Motor

El renting prevé cerrar 2021 con un incremento de las matriculaciones del 20%

  • Este aumento será insuficiente para superar los datos de 2019
  • Los particulares ya suponen el 49,9% de los clientes del renting

El sector del renting prevé cerrar el ejercicio 2021 con un incremento de las matriculaciones del 20% en comparación con los datos de 2020, cuando se matricularon un total de 209.272 vehículos.

Pese a este incremento en las compras, seguirá siendo insuficiente para superar los registros de 2019, cuando se matricularon un total de 302.900 unidades.

Así lo ha dado a conocer hoy el presidente de la Asociación Española de Renting de Vehículos (AER), José-Martín Castro Acebes, quien ha señalado que el peso del sector sobre el total de las matriculaciones acabará el año entre el 23% y el 24%, debido al incremento que se prevé que experimente el conjunto del sector de la automoción de cara al final del ejercicio.

Asimismo, el directivo ha señalado que "el cierre de año mantendrá cifras de crecimiento que incluso podrían ser algo superiores a las que ya aventuramos, (crecimiento del 4% en el parque y de más del 10% en clientes) y con un incremento en las matriculaciones, que se verán beneficiadas con la puesta en marcha de las distintas convocatorias Moves III y la modificación de los tramos del impuesto de matriculación".

En los seis primeros meses del año, el peso del renting sobre el total de las matriculaciones en España es del 25,4, lo que supone un alza de 3,2 puntos en comparación con el mismo periodo del ejercicio anterior.

En cuanto a la distribución del crecimiento del parque por segmentos de clientes, las personas físicas (autónomos y particulares) vuelven a ser las que más aumentan, con un incremento del 26,2%, y 25.606 unidades sumadas al parque, que ya se cifra en 123.266 vehículos, lo que supone un peso del 16,22%. El segundo segmento que más crece es el de las empresas pequeñas (de 1 a 4 vehículos) que elevan sus cifras un 12,4% (19.567 unidades), y sitúan su parque en 176.561 unidades y un peso del 23,2%. De su lado, las empresas medianas (de 5 a 24 vehículos) incrementan su parque un 5,7% (7.358 unidades), con un parque de 134.691 vehículos y un peso del 17,7%. Por último, las empresas grandes (más de 24 vehículos), pierden un 2,2% de su volumen y bajan su peso al 42,8%.

Una vez más, el segmento de clientes que más crece es el de particulares y autónomos que suma 24.854 nuevos clientes, el 72,8% del crecimiento total. De este modo, el 49,9% de los clientes de renting es una persona física (autónomo o particular). Las empresas pequeñas suponen el 43,7% de los clientes y han incrementado sus datos un 8,7%. Las empresas medianas y grandes también ganan clientes, un 6,2%, las primeras y un 6,1%, las segundas.

La inversión en la compra de vehículos se sitúa en el primer semestre del año en los 3.009 millones de euros, un 70,3% más que en el primer semestre de 2020. No obstante, si se compara con el mismo periodo de 2019 la inversión todavía es un 14,5% menor.

Asimismo, la facturación del sector entre enero y junio alcanza los 3.140,82 millones de euros, con un crecimiento del 13,2% en tasa interanual y un 3,6% superior al mismo periodo de 2019.

Para el presidente de la patronal, "los datos al cierre del primer semestre son un motivo de satisfacción para este sector que, a pesar de las circunstancias, sigue mostrando una gran fortaleza y cimentándose como una gran solución de movilidad para todos los segmentos de clientes".

En total, el parque de vehículos de renting alcanza los 760.170 vehículos en el primer semestre, lo que supone un incremento del 6,3%, sobre el mismo periodo de 2020.

El sector ha seguido sumando nuevos clientes, con un incremento del 16,7%, es decir, 34.106 más que al cierre del primer semestre de 2020. De esta manera, el número total de clientes se eleva a 237.483.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.