Economía

El multimillonario Warren Buffett dice que los ricos deberían pagar más impuestos

El Oráculo de Omaha sigue dando que hablar. Y es que el inversor más famoso del mundo pidió en público que le subieran los impuestos en un foro de excepción: el típico acto de recaudación de fondos para la aspirante a presidenta de Estados Unidos Hillary Clinton, que se celebró el pasado martes en un hotel de Manhattan.

Entre los 400 asistentes a la reunión se encontraba el presidente de Morgan Stanley, quien tuvo que tragarse perlas como "la gente que se gana la vida de esa manera (refiriéndose a las firmas de capital riesgo y brokers) debería pagar los impuestos que refleje su trabajo" de boca el ilustre inversor. Además, Buffett acusó al Congreso de haber sido el "planificador de impuestos" de las grandes fortunas al crear un sistema para que los ricos pagaran una menor proporción de sus ingresos que sus empleados y sirvientes.

La apuesta del millón

"Los 400 (en referencia a los asistentes) pagamos una menor parte de nuestros ingresos en impuestos que nuestras recepcionistas o que nuestras lavanderas", dijo el veterano patrón de Berkshire Hathaway ante ante una audiencia que pagó unos 4.600 dólares por la cena y otros 1.000 más por el cóctel.

Buffet predicó con el ejemplo diciendo que él paga un 17,7 por ciento los 46 millones de dólares que ingresa anualmente, mientras que sus empleados, ganando mucho menos, pagan de media un 32,9 por ciento llegando en algunos casos a tasas cercanas al 40 por ciento. Por si no quedaba claro, Warren se apostó un millón de dólares con cualquier miembro de la selecta audiencia que pudiera demostrar que, en proporción, pagaba menos impuestos que sus subordinados.

Las herencias, a debate

Pero las críticas a los ricos no terminaron ahí porque Buffet atacó la propuesta republicana de eliminar el impuesto de sucesiones, que supone ingresos de unos 30.000 millones de dólares al año a las arcas federales y que sólo afectaría a 12.000 familias. "Usted podría tomar esos 30.000 millones y darles 1.000 dólares a 30 millones de familias pobres, o ¿acaso debería favorecer a las 12.000 sucesiones y hacer que 30 millones de las familias menos afortunadas pagaran 1.000 dólares adicionales?", dijo Buffett.

Cuando Buffet fue preguntrado que por qué era demócrata, el mago de las inversiones contestó que los republicanos probablemente piensan que "si gano 80 millones de dólares al año, Dios debe de haber querido que pagara menos impuestos". Además, añadió que tanto Hillary Clinton como Barack Obama le parecían buenos candidatos, y que apoyaría a cualquiera de los dos.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud