Empresas y finanzas

Don Simón, 40 años apostando por la calidad e innovación en el mercado

  • Actualmente, Don Simón es una marca que está en más de la mitad de los hogares en España y está presente en más de 150 países

"Voy a comer con Don Simón". Cuatro décadas han pasado desde que esta frase célebre se convirtiese en un eslogan repetido en los hogares españoles y en una de las más notorias e impactantes campañas de publicidad.  "Nuestra idea era transmitir al consumidor que Don Simón era el mejor vino para comer con él todos los días, y de ahí surgió la frase "Voy a comer con Don Simón", recuerdan desde la compañía. Su creatividad, agilidad e innovación han sido un factor clave en el desarrollo de García Carrión, y la publicidad se ha convertido en uno de los pilares más importantes de la empresa.


Innovación

La apuesta de la compañía por la innovación ha sido otro de los ejes fundamentales para convertirse en la marca española de bebidas más conocida en nuestro país. A principios de los años 80 -adelantándose a los nuevos canales de distribución y hábitos de consumo de la sociedad española- apostaron por un envase no retornable. "El objetivo era vender vino en un envase no retornable que fuera práctico". Un desafío a la tradición. De esta forma, impulsaron la tecnología brik. "A pesar de todas las dificultades, nosotros creíamos en el proyecto, y estábamos convencidos de que, dando una calidad superior a la que había en ese momento en vinos, el consumidor lo aceptaría", aseguran. 

El brik revolucionó el mercado del vino y en menos de dos años, Don Simón se convirtió en líder del mercado. No obstante, el verdadero éxito del vino Don Simón fue su calidad y no su envase. De hecho, lo sigue siendo. La calidad que acompaña a todos los productos son la clave de su éxito.

Diversificación

Asimismo, la diversificación ha sido uno de los pilares en los que se ha basado el crecimiento de la empresa. Ya en 1986 la empresa familiar se convirtió en una empresa nacional para más tarde tener presencia internacional, llegando a estar presente actualmente en más de 150 países. 

El primer producto que se eligió para entrar en un sector de bebidas no alcohólicas fue el zumo. "Estábamos convencidos de que haciendo las cosas bien, y dando calidad, no solamente se le podía llamar Don Simón al zumo, sino a otra serie de bebidas". 

Por ello, además de zumos naturales, cuentan con una serie de productos como gazpacho, sangría, tinto de verano, caldos, bebidas vegetales, cremas o veggies, smoothies y limonada. Y todo, bajo la marca Don Simón. 

40.000 agricultores y sostenibilidad

Desde la década de los 90, se decide apostar de forma estratégica por el zumo de naranja recién exprimido en España hasta dar lugar a uno de los proyectos estrella de la la compañía: la planta de Don Simón en Huelva. Esta se encuentra rodeada por millones de naranjos, en la que se realiza un cultivo prácticamente ecológico con  un gran compromiso medioambiental.

Todo ello unido a la colaboración con más de 40.000 agricultores tanto para la parte de zumos como de vinos, representa un claro ejemplo de la apuesta del grupo por la agricultura de proximidad; ya que desde hace muchos años, García Carrion tiene acuerdos a largo plazo con agricultores.  

Además, con el foco puesto en la sostenibilidad y coincidiendo con el aniversario de sus 40 años, Don Simón ha lanzado un nuevo vino tinto tempranillo y blanco verdejo en botella de cristal ecológica de 1 litro, por lo que es más ligera que el resto de botellas de 1 litro de cristal del mercado.

Con todo ello, y gracias al esfuerzo, el cariño y la dedicación de la empresa familiar Garcia Carrion, -que en 2020 ha celebrado 130 vendimias-, la marca Don Simón, que este año cumple 40 años, es todo un referente internacional en más de 150 países y mantiene la calidad para seguir siendo reconocida en cualquier rincón del mundo.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin