Economía

Cataluña, el único gran obstáculo económico para España en 2018

  • El avance de la zona euro, la baja inflación y la estabilidad financiera juegan a favor del PIB
  • El paro y la deuda pública, cerca del 100%, son los dos grandes retos a corto y medio plazo

Tanto la economía española como la global encaran el año 2018 con un entorno económico de extraordinaria placidez. El escenario ha sido el más favorable de los últimos años, con un fortalecimiento tanto de los países desarrollados como de los emergentes. La zona euro ha conseguido avanzar al ritmo más elevado en la última década, Estados Unidos ha prolongado su ciclo expansivo sin perder dinamismo, algunas economías emergentes que se encontraban en recesión han comenzado a despegar y China, que había perdido algo de impulso, ha vuelto a acelerarse. Al mismo tiempo, el comercio mundial, tras varios años de atonía, ha vuelto a crecer a una tasa superior a la del crecimiento de la economía mundial: se estima en un 4,2 por ciento, frente a un avance económico global del 3,6 por ciento, según las cifras del Fondo Monetario Internacional (FMI).

No obstante, el ritmo de crecimiento, tanto en los desarrollados como en los emergentes, es inferior al registrado en la anterior etapa expansiva, aunque entonces dicho crecimiento se sustentó, al menos en estos primeros, sobre un intenso endeudamiento de los Estados. Sin embargo, también existen factores de la oferta que limitan el potencial de crecimiento en el momento actual, como el estancamiento -o incluso retroceso- demográfico y el reducido crecimiento de la productividad, circunstancia esta última cuyas causas son objeto de gran debate. Junto al lento avance de la productividad, otros rasgos que caracterizan la economía global después de la crisis son las bajas tasas de inflación y los reducidos tipos de interés reales, todo lo cual conduce a unas políticas monetarias que siguen presentando un carácter extraordinario.

Con estos positivos resultados, y con la reducción de las tasas de desempleo que los acompañan, es motivo de análisis y debate el reducido nivel de las tasas de inflación en el mundo desarrollado, así como el moderado crecimiento de los salarios en comparación con otras etapas de crecimiento. En la zona euro la tasa de inflación general se ha movido en los últimos meses en torno al 1,5 por ciento, y la subyacente, un par de décimas porcentuales por debajo, mientras que en Estados Unidos está ligeramente por encima del 2 por ciento, pero por debajo de las tasas que se registraban antes de 2008.

El 'freno' de la inflación

Esta anómala circunstancia está condicionando y retrasando el abandono, por parte de los bancos centrales, de las medidas extraordinarias de política monetaria de los últimos años. Así, Estados Unidos ha elevado los tipos de interés durante este año en menos ocasiones y en menor cuantía de lo inicialmente esperado. De esta forma, realizó dos subidas en marzo y en junio, hasta un rango de entre el 1 y el 1,25 por ciento, y ha realizado otra en diciembre. Por otra parte, el Banco Central Europeo (BCE) sorprendió en octubre con su anuncio de la prolongación de las compras de activos hasta septiembre de 2018, o incluso más allá si fuera necesario -si bien, por una cuantía equivalente, a partir de enero de 2018, a la mitad de la actual-, y su advertencia de que los tipos de interés permanecerían sin cambios durante un periodo "prolongado que superará con creces el horizonte de sus compras netas de activos". Antes de este comunicado se preveía un final más cercano para el programa de compra de activos, y se esperaba el inicio de las subidas de tipos de interés para los últimos meses de 2018. Ahora las expectativas se han reajustado, y ya no se esperan subidas de tipos hasta el segundo o tercer trimestre de 2019. En consonancia con ello, el tipo de cambio del euro frente al dólar sufrió una depreciación en los días posteriores a la reunión del comité de política monetaria, y el euribor a un año retomó con vigor la senda descendente, que se había frenado en las semanas anteriores a la misma.

El Reino Unido es un caso aparte, ya que, como consecuencia de la fuerte depreciación que sufrió la libra tras el referéndum del Brexit, su tasa de inflación se ha elevado hasta el 3 por ciento en los meses más recientes, y su ritmo de crecimiento económico se ha ralentizado hasta tasas anuales del 1,5 por ciento. El Banco de Inglaterra, por su parte, elevó en noviembre el tipo de referencia de su política monetaria hasta el 0,5 por ciento, y mantiene sin variación el volumen mensual de compras de activos.

Resistencia a la incertidumbre

En este contexto, y pese al impacto del desafío independentista en Cataluña, la economía de España podría crecer en el conjunto de 2017 en torno al 3,3 por ciento, muy por encima de lo que se pronosticaba hace un año, cuando las previsiones del consenso apuntaban a un 2,5 por ciento en el mejor de los escenarios.

De este modo, el brío de nuestras exportaciones ha conseguido empujar el sector exterior nacional, y a la vez contrarrestar el impacto negativo generado por la crisis institucional catalana en las últimas fechas.

En este sentido, nuestro crecimiento económico ha sido fuerte, pero además ha sido sano y equilibrado. De hecho, en este tiempo no se ha generado endeudamiento -al contrario, los agentes privados continuaron desendeudándose-, no ha habido déficit exterior, no se ha perdido competitividad en costes y se han creado más de 500.000 puestos de trabajo.

Además, desde el punto de vista sectorial, también ha sido un crecimiento equilibrado, con una gran aportación del sector industrial. Se trata, en definitiva, de un crecimiento sostenible y así debería continuar en 2018, año en el que seguiremos avanzando, pero en el que, lamentablemente, pagaremos un impuesto al crecimiento derivado de la incertidumbre generada por el conflicto catalán y que restará dos décimas al PIB de la economía española, situándose éste en un 2,8 por ciento.

Cataluña se resentirá

Aunque sin lugar a dudas el impacto en Cataluña será notablemente peor al del conjunto del país, detrayéndose su PIB en 5 décimas, si no más, según las estimaciones oficiales. Todo dependerá más allá de cómo se desarrolle el curso de los acontecimientos. Sin embargo, lo más grave no se produciría en 2018, cuando grandes empresas anunciarían el desplazamiento de su sede productiva, sino en el conjunto de la legislatura en marcha.

El azote no ha hecho más que empezar, y prueba de ello es que, además del traslado de sede social de más de 3.000 empresas en los últimos meses, los indicadores de confianza en dicha región ya han sufrido un descenso del 2,2 por ciento, intensificándose al 2,9 por ciento en el ámbito de la industria, y hasta el 5,5 por ciento en el caso de la hostelería y del transporte.

Además, los datos del mes de octubre con relación a la tasa de paro fueron desoladores, al registrar una subida de 14.698 desempleados. También han evolucionado negativamente las afiliaciones a la seguridad social, la compraventa de viviendas y las matriculaciones de vehículos. Y mientras que en España la llegada de turistas extranjeros subió un 7,4 por ciento el pasado mes de noviembre, en Cataluña cayó un 2,3 por ciento.

Factores de riesgo

Más allá, existen otros elementos de riesgo para nuestra economía, que suponen una amenaza en el medio y largo plazo.

La AIReF ya ha proyectado que nos harán falta al menos 20 años para rebajar el endeudamiento público desde el actual 98,7 por ciento del PIB hasta llegar al 60 por ciento. Sobre este aspecto, cabe recordar que tarde o temprano deberemos enfrentarnos a peores condiciones de financiación, la política monetaria ultraexpansiva, que tanto ha beneficiado los agentes económicos, no será eterna.

También es necesario tener presente que llegará un día en que los tipos de interés subirán, afectando a las finanzas públicas al alterar el coste financiero de la deuda, además de impactar indirectamente en las decisiones de consumo e inversión de los agentes privados.

Del mismo modo, también deberemos velar por cumplir con el objetivo de déficit con el fin de salir del protocolo de déficit excesivo. Conviene recordar que desde 2009, año en que se alcanzó se la cifra del 11,1 por ciento del PIB de déficit público, se inició un proceso de consolidación fiscal que ha tenido, como resultado, una reducción del mismo hasta niveles que se espera que estén por debajo del 3 por ciento en 2018, según el calendario previsto por la Comisión Europea (CE).

Vamos por buen camino en esta tarea, pero sobre este aspecto, la firma de los Presupuestos Generales del Estado para 2018 resultará prioritaria, no solo por tener un impacto positivo sobre el déficit y el desempeño económico, sino por el anclaje de estabilidad política e institucional que representa, hecho que repercute positivamente en la confianza de los agentes económicos y en la mejora del rating sobre nuestra economía. Un hecho prioritario para evitar que las condiciones de financiación de España, la llamada prima de riesgo, no se eleve castigando el interés del bono de deuda a diez años.

comentariosforum48WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

forum Comentarios 48

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

FELIZ 2018
A Favor
En Contra

SIDRA CHAMPAN EL GAITERO

FAMOSA EN EL MUNDO ENTERO

Puntuación 29
#1
forrest gump
A Favor
En Contra

Por favor tonterías las mínimas

Con las posibilidades de crecimiento que tiene todo Aragón Valencia, todo el sureste el resto del país...............Olvidemos Cataluña

Las empresas que salgan de Cataluña compensaran con creces la ruina que se cierne sobre Cataluña

Puntuación 27
#2
Bilbo
A Favor
En Contra

Ese mapa es mentira:

¡Tabarnia is NOT Catalunia!

Desde Tabarnia exigimos el derecho a la autodeterminación que los fascistas de Tractorlunia nos niegan.

Puntuación 29
#3
Tabarnés
A Favor
En Contra

Estamos hartos de los catalanes, Tarragona y Barcelona exigen su excisión de Cataluña y su conversión en comunidad autónoma independiente.

Hartos de la ruina independentista.

¡Excisión ya!

Puntuación 28
#4
Vacilón
A Favor
En Contra

Paña va bien.

Puntuación -17
#5
NO CONSUMAS PRODUCTOS SEPARATISTAS
A Favor
En Contra

DE LA WIKIPEDIA: AGUA MINERAL LANJARÓN

Lanjarón es una marca de agua mineral natural propiedad de Aguas Danone, SA (empresa española del Grupo Danone), que procede del manantial Salud en Lanjarón en el macizo de Sierra Nevada, Granada, España, donde también es envasada.

El 26 de junio del 2006 se hizo pública la fusión por absorción de Aguas de Lanjarón, S.A. por Font Vella S.A., pasando a crearse la sociedad Aguas Font Vella y Lanjarón, S.A., con sede en Barcelona. En 2016 cambió su razón social por Aguas Danone, SA.

NO CONSUMAS PRODUCTOS SEPARATISTAS

Puntuación 24
#6
Jordi
A Favor
En Contra

Viva Tabarnia, los del tractor nos roban. Cientos de millones que deberían ir a sanidad y educación gastados en la propaganda independentista.

Puntuación 25
#7
Tercera República
A Favor
En Contra

El gran obstáculo de España se llama Régimen del 78!

Puntuación -12
#8
A Favor
En Contra

Cuanta cultura economica que rezuma España!!!

Puntuación -5
#9
Pepe
A Favor
En Contra

Como que obstáculo. España sigue adelante. Derecho a decidir que comprar.

Puntuación 19
#10
Lloriqueras es un neo-nazi.
A Favor
En Contra

Más boicot, que los empresarios que se arruinen y los padres de familia en paro cojan al Lloriqueras y al PutschDemente por la solapa y les den su merecido. Y los jueces tienen que meter a toda esa camada Neo-nazi en la cárcel.

Puntuación 21
#11
Ojo al parche
A Favor
En Contra

Las gallinas que entran, por las que salen ....., que dice un humorista.

No se llama boicot, se llama derecho a meter en nuestro carro de la compra lo que nos dé la gana.

Me huelo que lo de Tabarnia es un subterfugio para intentar minimizar ese derecho a decidir qué se compra por el resto de los españoles, fingiendo que no se es lo que se es.. Que no os engañen !!!

Puntuación 18
#12
Ojo al parche
A Favor
En Contra

... Y si no, dónde se producen la cantidad de kks, que en exclusiva, por mor de los cambalaches políticos, se venden en exclusiva para toda España ??

En Lérida, en Borjas Blancas, en Gerona ???... NOOOOOO !.

Lo dicho, que no os engañen.

Puntuación 3
#13
garcia
A Favor
En Contra

LO QUE HABRÁ QUE HACER ES RECUPERAR LA EDUCACIÓN,SANIDAD, Y SEGURIDAD POR PARTE DEL ESTADO DE DERECHO ( ESPAÑA) COMO OCURRE EN LA MAYORIA DE LOS PAÍSES DECENTES, DEMOCRÁTICOS Y CUMPLIDORES DE LA LEY ..... Fue un gran error y a los resultados me atengo por la gran cantidad de gente manipulada y lo que han hecho es dar una puñalada por detrás.

Puntuación 26
#14
Pedro
A Favor
En Contra

30 años de doctrina supremacista tendrán que ser depurados por los tribunales. Ya está bien de mirar hacia otro lado, de permitir el latrocinio y la mentira, de indignidad. España debe sacarse el complejo y ser duro con los políticos que se saltan las leyes.

Puntuación 16
#15
J
A Favor
En Contra

Las empresas medianas,grandes salvo las q pasan por el aro tipo Mercadona no viven en exclusiva de vender a los catalanes. ESA ES la gran mentira del gobierno. Lo q no compra Cataluña lo compra su homónima competencia y el empleo por ende igual. 1 ej q no me atañe chocolates valor q crece en detrimento de Néstle y podría decir muchas pero trabajamos en esas y mejor no

Puntuación 3
#16
Menos lobo Caperucita
A Favor
En Contra

Si Cataluña es el unico obtaculo, ¿porque no le dan la independencia?.

Puntuación -1
#17
J
A Favor
En Contra

España en conjunto va un poco mejor quizás no tanto como dicen algunos, pero en la calle se nota y como español me alegro y quisiera q mucha gente q lo pasa mal y muy buena gente q hay en todas partes tuvieran más suerte, es bonito ver alegría y q se comparta. Así q os deseo como valenciano a todos los españoles mucha suerte en 2018 y muy feliz año . De verdad tengo ganas de ver ese halo de felicidad aunque fuera un poco engañosa q se respiraba hace años

Puntuación 15
#18
ris
A Favor
En Contra

Ayer fuí de supermercado:

Me lo pasé bomba escogiendo productos de comarcas y regiones no separatistas:

¿Peras de Lérida? (Independentistas) NO GRACIAS cogí de extremadura, un pelín más caras.

Y así con todo, ES MI DERECHO A DECIDIR.

Así haré con todo hasta que deje de ver al de la fregona en la cabeza y al tuerto en la tele.

Puntuación 11
#19
N
A Favor
En Contra

#17# Se le da .....pero primero pagar los 75 MIL MILLONES QUE DEBEN Y QUE ESPAÑA HA PUESTO SU "CARITA" PARA LOS MERCADOS LO CONCEDAN . ADEMAS ESTE AÑO QUEDA LIBERADA LAS C/C EN ANDORRA Y AHÍ ESTA EL PROBLEMA Y LAS PRISAS DE LOS INDEPENDENTISTAS A MUCHOS DE ELLOS SE LES DESCUBRIRÁ EL PASTEL

Puntuación 11
#20
plenilunio
A Favor
En Contra

El gran obstáculo de España son los Comunistas Podemitas pues se han quedado colgados entre los fantasmas de la Guerra Civil.

Puntuación 5
#21
fuckalmudena
A Favor
En Contra

ALMUDENA SEMUR ¡¡¡¡¡¡ te has lucido chica ¡¡¡¡¡¡ solo leyendo el titular veo que eres una becaria trepas que no fue la mas lista de la clase ¡¡¡¡¡

Puntuación 1
#22
fuckspain
A Favor
En Contra

el principal obstáculo para españa son los propios españoles ¡¡¡¡¡ gentuza aborregada que les están dando por el culo sin vaselina y aun así aplauden ¡¡

Puntuación -14
#23
FUCKSPAIN
A Favor
En Contra

yo practico boicot a productos españoles ¡¡¡¡¡¡ y lo cierto es que no me cuesta mucho ¡¡¡¡¡¡ fabricas poco y mas bien mierda ¡¡¡¡¡¡¡¡ aqui hay de todo ¡¡¡¡ seguros en compañías capital extranjero ¡¡¡que se pudra mapfre ,la mutua madrileña ,caeser¡¡¡¡¡ seguro medico lo mismo ¡¡¡¡¡

la leche ATO , aceite de lleida ¡¡¡¡¡stop mercadona, gasolina en PETROCAT ¡¡¡¡

Puntuación -17
#24
Anvi
A Favor
En Contra

Al 23.

El principal obstáculo para los de Tabarnia son los de Tractoria.

Puntuación 16
#25