Agro

El aceite de oliva español, cada vez más valorado por los turistas que nos visitan

Un gran número de turistas prueban los aceites de oliva por primera vez durante sus vacaciones estivales en nuestro país. Una experiencia que les acompaña cuando vuelven a sus lugares de origen. El ingrediente "estrella" de la Dieta Mediterránea es cada vez más popular entre los extranjeros, que valoran su sabor, versatilidad y contrastados beneficios para la salud

En el primer semestre del año el número de turistas que han visitado España creció un 3,8%, hasta superar los 38 millones. Eso significa que nuestro país se encamina hacia un nuevo récord de recepción de turistas, superando los 82 millones recibidos en 2018.

Son decenas de millones de turistas que tienen su primer contacto con nuestro país y con nuestra cultura, a través de la comida. De hecho, esos visitantes gastaron 13.670 millones de euros en alimentarse en 2018, según los datos de la Encuesta de Gasto Turístico que elabora el Instituto Nacional de Estadística. Es más, se estima que casi una quinta parte de ellos, tienen como primera motivación para visitar España nuestra gastronomía. Una gastronomía que no se entendería sin su ingrediente estrella, el aceite de oliva.

Primer contacto

Para muchos de ellos, esta visita supone el primer contacto con los aceites de oliva de España y del resto de la Unión Europea. Estamos hablando de un número enorme de nuevos consumidores que pueden seguir disfrutando la experiencia cuando vuelven a sus países de origen. De hecho, cada vez lo tienen más fácil, ya que España exporta más del 65% de todos los aceites que comercializa a más de 170 países repartidos por todo el globo.

La Interprofesional del Aceite de Oliva Español ha querido conocer qué percepción tienen los visitantes extranjeros sobre este alimento, pudiendo comprobar en líneas generales que aprecian y valoran su calidad y sabor y, de forma creciente, sus efectos positivos para la salud.

Fruto de esta encuesta, el británico Len Ross destaca, por ejemplo, que la gastronomía, junto al clima y su gente son las principales razones que le motivaron a viajar a España y es el aceite de oliva uno de esos ingredientes que no se quiere perder. "Me gusta mucho y lo utilizo en mi país, con ajo, pan y vino español", confiesa.

En Colombia no era muy común tomar aceite de oliva hace algunos años, pero actualmente la población lo demanda mucho más gracias al auge de la dieta mediterránea, explica Ángela Pacheco. "En mi país se conoce la gastronomía española como cocina mediterránea y el aceite de oliva va dentro. Se utiliza sobre todo para mojar pan y en guisos". La chilena Consuelo Parra es estudiante de cocina y afirma: "Me encanta utilizar el aceite de oliva en todos mis platos".

Junto al sabor, calidad y versatilidad gastronómica, muchos turistas valoran los efectos beneficiosos para la salud del consumo regular de aceites de oliva, pilar fundamental de la Dieta Mediterránea. "Sí, lo he probado y me encanta. Lo tomo a diario en mis ensaladas y para todo", apostilla la brasileña Teresa Shillong , tras remarcar lo variada y saludable que le parece la gastronomía española.

En el hogar de la chilena Clemencia Nicolás, asimismo, descubrieron el aceite de oliva hace años, cuando apenas se conocía en el país y "desde entonces sólo utilizamos Aceite de Oliva de España y a diario porque es la opción más sana". Martha Soler argumenta que "en Colombia lo utilizamos para todo tipo de platos y ensaladas. Además, ahora que no puedo tomar muchas grasas, el aceite de oliva es la único producto que compro".

Versatilidad gastronómica

La riqueza de usos culinarios de nuestro "oro líquido" se erige como otra de las opciones más valoradas por los turistas que llegaron este verano a nuestro país. "Siempre utilizamos el aceite de oliva español; es el único que compramos. Y lo hacemos para preparar desde platos serios hasta incluso palomitas", aclara la chilena Irene Sepúlveda. "Lo conocemos y nos encanta. Recurrimos al aceite de oliva para freír, tomar con pan y para acompañarlo con comidas. En mi hogar compramos siempre picual", esgrime su compatriota Gustavo Ledezma.

Al mexicano Carlos Gonsier también "le gusta bastante" el producto aunque lo reserva a "comidas muy especiales y para algunas ensaladas". "Yo soy de Bolivia y en mi país el único aceite de oliva que vemos es el español. Y, por supuesto que lo utilizamos, tanto en ensaladas como en general. Allí tenemos preferencia por el aceite de oliva", muestra Saliselo Ríos, si bien no todos los encuestados tienen una adecuada información sobre los orígenes del producto. Es el caso de la canadiense Alison Kihoit, que no había oído hablar del aceite de oliva de España hasta que ha visitado nuestro país: "Creía que el aceite de oliva venía de Italia", asegura sobre este ingrediente, sorprendida, que en todo caso considera "fantástico y delicioso".

Muchos de esos millones de turistas que visitan este verano España ya han hecho un sitio al aceite de oliva en sus despensas. Y, lo más importante, lo harán para siempre.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0