Economía

Economía.- En Comú lleva hoy al Congreso el impuesto sobre transacciones financieras

MADRID, 25 (EUROPA PRESS)

En Comú ha instado al Gobierno a situar "como objetivo prioritario" la aprobación de un impuesto para gravar las transacciones financieras con el fin de reducir "drásticamente" la especulación en los mercados y llevará esta iniciativa a la Comisión de Hacienda y Administraciones Públicas de este martes.

En una proposición no de ley registrada en el Congreso y recogida por Europa Press, la formación integrada en el Grupo Parlamentario de Unidos Podemos-En Comú-En Marea ha recordado que la propia Comisión Europea propuso en febrero de 2013 gravar estas operaciones y ha instado a dar cumplimiento a las recomendaciones "de manera inmediata y sin modificaciones" que rebajen su impacto.

Precisamente, este tema fue discutido en el Ecofin de este mes de octubre, donde los ministros de Economía y Finanzas de diez países de la eurozona, entre ellos España, reafirmaron su voluntad de implantar en un futuro próximo este impuesto.

En este sentido, más de 250 economistas y académicos de 24 países han firmado una carta dirigida a los líderes políticos de la Unión Europea para que acuerden finalmente este Impuesto a las Transacciones Financieras (ITF).

EL PARLAMENTO EUROPEO LO AVALO

Según ha recordado En Comú, el Parlamento Europeo ya instó a la Comisión Europea a implantar una tasa que se aplicará a todos los mercados, instrumentos y actores del mundo financiero. Finalmente, la Comisión aprobó en 2014 una directiva en este sentido, tomando como referencia un ITF de un 0,1% sobre las transacciones de acciones y bonos y un 0,01% a operaciones con derivados.

"Si bien estos valores representan tipos mínimos que los Estados pueden incrementar unilateralmente, la realidad indica que siguen siendo realmente bajos", lamenta la formación catalana, que incide en los "esfuerzos" de algunos países, como España, por "retrasar" la aplicación del ITF y por "reducir el tipo de derivados que se van a gravar, provocando así la mutilación de su potencial recaudador".

"Es por tanto evidente que la penosa evolución que está siguiendo hasta el momento la negociación para implantar un ITF destruye cualquier esperanza de que sea un impuesto ambicioso y justo que registre, controle y penalice las transacciones más especulativas", apostillan en la exposición de motivos de la iniciativa.

A pesar de todo, defienden que la implantación de un ITF, aunque fuera solo en diez países, seguiría significando "un avance sobre los mitos fiscales vigentes" y sería "un paso necesario para construir una fiscalidad global justa, progresiva y suficiente".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin