Economía

Bruselas da luz verde a destinar 1.200 millones en ayudas a un proyecto de computación del que participa España

  • Se prevé que movilizará una inversión privada de 1.400 millones de euros
El comisario de Justicia, responsable también de Competencia, Didier Reynders
Bruselasicon-related

La Comisión Europea ha dado su visto bueno este martes a destinar 1.200 millones de euros en ayudas a un proyecto de Interés Común sobre tecnologías de computación y en la nube en el que participa España y otros seis Estados miembro.

Concretamente, Bruselas permitirá dotar de 1.200 millones de euros para poner en marcha infraestructuras y servicios en el ámbito de tecnologías en la nube y de computación, del que participan además de España, Francia, Alemania, Hungría, Italia, Países Bajos y Polonia.

Los siete países concederán esta financiación en forma de ayudas, que se prevé que movilice otros 1.400 millones de euros en inversiones desde el sector privada. Esta iniciativa abarca 19 empresas, entre ellas pequeñas y medianas empresas que pondrán en marcha 19 proyectos.

Se trata del primer proyecto de interés común centrado en tecnologías en la nube y de computación y que forma parte de los esfuerzos de la UE por poner en marcha un ecosistema de procesamiento de datos. Incluirá herramientas para procesar e intercambiar datos que permitirá desarrollar a nivel comunitario tecnologías y servicios de datos en la nube que sean fiables.

Las compañías que formen parte del proyecto desarrollarán softwares open source, que permitan servicios que operen en tiempo real y que hagan posible reducir la necesidad de transmitir gran cantidad de volúmenes de datos a servidores en la nube centralizados.

Concretamente, estas iniciativas buscan impulsar la transición verde y digital. Lo hará a través de un software que desarrolle la infraestructura necesaria para construir las capas de la nube. También desarrollará una arquitectura de referencia que sirva de modelo para la creación de un sistema en la nube, desarrollar servicios avanzados en la nube que puedan desplegarse en diferentes proveedores de red y, por último, impulsar aplicaciones vinculadas a sectores, como el energético o el marítimo.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud