Economía

Economía/Empresas.- Martinsa Fadesa trata de evitar su disolución al pedir a acreedores que conviertan deuda en capital

Recorta un 2,5% sus 'números rojos' en 2'13, hasta los 568,21 millones de euros

MADRID, 28 (EUROPA PRESS)

Martinsa FADESA (FAD.MC)ha solicitado a algunos de sus acreedores, titulares de créditos concursales, que los conviertan en préstamos participativos con el fin de que la empresa pueda restablecer su equilibrio patrimonial, actualmente negativo, y evitar así entrar en causa de disolución.

La inmobiliaria que controla y preside Fernando Martín también pedirá a la comisión de seguimiento del convenio poder convertir en préstamo participativo la deuda por intereses devengados por los créditos concursales, que asciende a 20,8 millones de euros.

Por el momento, la empresa indicó que su actual situación de patrimonio negativo se ve "corregida" hasta un importe de 133,6 millones de euros por los préstamos participativos vigentes y los cambios regulatorios que aprobó el Gobierno para evitar que la devaluación de activos llevara a la quiebra a las inmobiliarias.

Esta negociación de Martinsa para evitar la disolución es así paralela a la que la compañía ha abierto con sus principales bancos acreedores para reestructurar su deuda concursal, que actualmente se sitúa en 3.900 millones de euros.

La inmobiliaria aborda estos dos procesos de reestructuración casi tres años después de que en marzo de 2011 superara el mayor concurso de acreedores de la historia empresarial española, y de que el pasado mes reconociera que no ha podido pagar una de las anualidades del plan de pago de deuda con el que superó dicho concurso.

AUMENTA LOS 'NUMEROS ROJOS'

Martinsa Fadesa cerró el ejercicio 2013 con una pérdida neta de 568,21 millones de euros en el ejercicio 2013, lo que supone recortar en un 2,5% los 'números rojos' contabilizados un año antes, por las menores provisiones realizadas ante el deterioro del valor de los activos y a pesar del aumento de los gastos financieros, según informó la empresa.

La inmobiliaria detalló que sus cuentas incluyen dotaciones por deterioros de 368 millones de euros, y gastos financieros de 163 millones, de los que 147 millones corresponden a deuda concursal.

Martinsa contrajo un 27,8% su cifra de negocio el pasado año, hasta 109,87 millones de euros, por la reducción del número de viviendas entregadas (612 unidades). El beneficio bruto de explotación (Ebitda) se situó en un importe negativo de 46 millones.

A cierre del pasado año, los activos de la inmobiliaria presentaban un valor, según la tasación realizada por expertos independientes, de 2.923 millones de euros.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint