Economía

El presidente de sepi defiende que el contrato con arabia saudí "es un logro industrial del que todos debemos congratularnos"

MADRID, 07 (SERVIMEDIA)

El presidente de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), Vicente Fernández Guerrero, destacó este miércoles en el Congreso de los Diputados que el contrato de Navantia con Arabia saudí para la construcción de cinco corbetas "es un logro industrial del que todos debemos congratularnos" y anunció que ya ha entrado en vigor.

Así se expresó Fernández en una comparecencia en la Comisión de Industria, Comercio y Turismo de la Cámara Baja para informar sobre este contrato, donde también participó la presidenta de Navantia, Susana Sarriá.

El presidente de SEPI, tras afirmar que dicho contrato "es uno de los elementos fundamentales del plan estratégico de Navantia", recordó que alcanza los 1.813 millones de euros y que "es el mayor de la historia de los astilleros españoles con un cliente extranjero".

A este respecto, explicó que el plan estratégico de Navantia contempla que la compañía asuma una cartera de pedidos próxima a los 11.000 millones de euros hasta el año 2022, lo que supone que el contrato con Arabia Saudí representa cerca del 20%.

Además, valoró el hecho de que el contrato beneficiará a todos los astilleros de Navantia, ya que, aunque los buques se construirán en la Bahía de Cádiz, en Cartagena se fabricarán los motores y los sistemas de control de plataforma, y en los de Ferrol las cajas reductoras.

En esta línea, estimó que el contrato permitirá la creación de 6.000 empleos anuales durante cinco años. De ellos, unos 1.100 serán en Navantia, unos 1.800 en la industria auxiliar y los otros 3.000 serán inducidos en la cadena de suministradores.

"Supone un espaldarazo importante para que la compañía muestre sus capacidades tecnológicas e industriales a nivel internacional", añadió Fernández, que anunció que la primera entrega se producirá en octubre de 2021, y que las otras cuatro tendrán una cadencia de cuatro meses.

Por ello, mostró su "seguridad absoluta" con respecto a que el contrato va a seguir adelante una vez que se ponga en marcha el proceso de fabricación en el astillero de San Fernando (Cádiz) durante el próximo mes de enero.

CONTRATO "FUNDAMENTAL"

Por su parte, Sarriá explicó que Navantia vive "un contexto especialmente difícil" por la conjunción de tres factores: la caída del sector naval civil, los nuevos competidores de bajo coste en defensa y la contención del gasto militar en Europa, que han provocado una caída de los ingresos del 50% desde 2010,

"Eso hace ineludible abordar una transformación en profundidad de Navantia", admitió Sarriá, quien enmarcó en este contexto el plan estratégico cuya negociación espera culminar en breve, y en el que este contrato es "fundamental".

Además, destacó que la compañía cuenta con 5.000 trabajadores y que representa el 25% del empleo industrial en la provincia de Cádiz, el 11% en la de A Coruña y el 6% en Murcia. Asimismo, defendió que genera "un efecto tractor y es un referente de empleo fijo y de calidad en las comarcas donde estamos asentados".

Por último, en relación con el contrato de corbetas con Arabia Saudí destacó que es un modelo exportable para el mercado internacional con especial potencial en Asia y América Latina, donde la compañía aspira a conseguir nuevos contratos en el futuro.

(SERVIMEDIA)

07-NOV-18

JBM/gja

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin