Economía

Sareb vende 2.800 inmuebles en el primer trimestre, un 26% menos

- Anuncia que “pronto” contará con un tratamiento contable “normalizado"

MADRID, 28 (SERVIMEDIA)

La Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) vendió un total de 2.800 unidades inmobiliarias en el primer trimestre del año, lo que supone un 26% menos respecto al mismo período del año anterior, aunque se marca un objetivo de 15.000 activos para este año.

Así lo indicó el presidente del llamado ‘banco malo’, Jaime Echegoyen, durante su intervención en la jornada ‘El papel de los distintos agentes en el mercado inmobiliario actual’, organizada por la Fundación de Estudios Inmobiliarios (FEI), quien dijo constatar “algo menos” de ventas, al pasar de las 32 diarias registradas el año pasado a las 26 actuales. Esto supone una caída próxima al 18%.

No obstante, apuntó que la parte de suelo crece de forma “muy notable”, lo que evidencia que “el profesional vuelve al sector con una visión a más largo plazo de lo que se tenía con la especulación”, lo que es “bueno” para la economía.

En todo caso, Echegoyen apuntó que el ‘banco malo’ tiene un objetivo “ambicioso” para este año de conseguir unas ventas de 15.000 inmuebles con “todo el cuidado y rigor”, así como devolver a un ritmo de 3.000 millones la deuda amortizada y un crecimiento del 40% en los ingresos por los planes de dinamización de ventas (PDV).

Sobre estos planes, Echegoyen detalló que se han alcanzado ya 670 acuerdos, con unas ventas medias del orden de tres millones de euros, y han supuesto ya la venta de más de 8.000 inmuebles, así como una reducción de deuda de 1.330 millones.

Echegoyen destacó la utilidad de estos planes que permiten otorgar mayor “tiempo” para la venta y permiten que desde el ‘banco malo’ se pueda “ayudar a la mayor parte de pymes inmobiliarias de este país a salir adelante”.

24.000 UNIDADES EN DOS ANOS

El presidente de la Sareb detalló también las principales cifras registradas en los dos años y medio de la sociedad anónima de gestión de activos transferidos por las cuatro entidades nacionalizadas (BFA-Bankia, Catalunya Banc, NCG Banco-Banco Gallego y Banco de Valencia), y por las entidades en proceso de reestructuración.

En este período, el ‘banco malo’ ha registrado unas ventas de más de 24.000 unidades inmobiliarias, ha registrado 25 operaciones de carteras del orden de 2.300 millones, unos ingresos superiores a los 9.000 millones y 5.700 millones de deuda amortizada. A esto se suma unos intereses pagados en dos años de entorno a 2.400 millones.

TRATAMIENTO CONTABLE “NORMALIZADO”

El presidente de la Sareb recordó que del medio millón de activos, hay unas 350.000 garantías que son de los “legítimos” propietarios, por lo que “la mercancía no es toda nuestra, aunque sepamos cuál es”.

Por ello, detalló que “si enseñáramos la mercancía, dentro de ocho años sólo tendríamos la mercancía mala y no seríamos capaces de venderla, y como tenemos que venderlo todo, a veces tenemos que andar haciendo encajes de bolillos”.

Por otra parte, Echegoyen se refirió al tratamiento contable especial para la Sareb como consecuencia de la valoración de los activos en origen, sobre lo que apuntó que “no tiene la mayor importancia”. En esta línea, sostuvo que se resolverá “pronto” y el ‘banco malo’ podrá disponer de un tratamiento contable “normalizado”, con una valoración de los activos que “será la que el regulador diga que tiene que ser".

(SERVIMEDIA)

28-ABR-15

JBM/SMV/caa

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin