampliando el resultado negativo y 187 millones a Caixabank, 101,9 millones a Sabadell y 75 millones al Popular, minorando a su vez el beneficio.

Si se incluyen los negocios internacionales, el grupo cántabro disparó un 39,3% el beneficio y alcanzó los 5.816 millones; mientras BBVA empujó el resultado un 25,7% y lo llevó a 2.618 millones. Con la aportación global de todas las geografías donde operan ambos colosos y sin fijar el foco solo en nuestro mercado, las cuentas de los cinco grandes mejoran en conjunto en un abultado 39,3% y ascienden a 9.756 millones.

Al margen del impacto del Fondo de Garantía, puntual y asociado a la reparación de los problemas de cajas insolventes y no de los mismos bancos, la mejora de beneficio en España es evidente.

Y lo más positivo del ejercicio bautizado por los banqueros como de "transición", es que la tracción se asienta en tres puntales pegados al negocio tradicional: un alivio del 22% en provisiones, un incipiente avance en los ingresos y mejores márgenes por clientes, gracias al empuje del nuevo crédito a precios más rentables y el ahorro por la bajada a plomo en la retribución de los depósitos con clientes.

Mayor margen de clientes

Por vez primera en la crisis la morosidad, el principal agujero junto al ladrillo en devorar resultados en los últimos años, flexionó a la baja en todas las grandes entidades, si bien el volumen de insolvencias es muy disperso (desde el 13,78 del Popular al 6% en BBVA).

La dilución es posible por cuatro factores: se ha frenado casi en seco la entrada neta de nuevos impagos, los traspasos a fallidos se aceleraron -muchos como paso previo a la venta de carteras-, se multiplicó la venta de pisos que penalizan el balance y el mismo peso de los dudosos también deja de crecer a medida que el crédito total se amplía.

El saldo vivo en financiación de los grandes aún se contrajo un 2,72% pero el escenario ha mudado de forma radical. La nueva disposición en favor de familias y pymes aumentó un 11,4% en toda la banca en un ejercicio de menos a más donde, por ejemplo, el ritmo de expansión en hipotecas se amplió del 20 al 47% a media que el año llegaba a su fin.

Los banqueros confían que la tendencia se acentúe y vuelva a crecer el stock en 2015 por vez primera en muchos años porque dan por concluido el proceso de desapalancamiento de hogares y compañías, y atisban una mayor demanda para consumir o para invertir en proyectos. El pasado año el préstamo nuevo a pymes subió el 8,6% y en hogares el 18,7, frente a retrocesos del 7,9 y 19,7% el ejercicio previo o del 16,2 y 14,7 en 2012.

Las últimas cuentas vuelven a reflejar la operativa con clientes y los ingresos remontan de nuevo un 6,1% el margen financiero, gracias al flujo de préstamos de mayor spread y el ahorro en depósitos (se retribuyen al 0,58% frente al tope del 4% que se llegó a pagar en 2012). Apenas se apoyaron en las millonarias plusvalías realizada en otros ejercicios y la venta de portfolios de deuda para apuntalar el beneficio cuando los márgenes de resultados, que ahora han enderezado, se desplomaban.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum11

gracieta
A Favor
En Contra

con un país en bancarrota nadie gana dinero, los bancos pierden dinero como toda españa, salvo que al ser empresas mafiosas manipulan sus balances para fingir beneficios y seguir estafando al pueblo que es quien paga sus delitos, y no pasa nada porque somos mansos, el iva al 21% por la gracieta de ZP y Rajoy y que siga el fútbol.

Puntuación 10
#1
J
A Favor
En Contra

Q ascazo

Puntuación 7
#2
erasmus
A Favor
En Contra

El sistema financiero en su conjunto sigue muy tocado, aunque se quiera hacer ver lo contrario. Mientras no se produzca una reactivación real de la economía, su situación no podrá mejorar y con la política del austericidio impuesta por Alemania, el BCE solo podrá actuar como bombero intentando evitar el colapso, que de no cambiar la orientación hacia políticas de crecimiento, terminará por producirse (sirva como ejemplo la ampliación de capital del Santander, que no será la última).

Castigar a Grecia no evita que las políticas seguidas sean completamente contraproducentes. Ahí están los endeudamientos públicos de la inmensa mayoría de los países del área europea, que no hacen sino aumentar de forma alarmante desde la aplicación de las medidas de austeridad sincronizadas.

Nunca unas medidas pro-cíclicas han sido capaces de mejorar una crisis global.

Puntuación 7
#3
btt
A Favor
En Contra

Como que no

Que devuelvan cuanto robado y prestado sobre nuestros hombros y a ver lo bién que van.

Podeis seguir con los cuentos todavia la verdad es que sois quebrados y que nos vamos a pagar hasta el ultimo dia de nuestra vida en este pais de MMMMM

Puntuación 7
#4
???
A Favor
En Contra

CAJA ESPAÑA DUERO (CEISS) + UNICAJA = GRUPO UNIMIERDA.

Aunque estos no sean gran banca, más bien lo anterior.

Puntuación 4
#5
Lc
A Favor
En Contra

Ya, que quiten del balance como activo los creditos fiscales y ya me contarán

Puntuación 3
#6
Pancho Colate
A Favor
En Contra

El RESCATE (asi, con mayusculas, lo diga quién lo diga) en el que estamos metidos como pais, cortesía de las Entidades Financieras quebradas (por mala gestión y/o chorizeos variados)tiene como efecto colateral positivo (positivo para esta gentuza, se entiende) que, al no dejar quebrar a esas Entidades, las "relativamente menos fastidiadas" ahora alardean de buena gestión e ir sobrados de recursos. ¿Por que tengo yo -y usted- que pagar la prepotencia de esta caterva de impresentable?

Puntuación 0
#7
Francisco
A Favor
En Contra

Estupendas noticias. Si los grandes salvaron sus balances a costa de beneficios fuera de la peninsula, ahora ganan tambien aqui. Esta clarisimo el cambio de ciclo. Si POTEMOS y demás terroristas no logran abortarlo, tenemos un lustro de crecimiento, bajada del paro y reorganizacion de la matriz economica. El problema vendra --como siempre-- en acomodarse, dejar las reformas dolorosas y volver a apoyarse en los sectores faltos de tecnologia. Por lo menos las cajas de ahorro han desaparecido y si eliminan el resto de banca estatal, la proxima crisis sera mucho menor.

Puntuación -1
#8
paradissimo
A Favor
En Contra

Bajada del paro??? sera por inanicion

Puntuación 0
#9
Pedro Rio
A Favor
En Contra

Bueno, estos a los que les va bien, es lógico que voten al PPPsoe.

Puntuación 0
#10
J.R.F
A Favor
En Contra

¿Retorna a los beneficios?,claro robando y haciendo ampliaciones como el Santander,solo para accionistas institucionales y dejando al pequeño inversor al margen.Atajo de ladronees,banqueros y politicos,os llegará vuestra hora.

Puntuación 0
#11