Motor

El Cupra Formentor rompe esquemas con su diseño deportivo y su motor híbrido enchufable

Cupra ha cumplido un año de vida y para celebrarlo acaba de presentar el concept Formentor. Lo que se esconde tras ese nombre mallorquín es el anticipo de un SUV de carácter deportivo y con motor híbrido enchufable, que tiene el honor de ser el primer Cupra de desarrollo propio. Ya conocíamos el Cupra Ateca, que sí tiene base en el Seat Ateca, pero este modelo parte de una hoja en blanco y va directo a por esa clientela que demanda no solo prestaciones sino toda la tecnología exigible a un coche de hoy.

El diseño es lo primero que salta a la vista en este concept car que, suponemos, será bastante parecido al modelo final por sus líneas realistas. De su carrocería llaman la atención la altura al suelo, que es más bien baja, la agresiva zaga con difusor y cuatro salidas de escape, los marcados nervios laterales o el color azul petróleo mate que aporta un toque bastante moderno y combina realmente bien con la pintura en cobre mate presente en el logo del frontal y en las pinzas de freno (los discos, por cierto, son ventilados y perforados).

Del interior, los responsables de Cupra destacan su elevada calidad. En cualquier caso, las imágenes oficiales dejan a la vista un diseño moderno, claro, funcional y de aspiración minimalista, en el que son protagonistas los asientos tipo backet de cuero y con respaldo de carbono, el volante deportivo, la instrumentación 'Digital Cockpit' y la pantalla de 10 pulgadas situada en la parte alta de la consola. Muy curioso resulta el selector del cambio DSG, que va situado en pleno túnel central y tiene unas proporciones mínimas, cosa que es algo habitual en coches con etiqueta premium pero no tanto en modelos más generalistas. Salvando las distancias, se da un cierto aire a la palanca del nuevo Porsche 911, ahí queda ese dato.

¿Y qué hay en las entrañas de este coche que está llamado a relanzar la joven marca del grupo VW? Probablemente, la opción más realista hoy, es decir, una mecánica híbrida enchufable con autonomía eléctrica suficiente (50 km) como para lograr el distintivo ambiental "Cero Emisiones".

Una jugada redonda, ya que a esta parte tan políticamente correcta, el Cupra Formentor suma una dinámica divertida y unas prestaciones presumiblemente buenas. O muy buenas, ya que son 245 CV los que entrega ese motor híbrido. Por lo demás, sabemos que el coche se beneficia de una transmisión automática DSG, del chasis adaptativo DCC y de una dirección progresiva. Conociendo las buenas manos del equipo de gente que pone a punto los productos Cupra, no hay duda de que el Formentor será de lo mejorcito de su segmento en cuanto a sensaciones.

Pero para saber esto y muchos otros detalles habrá que esperar. Primero, hasta el Salón de Ginebra (quedan pocos días), donde la marca dará a conocer una información más detallada sobre el concept; después, hasta que salga el modelo definitivo a producción, que será a lo largo de 2020.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0