Economía

VOX condiciona el apoyo al presupuesto de Zaragoza en reducir la cooperación al desarrollo, la ZBE y el Plan Zamoray

El portavoz de VOX en el Ayuntamiento de Zaragoza, Julio Calvo.
Zaragoza

El portavoz del grupo municipal de VOX en el Ayuntamiento de Zaragoza, Julio Calvo, ha reconocido que el Gobierno municipal PP-Cs, ha incluido en el proyecto de presupuesto de 2023 muchas de sus enmiendas presentadas en anteriores ejercicio, pero ha subrayado que sus líneas rojas estarán condicionadas por la reducción de la partida de Cooperación al Desarrollo, el rechazo a la creación de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) y la inversión al Plan de regeneración del entorno de las calles Zamoray-Pignatelli.

Calvo ha apuntado este viernes en rueda de prensa que "no han entrado en negociaciones de ningún tipo" y están estudiando el proyecto de presupuestos de 2023 de cara a las comparecencias de la próximas semanas. "Veremos --ha dicho-- si por parte del Gobierno PP-Cs quieren iniciar alguna ronda de negociaciones o si por el contrario tendremos que debatirlo en los debates presupuestarios en el salón de plenos, de ellos dependerá".

El portavoz municipal de VOX ha avanzado que van a pedir una rebaja de la partida de Cooperación al Desarrollo no porque estén en contra, sino porque consideran que "no es una competencia municipal" y que el ayuntamiento no dispone de medios para controlar el destino final de estas subvenciones. "Hay numerosas necesidades en la ciudad como para estar preocupándonos de otros países, eso debe ser una competencia única, exclusiva e indelegable del Gobierno central", ha esgrimido.

Respecto a la Zona de Bajas Emisiones, Calvo ha recalcado que se trata de "una medida discriminatoria", que va a penalizar a aquellos habitantes con menos recursos que no dispongan de coches de alta gama o de vehículos híbridos o eléctricos.

Asimismo, ha anunciado que van a estar "muy pendientes de que se invierta lo que se tiene que invertir" en el plan de regeneración de las calles Zamoray-Pignatelli. Mientras que en relación a las inversiones en polígonos industriales, Calvo ha remarcado que tratarán de "aumentar su cuantía"

Por otra parte, ha criticado que hayan desaparecido de estos presupuestos las partidas derivadas de los ingresos de la zona azul, y ha adelantado que también pondrán el foco en el asunto de la Romareda, las piscinas de la Almozara, cuyo concurso quedó desierto, o en la subida del coste de la luz.

Listas electorales

"No queremos entrar de momento en la polémica sobre las listas electorales que nos parece, ahora mismo, una frivolidad, lo importante son las cosas que se tienen que hacer y las que se han dejado de hacer", ha manifestado el portavoz de VOX en el Ayuntamiento de Zaragoza.

Respecto a los candidatos del PP a la Alcaldía de Zaragoza, ha sostenido: "Nos da lo mismo uno que otro, da lo mismo que sea Jorge, María o Natalia, lo importante no son las personas, sino qué es lo que piensan hacer". "En esta corporación se han dejado muchas cosas por hacer pero tenemos la convicción de que un gobierno de izquierdas hubiera sido muy malo para la ciudad. No hay más que mirar allí donde gobiernan".

"Tenemos en Aragón --ha añadido-- las mayores listas de espera sanitarias, una de las más altas presiones fiscales de toda España y los períodos de pago a proveedores más lentos".

En este sentido, Calvo ha anunciado que el objetivo de VOX de cara a las próximas elecciones es formar parte del próximo Gobierno municipal, y si es posible, del autonómico, porque "será la única forma de que se hagan las cosas que deben hacerse" como simplificar la estructura administrativa del ayuntamiento, reordenar competencias, abaratar costes y crear una verdadera estructura de captación de empresas, ha enumerado.

