Economía

¿Cómo sería España si se diese una Gran Coalición 'a la alemana'?

  • Los partidos germanos han logrado consensos en temas cruciales
La canciller alemana, Angela Merkel.

Hay sustanciales diferencias entre una Gran Coalición (como en Alemania) y apoyar mediante la abstención a un Gobierno en minoría, lo que el PSOE ha hecho con el nuevo Ejecutivo español liderado por el popular Mariano Rajoy.

Los socialdemócratas alemanes se enfrentaron, como el partido socialista, a uno de sus peores resultados tras la cita electoral. Ya habían formado desde 2005 a 2009 una Gran Coalición con la CDU de Angela Merkel, quien volvió a reclamar su ayuda para conseguir un Gobierno estable tras las elecciones de 2013.

Consultaron a su militancia y el 76% de ésta les dio el beneplácito para investir a Merkel, pero con varias 'líneas rojas': implementación del salario mínimo interprofesional (quedó establecido desde 2015 en 8,5 euros la hora o 1.440 euros al mes), poder reducir la edad de jubilación hasta los 63 años si se han trabajado 45, y la posibilidad de obtener la doble nacionalidad al nacer en Alemania si los padres son extranjeros.

Gobierno bicolor

La composición del Gobierno fue bicolor. El Partido socialdemócrata obtuvo seis Ministerios, entre los que se encuentran el de Trabajo, Economía y Tecnología, Exteriores y Justicia. Su líder a partir de entonces, Sigmar Gabriel, fue investido también vicecanciller.

Aunque está siendo una legislatura no exenta de discrepancias, ambos partidos han llegado a muchos puntos en común en estos tres años y medio y muestran posturas similares en temas cruciales, como la acogida de refugiados. También están de acuerdo en limitar las ayudas sociales a los extranjeros, así como en la implementación del acuerdo de la Unión Europea con Canadá (CETA).

Las diferencias en cuanto a gobernabilidad con el nuevo Ejecutivo español son notorias. En España, la abstención del PSOE sin condiciones puede complicar el Gobierno a Mariano Rajoy, que tendrá que pactar cada medida y puede enfrentarse a vetos importantes, pues no cuenta con una mayoría absoluta a su favor. En Alemania no hay duda de que todas las leyes que se aprueben en el Gabinete de ministros van a ser luego refrendadas en el parlamento.

Esta gran gobernabilidad también deja en un papel residual a la oposición, que no es clave para la toma de decisiones. Tampoco hay peligro de que el Gobierno caiga, a no ser que el Partido Socialdemócrata (SPD) rompa su pacto con Merkel, cosa con la que ha amenazado en varias ocasiones pero que nunca se ha planteado seriamente. La pérdida de popularidad del SPD ha ocurrido a la par que la del propio partido democristiano, debido al desgaste y a una nueva fuerza política emergente, Alternativa para Alemania (AfD) que ha ganado terreno político gracias a su rechazo en la acogida de refugiados.

A menos de un año de que finalice la legislatura, el SPD ha afrontado estos cuatro ejercicios sin apenas divisiones internas, todo lo contrario que el PSOE.

Futuro dudoso

A pesar de la facilidad para sacar adelante reformas, el ejecutivo de Angela Merkel va a tener complicado repetir esta fórmula tras las elecciones a la cancillería de 2017. Las encuestas pronostican que se tendrá que formar un tripartito (seguramente del SPD con los izquierdistas Die Linke y los Verdes) como parece posible que ocurra ahora en Berlín, al que llaman el "pequeño parlamento" alemán. Otra opción sería sumar a los Liberales (FdP) a la actual Gran Coalición.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum9

un absurdo
A Favor
En Contra

Es como el preguntarse cómo sería un círculo cuadrado, españa ni es ni puede parecerse a Alemania, hoy por hoy y en unas generaciones, no entiende la economía del esfuerzo y es extremadamente socialista para que se le pueda parecer, un absurdo, pretender que un gato sea un leon, un imposible.

Puntuación 22
#1
Ligera diferencia
A Favor
En Contra

"Consultaron a su militancia y el 76% de ésta les dio el beneplácito para investir a Merkel, pero con varias 'líneas rojas"

Esta es la diferencia: en Alemania se consulta a la militancia, en España se dan puñaladas.

Puntuación 24
#2
aristoleches
A Favor
En Contra

Alemania es el dueño del hotel y España el botones de la puerta sin sueldo y que tiene que dar la mitad de las propinas a la ETT que le contrata

Puntuación 19
#3
José Luis Benitez-Donoso Rueda
A Favor
En Contra

Alemania está quebrada y por la actitud mentirosa y egoista de la sr Merkel los alemanes van a sufrir mucho dentro de poco. Ya saben... mucha pomadita

Puntuación -9
#4
JMC
A Favor
En Contra

Comparacion absurda y sin concimiento de causa,ya que nada tiene que ver un aleman con un español,en cultura,educación,responsabilidad,como dice el 3 Alemania es el dueño u España el botones..................no hay color .....es lo que hay......triste pero es la verdad........y quien no lo quiera ver asi,pues ni puñetera idea

Puntuación 10
#5
das
A Favor
En Contra

catalunya la nueva alemania de europa, los catalanes si que somos alemanes, somos la repanocha la raza superior, superior superior

Puntuación -25
#6
Usuario validado en Facebook
Manu Martinez
A Favor
En Contra

Una españa a la alemana es donde el superhabit comercial es usado para invertir y comprar fuera del pais de españa para generar beneficios fuera y aumentar el pib de españa.ademas de adquirir mayor poder finaciero y economico......el 50% del pib aleman es generado fuera de alemania por este metodo,es parecido al gallego de amancio ortega.....86500 millones de euros

Puntuación 14
#7
chaver
A Favor
En Contra

Como nos gusta autoflajelarnos en este pais para parecer mas progres y por supuesto mas papistas que el papa, asi nos va.

Puntuación 9
#8
M. de mamandurrias.
A Favor
En Contra

En Alemania dimiten hasta por estornudar. En España no dimiten ni con agua hirviendo.

Partiendo de esta premisa, todo lo demás son chorradas, florituras y pitorreo.

Puntuación 6
#9