Empresas y finanzas

Liberbank advierte a sus inversores del riesgo de la inestabilidad política en España

Foto: Archivo

Liberbank ha advertido a sus inversores de que la incertidumbre generada por la inestabilidad política en España podría tener un impacto negativo en la economía del país, de la que depende principalmente el negocio del banco.

En el folleto continuado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), consultado por Europa Press, la entidad señala que cualquier cambio adverso en la misma economía española "podría afectar negativamente a Liberbank".

En concreto, el banco ha indicado que la inestabilidad política y social en España ha aumentado en los últimos años, generando una incertidumbre que podría tener un impacto en la economía española.

"Si las tensiones políticas o sociales resurgieran o se intensificaran, se podría producir un impacto sustancial negativo tanto en las condiciones financieras como en el escenario español macroeconómico actual en general", recoge el documento.

Asimismo, Liberbank ha advertido a sus inversores de que, si bien "se aprecian mejoras" en los principales indicadores de la economía española, como la recuperación de la demanda interna, esta sigue enfrentándose a "grandes obstáculos" que pueden influirle de manera negativa.

Entre otros, la entidad ha apuntado a la elevada tasa de desempleo, el alto nivel de morosidad, el elevando nivel de déficit público, los tipos de interés de la zona euro, la variación del tipo de cambio, la desaceleración de la economía mundial y las tensiones geopolíticas, que podrían derivar en un aumento de los términos de intercambio, el precio del petróleo y otras materias primas.

Asimismo, ha incidido en la inestabilidad política y económica derivada de aspectos nacionales e internacionales, como el impacto de la salida del Reino Unido de la Unión Europea o la escalada de tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

Por otro lado, el folleto indica que el grupo Liberbank está expuesto a procedimientos administrativos, judiciales y de arbitraje sobre los que puede predecir su alcance, contenido o resultado.

En esta línea, destacan las numerosas reclamaciones iniciadas por sus clientes en relación con contratos de préstamos hipotecarios en los que los demandantes solicitan la nulidad de las denominadas cláusulas suelo.

Al cierre de junio, los préstamos hipotecarios a particulares en situación normal que contenían cláusulas suelo activas tenían un saldo vivo de 313 millones de euros, lo que representa un 1,3% de la cartera crediticia bruta del grupo.

Liberbank también ha advertido del impacto de una eventual resolución desfavorable para la banca por parte del Tribunal de Justicia de la UE sobre el Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios (IRPH). Al cierre de marzo, el importe de los préstamos hipotecarios otorgados a particulares y referenciados a este índice era de unos 209 millones de euros (99,5 millones otorgados a los empleados del grupo).

Reputación y aumento de la competencia

Otros riesgos sobre los que Liberbank ha advertido a sus inversores son la mala reputación del sector financiero y el incremento de la competencia.

En concreto, ha resaltado que la naturaleza de su negocio requiere que se mantenga la confianza de clientes, inversores, acreedores y el mercado en general, pero está inevitablemente afectado por un riesgo reputacional consistente en la eventual actuación indebida del personal.

Por otro lado, ha alertado de que el mercado financiero español es "altamente competitivo" y las reformas del sector han impulsado la competencia entre las entidades nacionales y extranjeras. Además, ha recordado que la tendencia hacia la consolidación del sector bancario ha generado entidades "mas grandes y fuertes" que compiten con Liberbank.

"Es posible que Liberbank no pueda competir con otros bancos que ofrezcan a través de Internet servicios en línea más amplios y eficientes a sus clientes de los que ésta ofrece actualmente a los suyos. En la medida en que Liberbank, que cuenta con medios técnicos, económicos y humanos limitados frente a otras entidades de mayor tamaño, no sea capaz de retener a sus clientes para que no trasladen parte o la totalidad de sus operaciones a la competencia, tanto sus negocios como situación financiera y resultados podrían verse afectados negativamente", ha reconocido.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.