Emprendedores-Pymes

Cinco consejos para lidiar con los compañeros de trabajo tóxicos

  • Hay que marcar límites claros para evitar ser contaminados y atrapados

Un trabajador tóxico puede afectar negativamente a la empresa, ya que contamina el clima laboral, baja la productividad y sus costes se disparan. Lo mejor con este tipo de trabajadores es alejarse, huir, pero no siempre es posible; incluso muchas veces toca trabajar con ellos mano a mano.

Para aprender a convivir con este tipo de personas tóxicas y no contaminarse ni caer atrapado en su tela de araña, desde el portal de empleo Infojobs ofrecen una serie de consejos.

1. Identificación

Lo primero que hay que hacer es reconocer a las personas tóxicas. Las hay de muchos tipos: los dispuestos a hacer lo que sea para medrar, los cotillas, los manipuladores, los victimistas...

2. Marcar límites

Para vencer a un compañero tóxico hay que conocer su estrategia y desactivarla. Hay que evitar al máximo la comunicación con ellos, y no dejarse atrapar por sus propósitos, siempre negativos. Hay que dejarles claros los límites y ser firme con los mismos.

3. Discutir solo ideas

Al final, con un compañero de trabajo obliga a convivir, por mucho que lo mejor sea alejarse. Eso supone tener que comunicarse con ellos en reuniones. Si surge una discursión hay que limitarse a discutir solo las ideas, sin entrar en personalismos. Ese es el momento que están esperando para desarrollar sus más bajas estrategias.

4. Ayuda o mediación

En ocasiones hace falta buscar ayuda. Para mejorar las cosas y evitar meterse en el fango se puede buscar la mediación de un superior o del departamento de RRHH.

5. Mejor solo

En una empresa grande se pueden buscar nuevas compañías con las que relacionarse. Pero en las pequeñas compañías a veces no es posible; en esas ocasiones, muchas veces es mejor estar solo que mal acompañado. Cuanto más lejos de los puntos tóxicos, mejor.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud