Editoriales

Urge una renovación interna en la SGAE

Llueve sobre mojado en cuanto a escándalos en la SGAE. Así, tras el presunto desvío masivo de capitales del expresidente Teddy Bautista y el fraude en la gestión de derechos de televisión, la SGAE protagoniza otro episodio que hunde aún más su imagen. Se trata de un posible saqueo de 92 millones en el reparto extraordinario de derechos de autor en 2012 y 2013, que la Policía ya investiga.

Al igual que en el resto de escándalos que han salpicado a la institución, la directiva tampoco actuó, bajo la presidencia de Antón Reixa, ni ha tomado ahora medidas para evitar irregularidades de tal calibre. Es preciso, por tanto, que la SGAE acometa una profunda renovación interna si pretende recuperar algún día un mínimo de la credibilidad de la que hoy carece.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint