Empresas y finanzas

Navia, apuesta de Ence por Asturias

  • Sostenibilidad y creación de empleo y riqueza, ejes prioritarios para Ence Navia
Biofábrica de Ence en Navia.
Madrid

Apoyada tradicionalmente en sectores como el siderúrgico, y en energías como el carbón, buena parte de la industria asturiana se encuentra en la actualidad atravesando importantes dificultades, incluidos recortes de producción, inversión y empleo. La pérdida de competitividad de muchas de las plantas de producción existentes dentro del mercado global, así como la necesidad de avanzar hacia fuentes de energía sostenibles y de futuro, supone un reto para las empresas que desarrollan su actividad dentro de las fronteras del Principado. De todas ellas, Ence – Energía y Celulosa protagoniza una de las apuestas más importantes por el empleo y la creación de riqueza desde su biofábrica de Navia, para la que ha presentado ambiciosos planes, a los que destinará más de 450 millones de euros de inversión.

La planta de Ence en la localidad del Occidente de Asturias produce celulosa de un elevado grado de pureza, al mismo tiempo que genera energía renovable a partir de biomasa forestal. Su producción, considerada de alta calidad en el mercado internacional, se destina en mayor parte a la exportación. Hasta un ochenta por ciento de la celulosa que salió de la biofábrica el pasado año se distribuyó por toda Europa: Alemania, Italia, Francia, Austria, Reino Unido o Polonia fueron sus destinos.

Un 80% de la celulosa que salió de la biofábrica se distribuyó por toda Europa el año pasado

Todo ello, cumpliendo las más estrictas medidas de control ambiental nacionales y europeas, lo que le ha valido el sello ambiental de los países nórdicos, la distinción "Nordic Swan".

Es por ello que la biofábrica de Ence en Navia es la más eficiente fábrica de celulosa de eucalipto de Europa.

Actualmente se ejecuta la última fase del proyecto de mejora denominado "Navia 80". Además, la firma, dentro de su Plan Estratégico para el periodo 2019-2023, sitúa a Navia como la principal apuesta de futuro del grupo en el sector de la celulosa, a través de dos vertientes: crecimiento y diversificación.

Ence proyecta para su biofábrica de Navia la instalación de una nueva línea de fabricación de celulosa destinada a productos absorbentes e higiénicos, y otra dirigida a la elaboración de fibras para uso textil, como la viscosa. El objetivo es diversificar la cartera de productos de la firma hacia nuevos mercados, donde se han advertido oportunidades de negocio para seguir liderando el mercado europeo de la celulosa de eucalipto. La inversión total superará los 450 millones de euros, con los que la biofábrica verá incrementada su seguridad, su comportamiento ambiental y su fiabilidad, así como su eficiencia y flexibilidad.

Es una fibra de origen natural, procedente de materias primas renovables y de origen local

En lo referente a la viscosa, o rayón, se trata de una fibra muy versátil, procedente de la celulosa, que puede imitar el tacto de la seda, la lana, el algodón o el lino. Es una fibra de origen natural, procedente de materias primas renovables y de origen local, que está llamada a sustituir a las fibras de origen sintético, derivadas del petróleo, en múltiples usos, sobre todo el textil. La compañía propietaria de la planta asturiana estima que su demanda crecerá de manera importante en los próximos años, ante la imposibilidad de producir más algodón por la limitación de espacio y la progresiva sustitución en los hábitos de vida de la ciudadanía de los productos derivados del plástico por otros más sostenibles.

El impulso a la biofábrica de Navia supondrá, además, un importante estímulo para la economía del Principado, mediante la creación de más de 150 puestos de trabajo directos en la planta, y un millar si se tiene en cuenta los indirectos y los inducidos en empresas relacionadas con la actividad de la compañía. Y todo ello en el Occidente de Asturias, una zona eminentemente rural en la que resulta cada vez más urgente fijar población para evitar el éxodo de los sectores más jóvenes a las grandes ciudades.

Imagen: Biofábrica de Ence en Navia.

Economía circular y sostenibilidad

Ence hace una apuesta, de esta manera, por la bioeconomía, y para seguir profundizando en un negocio que es modelo de la economía circular.

Además, la apuesta de Ence por Navia redundará de manera positiva en el sector forestal del Noroeste de la península ibérica. La compañía, en línea con su política de sostenibilidad, fomenta una mejor y más avanzada gestión de los recursos forestales para mejorar la producción de las plantaciones, aumentar la riqueza y el empleo que generan en el medio rural, e incrementar la cantidad de madera y biomasa que se produce. Del mismo modo, Ence continuará impulsando la certificación forestal en España, un sistema que garantiza un modelo de gestión ecológico y responsable, no sólo de sus masas forestales, sino extendiendo esta política a su entorno inmediato, fomentando la certificación de las superficies de sus socios y colaboradores.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum1

navegante las herencias deben de ser para los herederos y no para el gobierno de turno
A Favor
En Contra

Pués mi enhorabuena a dicha empresa lo mismo que a Duro Felguera por su subida en estos tres días de bolsa.

Puntuación 0
#1