Motor

Corea del Sur acusa a Nissan de manipular las emisiones de gases al 'estilo Opel'

Nissan Qashqai.

El gobierno de Corea del Sur anunció este lunes que planea multar al fabricante japonés Nissan, acusándolo de manipular las emisiones contaminantes de los motores diésel del todocamino Qashqai. No obstante, el fabricante japonés negó inmediatamente tales informaciones.

El Ministerio de Medio Ambiente de Corea del Sur dijo que iba a "retirar" centenares de unidades del Qashqai después de encontrar "pruebas sobre que las versiones diésel están equipadas con un sistema para que parezcan menos contaminantes". Esta medida se enmarca dentro de las investigaciones llevadas a cabo en 20 modelos por las autoridades surcoreanas a raíz del escándalo de Volkswagen. Seúl impondrá a Nissan una multa de 330 millones de wones (247.000 euros al cambio actual).

"Nuestras investigaciones han concluido que Nissan ha manipulado ilegalmente sus datos de emisiones", afirmó el Ministerio en un comunicado. Según las autoridades del país asiático, los Qashqai investigados portarían un dispositivo de desactivación que ayuda a apagar el sistema de gestión de emisiones cuando la temperatura del motor supera los 35ºC en condiciones de conducción normales, un hecho que se destapa tan solo cinco días después de que el diario alemán Der Spiegel y la cadena pública germana ARV acusaran a Opel de haber utlizado, presuntamente, dispositivos inteligentes con idéntica función.

Nissan lo niega

Asimismo, el Ministerio añadió que presentará una demanda contra Takehiko Kikuchi, jefe de Nissan Korea, ante la Oficina Fiscal del Distrito Central de Seúl. "Nissan no ha manipulado las emisiones de sus vehículos. El Qashqai ha sido homologado conforme a las normas coreanas y Nissan no tiene ni utiliza medios ilegales para engañar o hacer trampas en los vehículos que fabrica", explicó el fabricante japonés en otro comunicado.

La firma nipona también aseguró que se muestra dispuesta a colaborar con el gobierno surcoreano: "Nissan se compromete a respetar la ley, para cumplir y mejorar las normas en todos los mercados en los que operamos". Seúl ha otorgado un plazo de diez días a Nissan para presentar su defensa antes de hacer efectivas las sanciones.

Por su parte, el grupo francés Renault, que conforma actualmente con Nissan una alianza, no hizo declaraciones sobre el tema tras ser cuestionado por AFP. La pasada semana, Nissan selló la compra del 34% de Mitsubishi por casi 2.000 millones días después de que la segunda compañía admitiera haber utilizado pruebas de eficiencia energética engañosas en sus coches desde 1991.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0