"A lo largo de esta corporación se han perdido oportunidades irrepetibles para Zaragoza y para Aragón", ha lamentado Julio Calvo.

El portavoz de VOX ha criticado "la falta de determinación" del alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, para solucionar problemas de la ciudad.

"No ha sido capaz de desalojar el Instituto Luis Buñuel, a pesar de las sentencias judiciales que han determinado que la cesión de ese espacio fue irregular; ni de desalojar la cárcel de Torrero o de sustituir el manual de lenguaje inclusivo que le dejó redactado ZeC", ha detallado, al tiempo que ha agregado que la capital aragonesa ha sufrido "un deterioro evidente de la movilidad urbana al tiempo que ha aumentado la siniestralidad".

Falta de sintonía

Por otra parte, Julio Calvo ha lamentado la "falta de sintonía" entre el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán; y del de España, Pedro Sánchez".

Ha hecho alusión también a la sentencia del PAR del magistrado titular del Juzgado de Primera Instancia número 18 de Zaragoza, Diego Gutiérrez, que ha anulado el XV Congreso que celebró el Partido Aragonés (PAR) el 24 de octubre de 2021, en el que fue reelegido presidente Arturo Aliaga, con 210 votos, frente a la candidatura presentada por Elena Allué, que obtuvo 190. "Lo que introduce un incremento de la inestabilidad en el Gobierno de Aragón", ha considerado.

Respecto a "la moción insólita" que anunció la portavoz municipal del PSOE, Lola Ranera, en la que pedirá la dimisión de Azcón como alcalde de la ciudad. "Obviamente no la vamos a apoyar", ha manifestado Calvo al tiempo que ha indicado que compatibilizar su cargo de presidente del Partido Popular con la alcaldía es "algo habitual en la política española".

"Debemos reconocer que Jorge Azcón ha sido decepcionante en muchos aspectos, que no ha introducido los cambios que la estructura y el funcionamiento que el consistorio necesitaba, pero debo reconocer que somos rehenes de nuestra responsabilidad, y nuestra primera responsabilidad fue que Zaragoza no siguiese gobernada por los partidos de la izquierda", ha recalcado.

La candidata del PSOE en las pasadas elecciones era Pilar Alegría y "solamente a la vista de como está ejerciendo sus funciones como ministra de Educación, nos hace pensar que efectivamente actuamos bien en su momento evitando que fuera la alcaldesa de la capital aragonesa", ha apostillado.

Frente a la candidatura de la socialista, Lola Ranera, Calvo ha recordado una de sus frases en el salón de plenos: "No le tolero que diga que BILDU es indecente", a la cual se ha referido como "absolutamente significativa y demoledora". "Y solo esa frase la desacredita como representante de los zaragozanos y mucho más como candidata para las próximas elecciones", ha reiterado.

Nivel nacional

Por otra parte, Calvo ha manifestado su preocupación por "la deriva política a nivel nacional", ya que este viernes se cierra el plazo en el Congreso de los Diputados para la presentación de enmiendas de la reforma del delito de sedición, "una medida de extrema gravedad".

En relación a la reforma delito de malversación, ha dicho que se trata de "un punto de no retorno para el PSOE, y que si efectivamente se concreta, España habrá dejado de ser una democracia homologable con las democracias occidentales y habremos pasado al 'selecto club' de las repúblicas bananeras". "El hecho de que se reforme un delito para satisfacer los deseos de los delincuentes es algo insólito en cualquier país civilizado", ha lamentado.

Respecto a los intentos de modificación legal para que el Gobierno pueda nombrar sus magistrados en el Tribunal Constitucional sin esperar a que nombre los suyos el Consejo General del Poder Judicial, Calvo ha indicado que el presidente de España, Pedro Sánchez, "intenta meter a dos antiguos miembros de su Gabinete, que han participado en la redacción de las normas que posteriormente el Tribunal Constitucional deberá de juzgar".

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments