Economía

Más de la mitad de la deuda pública del Estado está en manos de extranjeros

El 51,6% de la deuda pública del Estado en circulación estaba en manos de inversores extranjeros al cierre de 2016, casi dos puntos por debajo del porcentaje del 53,4% que representaba en 2015, según datos aportados por el Tesoro Público.

Con los datos actualizados a enero de este año, los extranjeros poseen el 50,8% de la deuda pública del Estado en circulación, con un total de 417.159 millones de euros de los 821.464 millones de euros del total de deuda en circulación en el mes de enero, según el Tesoro Público, que prevé que la contracción presupuestaria y el crecimiento económico contribuyan a que la reducción de la deuda respecto al PIB se acelere.

Fuentes del organismo dependiente del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad explicaron que 2012 hubo un "momento crítico" en España y otros países, tocados por la incertidumbre sobre la sostenibilidad del euro y del proyecto europeo, y se produjo una importante salida de inversores no residentes, lo que redujo su peso al 36,5% del total en el caso español.

Tras ese año, la deuda en manos de no residentes ha ido aumentando en los años sucesivos, al 43,8% en 2013, al 49,6% en 2014, al 53,4% en 2015 y al 51,6% con el que cerró el año pasado.

Además de los inversores extranjeros, del total de 821.464 millones de euros de deuda en circulación en enero, el 49,2% se encuentra en manos de instituciones, entidades o ciudadanos españoles, correspondiendo en un 17,5% al Banco de España (143.628 millones) y en un 15,7% a las entidades de crédito residentes (129.341 millones).

Las mismas fuentes del Tesoro señalaron que el programa de compras del Eurosistema, iniciado en marzo de 2015, ha contribuido a aumentar "sustancialmente" la cuota de la deuda del Estado en manos del Banco de España, desde el 9,03% del total que presentaba a finales de 2014.

Además, desde el Tesoro indicaron que la cifra de deuda pública en manos de entidades de crédito residentes (15,7% del total) es mucho menor que la cifra a vencimiento (22,4%) porque los bancos españoles son aportadores netos de colateral de deuda del Estado a entidades no residentes a cambio de liquidez. Desde agosto de 2012, las entidades de crédito residentes han disminuido su posición de deuda del Estado en más de 18.400 millones.

Al Banco de España y a las entidades de crédito nacionales le sigue el 7,2% correspondiente a entidades de seguros (58.929 millones), el 2,8% a fondos de inversión residentes (22.728 millones) y el 2,3% a las administraciones públicas (18.910 millones).

El resto de la estructura de tenedores de la deuda del Estado se reparte entre las empresas no financieras (12.740 millones), con un 1,6%; fondos de pensiones (12.521 millones), con un 1,5%; personas físicas (2.8212 millones), con un 0,3% y otras instituciones financieras (2.679 millones), con otro 0,3%.

Evolución desde inicios de la crisis

Los datos que maneja el Tesoro Público muestran que la deuda pública en manos de las administraciones públicas españolas ha pasado del 13,2% registrado en 2007, en el inicio de la crisis, al 2,3% en enero de 2017.

Parte de la caída en el porcentaje de la deuda en manos de las administraciones públicas obedece al mayor uso de los recursos del Fondo de Reserva de la Seguridad Social realizado en los últimos años para poder abonar las pensiones, según detallaron las fuentes del Tesoro, que recordaron que buena parte de los recursos contemplados en el subsector de las administraciones públicas se corresponden a la llamada 'hucha' de las pensiones.

Respecto a las entidades de crédito, se ha producido un notable aumento en la última década, ya que en 2007 la deuda pública en sus manos apenas representaba el 3,6%, tras lo que pasó a multiplicarse por tres en 2009 (16,4%) por el programa de compras del Eurosistema.

En el caso de las entidades de seguros domésticas, que ostentan el tercer puesto entre los tenedores de deuda, se ha ido manteniendo su peso respecto a la deuda pública, ya que en 2007 suponía el 7,2%, bajando hasta su menor nivel en 2009 (4,1%) desde que ha ido aumentando hasta el 7,3% con el que cerró el ejercicio pasado.

Aceleración de la reducción de deuda

Desde el Tesoro Público, las mismas fuentes subrayaron que el ratio de deuda respecto al PIB ha dejado de crecer de una forma "muy significativa", y está empezando a reducirse, si bien todavía de forma "gradual".

No obstante, esperan que el crecimiento de la economía española, que el departamento de Luis de Guindos prevé que alcance el objetivo del 2,5% a cierre del ejercicio, unido a la corrección presupuestaria, sean factores que contribuyan a que esa disminución de la deuda se vaya acelerando.

Además, han puesto en valor que tras la crisis y el inicio de la recuperación, el coste de las emisiones se ha ido reduciendo significativamente desde el año 2011, cuando se llegó a alcanzar un 4%, mientras que ahora se sitúa en torno al 0,6%, y la vida media de la cartera de deuda se aproxima a los siete años.

"Todo ello nos lleva a un escenario de más normalidad", remarcaron desde el Tesoro Público, que han hecho hincapié en la relevancia de la mejora de estos indicadores, ya que todavía España sigue teniendo que emitir a unos volúmenes elevados. "Con la contracción presupuestaria y el crecimiento económico deberíamos hacer que nuestra emisión continúe reduciéndose y los elementos de normalidad se vayan acentuando", remarcaron.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum1

fernando
A Favor
En Contra

Hay que iniciar un proceso penal contra el Sr. Rajoy, De Guindos, Cospedal, Soraya, y Montoro. Todos estos señores y señoras, han estado mintiendo a los españoles, sobre el verdadero endeudamiento público. 170 % del PIB. Ruina para 50 años.

Puntuación 5
#1