Economía

Los sindicatos piden a caixabank negociar los ajustes sin límite de tiempo

MADRID, 10 (SERVIMEDIA)

Los sindicatos solicitaron hoy CAIXABANK (CABK.MC)abordar la reestructuración de plantilla que pretende sin límite de tiempo, en vez de utilizar el procedimiento legal que otorga un mes de plazo para alcanzar un acuerdo y que si expira sin pacto deja vía libre a la empresa para aplicar unilateralmente sus medidas.

Según detalló la sección de UGT del banco, en la entidad "no se dan situaciones excepcionales que justifiquen" el uso del procedimiento legal. "En CCOO no compartimos la apertura de ninguno de los procedimientos traumáticos que plantea la dirección, y más considerando que todo apunta que los resultados de 2018 van a ser extraordinarios ('¿los mejores de la historia de CaixaBank?')", añadió CCOO en un comunicado.

La intención traslada por Caixabank pasa por acometer un ERE y negociar una modificación "sustancial" de las condiciones de trabajo y de movilidad geográfica para algunos trabajadores, indicaron las fuentes sindicales consultadas.

Sería para acomodar la plantilla al futuro modelo de sucursales, donde apostará por las macrooficinas Store, nutridas por un mayor número de gestores y con horario continuado hasta la tarde, pero que derivará también en la clausura de 821 sucursales, equivalentes al 18% de red actual.

En el primer encuentro celebrado hoy entre banco y sindicatos se ha constituído la mesa negociadora, compuesta por la parte laboral por 16 miembros más tres asesores, y CaixaBank fijó el calendario para los próximos encuentros en los días 17, 24 y 31 de enero. En el primero se ha comprometido a entregar el informe técnico, con las justificaciones del ERE y la necesidad de las medidas que quiere aplicar.

UGT desveló que ha propuesto al resto de sindicatos adoptar una plataforma conjunta de acción y negociación "como un instrumento eficaz de defensa" de los derechos de los empleados, y ha subrayado que "es urgente" negociar otros aspectos laborales que habían quedado postergados, como el plan de igualdad o la implantación del control horario.

CCOO sostiene que la apertura del proceso anunciado "no es inocua" e indica "una clara intencionalidad de la dirección" de "presionar en la negociación". "Es la plantilla quien cada día construye la cuenta de resultados y no merece sentirse en la cuerda floja, porque CaixaBank no está en una situación grave", agrega CCOO.

El banco no ha puesto números a las futuras bajas ni detallado cómo abordará las salidas, aunque sí que será un ajuste muy inferior al 18% previsto para la red de oficinas. Sin embargo, fuentes sindicales las estiman entre 2.000 y 2.600.

(SERVIMEDIA)

10-ENE-19

ECR/caa

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado